Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es



Periodismo

Leila Guerriero, premio González-Ruano de periodismo

  • La periodista argentina, colaboradora de 'tintaLibre', obtiene el galardón por su crónica El bovarismo, dos mujeres y un pueblo de la Pampa
  • Se trata de un relato biográfico sobre una relación de amistad de la infancia

Publicada 25/09/2013 a las 21:43 Actualizada 26/09/2013 a las 12:23    
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir

La periodista argentina Leila Guerriero.

La periodista argentina Leila Guerriero.

CLASESDEPERIODISMO
La periodista argentina Leila Guerriero, colaboradora de tintaLibre, recibió ayer el premio González-Ruano de periodismo por el artículo El bovarismo, dos mujeres y un pueblo de la Pampa, publicado en octubre de 2012 en la revista colombiana El Malpensante. Guerriero (Junín, 1967), que escribe también para publicaciones como La Nación de Argentina o el suplemento cultural del diario El País, Babelia, sucede en el homenaje a periodistas y escritores como Félix de Azúa, Jorge Edwards, Gabriel Albiac o Carlos Fuentes. El galardón, que concede desde 1975 la Fundación Mapfre, y que está dotado con 30.000 euros y una escultura original de Venancio Blanco, tiene por objetivo ensalzar "la calidad literaria y el reflejo de algún aspecto de la realidad viva de nuestro tiempo" a través de las piezas premiadas.

La crónica seleccionada, género que practica habitualmente la periodista y que leyó ante el público la actriz Pastora Vega, recuerda y recrea una relación de la infancia de Guerriero, una amiga que, contra todo pronóstico, acabó suicidándose con arsénico en un acto que esta califica de “bovariano”, dado que así murió el personaje de Flaubert. Una ironía del destino para Guerriero, que solo a través de los avatares de su existencia acabó por comprender el trasfondo filosófico y existencial de la famosa novela. Más allá de aquella amistad improbable por la distancia entre los caracteres y las aspiraciones de ambas mujeres, el texto evoca sus inicios en el periodismo, en el diario Página 12, habla de su personalidad y su percepción del mundo, de su vocación por contar a través de las palabras.

En su discurso de aceptación, Guerriero quiso rememorar precisamente sus primeras incursiones en la escritura, a la que afirmó siempre quiso dedicarse en plenitud y no como “hobby de fin de semana”. “No ha pasado tanto tiempo desde que era una chica de provincias que quería vivir de la escritura y que no sabía cómo hacerlo”, afirmó, para después agregar que antes de todo aquello vino el gusto por la lectura espoleado por sus familiares, que le contaban relatos de Horacio Quiroga o historias de Las mil y una noches o la Biblia. “Luego quise ser yo la que contara”. Fue a partir de su traslado a Buenos Aires cuando, tras un largo periodo de “desazón”, se decidió a dejar uno de sus textos en la redacción de Página 12, sin habérsele ocurrido “jamás” hasta entonces convertirse en periodista.

“¿Por qué escribo?”, reflexionó en voz alta Guerriero, quien habló también de sus muchos viajes de trabajo y las innumerables personas e historias encontradas. “Quizá porque escribir es más fácil que evitar la sensación de sinsentido de no hacerlo. Es lo que me impide resbalar hasta el fondo de un hoyo, es lo que me separa del caos”. Sobre la posibilidad de transformar todo lo atestiguado en ficción, aseguró que ni se ve como ese tipo de escritora, “ni creo que la escritura periodística sea una escritura de bajo voltaje”. A modo de conclusión y homenaje, Guerriero quiso dedicar el premio a todos los periodistas.

El acto, que tuvo lugar en la sede de la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando de Madrid, estuvo encabezado, entre otros representantes, por Pablo Jiménez Burillo, director general del instituto de cultura de la Fundación Mapfre. Este subrayó lo “generoso” del artículo premiado, por su inmersión en la vida y el universo íntimos de la autora, a través de los que, apuntó, se puede reconocer la personalidad “lectora”, la “infantil”, la “divertida, elegante y convincente” y también la “adulta” de Guerriero. “No sé en qué proporciones está la vida, la literatura y el periodismo” en la crónica, concluyó, “aunque eso no importa”.


Lo más...
 
Opinión
  • Muros sin Fronteras Ramón Lobo Ramón Lobo

    Las urnas y el casino

    Lo que le ha pasado a Matteo Renzi en Italia con su referendo fallido le va a suceder a Manuel Valls en las presidenciales de Francia.
  • Tiempos Modernos Miguel Sánchez-Romero Miguel Sánchez-Romero

    La ETA andaluza

    Los anhelos de los andaluces poco tienen que ver con la soberanía. Se parecen más bien a los del resto de españoles: trabajo y una wifi de calidad.
  • Nacido en los 50 El Gran Wyoming El Gran Wyoming

    Que no hable ni Dios

    Este estúpido circo que se ha montado en torno a Fernando Trueba no es otra cosa que la victoria moral de la extrema derecha en estos tiempos que corren.
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.
facebookLibre