Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es



Librepensadores

‘PPSOE’ y Ciudadanos regresan a la casa común de la derecha: el centro

Andrés Herrero Publicada 12/04/2016 a las 06:00 Actualizada 12/04/2016 a las 13:57    
Etiquetas
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios 4

Desde el primer momento, las negociaciones para formar gobierno fueron un paripé, una cortina de humo.

Nunca existió la más mínima posibilidad de llegar a un acuerdo porque el pacto PPSOE-Ciudadanos estaba hecho de antemano, aunque metido en un cajón, aguardando el momento oportuno de salir a la luz, después de marear lo suficiente la perdiz para despistar a los votantes y que se traguen el indigesto y amargo sapo de la gran coalición, como antes apechugaron con los recortes o con la corrupción, es decir, haciéndoles ver que no había otra opción.

Bienvenidos de nuevo los partidos serios a la casa común de la derecha, donde lo único que falta es repartirse las habitaciones. Produce gran sensación de libertad que haya marcas variadas que vendan el mismo producto con distintos envoltorios para que la gente tenga donde elegir, cumpliendo lo dicho por Rothschild de que “voten a quien voten, siempre me votan a mí”.

Quien espere algo del PSOE, o crea aún que es de izquierdas (fe es ver lo que no existe), tiene que hacérselo mirar. Porque se necesita mucha imaginación, o llevar demasiadas dosis de telediario encima, para creer que votar al PSOE es de izquierdas, o votar al PP de centro.

Tenemos derecha franquista: PP; derecha neoliberal: Ciudadanos; derechas nacionalistas: PNV, DyL (CiU), CC…; y para completar el mapa, a PSOE y ERC, derechas travestidas de izquierda; todas ellas ramas diferentes del mismo tronco.

Pero que no se apuren, que en el centro caben todos. No falta ni una derecha, desde la de centro-centro homologada, hasta la de extremo centro, pasando por las marcas intermedias de centro-derecha y centro-izquierda. Tocamos al menos a un centro por votante, para que cada cual encuentre el suyo con facilidad. No es extraño que, con tan excelente oferta, combinada con la tradicional madurez del pueblo español, la sensatez siempre gane.

Ese es el panorama electoral. España es un país de izquierdas que siempre vota a la derecha, perdón, centro. Cuando llega el momento de la verdad, la gente tiene más miedo que ganas de cambio, y los jóvenes, que podrían ser algo más rupturistas y equilibrar un poco la balanza, están exiliados.

Poco importa que la desigualdad de riqueza siga aumentando escandalosamente, que las condiciones laborales continúen degradándose sin cesar, o que el estado de bienestar se lo estén cargando a pasos agigantados y las pensiones, la sanidad y la educación vayan camino de ser pronto un recuerdo del pasado.

Se vote una, dos, o cien veces, muy poco o nada cambiará, porque el espacio electoral está copado por los poderes fácticos, económicos, políticos y mediáticos, que reservan un rincón testimonial a la izquierda, se presente transversalmente, de canto o de frente, con coleta o sin ella.

Pensar que con la actual correlación de fuerzas se puede conseguir algún avance, es de ilusos: confundir los deseos con la realidad. La única manera de que la izquierda salga del agujero de la irrelevancia al que la han condenado, es, sin traicionarse en aras de la gobernabilidad, unirse en un programa común decente, atractivo, dejando atrás siglas, sectarismos, divisionismos y personalismos. Los mismos demonios que la llevaron al desastre durante la guerra civil.

O hace eso, o España seguirá siendo un país de ordeño y mando.



Andrés Herrero
es socio de infoLibre



4 Comentarios
  • 4 Maria del Mar benito 12/04/16 23:37

    Argumentos poco consistentes en este artículo, parece hecho por uno de los  famosos DECEPCIONADOS, la situación actual no es nada fácil  menos aún si con tanto decepcionado ,o no se que, volvemos a tener a Rajoy y su partido lleno de corruptos en el poder. 

    Responder

    Denunciar comentario

  • 3 paul michel 12/04/16 16:59

    ESTE ES POSIBLEMENTE EL MEJOR ANALISIS DE  LO QUE PASA EN REALIDAD EN ESPAÑA Y EN EUROPA.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 2 Rasec 12/04/16 13:44

    Una idea de la izquierda muy, muy pobre, una izquierda plenamente capitalista que tan solo pretende que el dinero cambie de bolsillo, que su únicoa aspiracion es la toma del poder. Una izquierda basada en simplones juegos de palabra (PPSOE), una izquierda que no pretende un cambio sustancial de la sociedad.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 1 DS 12/04/16 13:35

    Parece que a esos de la "new way" carcas pesoístas bien colocadaos en las entrañas del sistema, y que anteriormente fueron miembros de la izquierda mas variopinta o simplemente rebeldes, están ahora para dar consejos con Manifiestos manipulados a los partidos de la izquierda actual: Podemos, IU, Compromís. Que se lo miren y que no tengan cuentas en Panamá y que se cuiden de sus amigos tipo González-Vargas Llosa y zapaterillos. Para ellos es cuestión de estética que dejen de gobiernar los franquistas, por eso quieren un gobierno menos montaraz para su sensibilidad personal. Todos muy aseados. El pueblo necesita a estas élites seudo artísticas e intelectualoides para seguir viviendo,¡Piensan ellos!.

    Responder

    Denunciar comentario

Lo más...
 
Opinión
  • Muros sin Fronteras Ramón Lobo Ramón Lobo

    Las urnas y el casino

    Lo que le ha pasado a Matteo Renzi en Italia con su referendo fallido le va a suceder a Manuel Valls en las presidenciales de Francia.
  • Tiempos Modernos Miguel Sánchez-Romero Miguel Sánchez-Romero

    La ETA andaluza

    Los anhelos de los andaluces poco tienen que ver con la soberanía. Se parecen más bien a los del resto de españoles: trabajo y una wifi de calidad.
  • Nacido en los 50 El Gran Wyoming El Gran Wyoming

    Que no hable ni Dios

    Este estúpido circo que se ha montado en torno a Fernando Trueba no es otra cosa que la victoria moral de la extrema derecha en estos tiempos que corren.
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.
facebookLibre