Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es



Arte contra la crisis

Espacios alternativos... y con mucho arte

  • Ante la crisis o por la necesidad de innovar, diferentes galerías ofrecen nuevas maneras de mostrar -y vender- el arte
  • Las propuestas van desde el trueque a las exposiciones efímeras

Publicada 21/05/2013 a las 06:00 Actualizada 20/05/2013 a las 21:52    
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir

EL AUTOR
Adaptación, obra de Noemí Llantada a la venta en la galería PLAS.  GALERIA PLAS

Adaptación, obra de Noemí Llantada a la venta en la galería PLAS. GALERIA PLAS

Un paseante recorre una calle cualquiera de cualquier ciudad. Ante el escaparate, queda fascinado por un cuadro que ve colgar en el local por el que está pasando. Es una galería de arte, y él nunca ha entrado en un establecimiento así. Lo primero que se le pasa por la cabeza es que, por mucho que le guste lo que ve, no se lo podrá permitir. Tampoco está especialmente informado sobre las tendencias artísticas, así que no sabe si la compra le resultaría fructuosa. Se lo piensa un momento, y decide que no es para él.

Muchos galeristas, seguramente, se sentirían identificados con esta situación que, como casi todo, se ve agravada por la crisis. Quizá por eso, cada vez están brotando más iniciativas que, entre el juego y la imaginación, buscan nuevas vías para mostrar y vender el arte. Es el caso del espacio alicantino Parking Gallery que, a propuesta de la empresa de gestión cultural CMASD21, ha ideado una alternativa para animar al público tanto a conocer su local como a adquirir obras. Y todo, con una fórmula de lo más adecuada para tiempos de crisis: el trueque.

Bajo el nombre de Change Art, este sábado 25 de mayo la galería abrirá sus puertas para mostrar las piezas concebidas por 25 artistas. El público, por su parte, y previo pago de una entrada de dos euros, se armará de post it y lapiceros para dejar pegada su oferta, cuya aceptación quedará pendiente de los designios del artista.

“Este no está obligado al cambio si las propuestas no son buenas”, señala Jaime Pérez, dueño de Parking Gallery. “Pero por el momento la respuesta ha sido muy positiva, y ya ha habido gente que nos ha comentado qué va a ofrecer: desde clases de guitarra, a la cesión de un apartamento en la playa durante un mes o servicios dentales”.

Lo que los compradores –o, más bien, intercambiadores- se llevarán a casa, si al final su puja resulta aceptada por el autor, puede variar de fotografías, a pinturas, esculturas… “Recibimos un centenar de propuestas de artistas”, cuenta Pérez”, “y hemos seleccionado 25 con diferentes técnicas”.

Inspirado por una iniciativa belga de similares características, Pérez no pretende hacer de esta convocatoria algo continuo. “En principio la idea es hacerlo una vez al año”, explica. “Se trata de ser ingenioso y venir con una propuesta divertida para cambiar un poco la mentalidad de la gente y acercar el arte”.

Hago PLAS… y aparezco con un cuadro

En funcionamiento desde hace ocho meses, el proyecto de PLAS se fundamenta en una sencilla idea: montar una galería sin galería. Durante medio año, y a través de su página web, se dedican a promocionar a cuatro artistas, si no emergentes, no demasiado conocidos. Al cabo de ese tiempo, realizan exposiciones de un solo día en diferentes puntos de España, previa convocatoria, en locales que les son cedidos o que alquilan. Y una vez terminado el periodo de muestra física, vuelven a hacer girar la rueda con nuevos creadores.

“Queríamos presentar el trabajo de artistas que nos gustaban y promocionarlos”, explica Pedro Monzó, uno de los dos socios fundadores. “La idea es darles un empujoncito, para que tengan la visibilidad que no han tenido”. Más allá de las ventas presenciales, las obras también se pueden adquirir durante todo el año por Internet. “Pero es difícil, porque es medianamente caro y no tenemos mucho nombre”.

El cara a cara, el poder ver y sentir el arte, y también encontrarse con una persona con quien poder negociar o a quién poder preguntar, sigue teniendo su atractivo, según cree el galerista. “Además, queríamos crear algo más que una galería: buscábamos un espacio activo, que se mueva. Muchas veces ves cómo las galerías están vacías, son espacios casi muertos. Ellas, como tienen contactos y llevan muchos años pueden subsistir, pero nosotros necesitábamos otra cosa”.

Esa galería se escapa

Si hay alguien que se mueve por promocionar el arte, esa es la Walking Gallery. En fechas y lugares que se pueden consultar en su página web, son los propios creadores quienes hacen las labores de presentación de sus trabajos. Para ello, se arman de sus propias obras bajo el brazo, y se echan a las calles. Las próximas convocatorias: en San Sebastián, el día 24, Sitges, el 26, y el 1 de junio en Bilbao.

Hágalo usted mismo

¿Que no le convence lo que ve? Pues mónteselo usted mismo como quiera. Desde la asociación barcelonesa Arte Sostenible han traducido y adaptado el ebook colectivo Guerrilla Gallery. De descarga gratuita, la publicación ofrece inspiración sobre cómo montar una galería ambulante, organizar una exposición efímera o realizar cualquier tipo de intervención artística en el espacio público.

Escrito originalmente en formato Wiki, lo que implica que todo aquel que quiere puede participar en la elaboración, el texto es originario de EE UU. De ahí que Arte Sostenible haya añadido incisos o explicaciones sobre ciertas cuestiones que podrían resultar ajenas en España, como la idea de colocar obras de arte en un descampado sin ningún tipo de vigilancia, y esperar que todo aquel que quiera comprar algo lo vaya a pagar puntualmente.

Entre los puntos en los que abunda el ebook se encuentran las directrices para comisariar una muestra, cómo elegir la ubicación y la fecha o cómo realizar el inventario de las piezas, todo ello acompañado de ejemplos reales.



Lo más...
 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.
facebookLibre