Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es



Periodismo

La ‘Operación Palace’ de Jordi Évole divide a espectadores y expertos

  • Jordi Évole: "Ha servido para denunciar que vivimos en un país que no es un paraíso de la transparencia"
  • La presidenta de la APM cree que se podría haber hecho un documental sobre el 23-F "investigando para decir cosas nuevas"
  • El falso documental reunió ante la televisión a 5.229.000 personas, un 23,9% de cuota de pantalla. La emisión (no deportiva) más vista de la Sexta

Actualizada 28/02/2014 a las 10:14    
41
    Envíalo a un amigo Imprimir
Anoche la Sexta emitió el mockumentary (falso documental) Operación Palace, que narraba una conspiración por parte de los políticos –y algunos medios de comunicación– para orquestar el golpe de Estado del 23 de febrero de 1981.

El falso documental contó con el testimonio cómplice de políticos de la época como Jorge Verstrynge (ex de Alianza Popular), Joaquín Leguina (PSOE), Felipe Alcaraz (PCE) o Iñaki Anasagasti (PNV), entre otros. También confesaban lo sucedido periodistas de la talla de Iñaki Gabilondo, Luis María Ansón o Fernando Ónega. Todos reconocen en el transcurso de Operación Palace su implicación en el falso golpe, al que el rey –o incluso la CIA– habrían dado el visto bueno y que contó con la participación del director de cine José Luis Garci.

Es al final del documental cuando aparece en las pantallas el mensaje "Nos hubiera gustado contar la verdadera historia del 23-F. Pero no ha sido posible". Se refieren al impedimento del Tribunal Supremo para acceder al sumario del juicio del golpe de Estado. Posteriormente, y tras reconocer el engaño, el conductor del programa, Jordi Évole, también daba explicaciones a los telespectadores: "Como mínimo nosotros hemos reconocido que era mentira lo que hemos contado. Seguramente otras veces también les han contado mentiras y nadie se lo ha dicho", afirmó antes de comenzar un debate –esta vez real– sobre el Golpe de Estado.

El propio Évole, en una entrevista esta mañana en la Cadena SER, ha reiterado que el objetivo del proyecto era "experimentar" y que los espectadores se plantearan si se tienen que creer todo lo que les muestran. Además, el periodista de Cornellà cree que el programa ha servido para "denunciar que vivimos en un país que no es paraíso de la transparencia". En cualquier caso, Jordi Évole dice entender las críticas, pero asegura que "la mayoría fueron positivas. Aunque el periodista afirma que no se hizo sólo "para hacer audiencia", el programa se convirtió en la emisión no deportiva más vista de la Sexta en su historia con 5.229.000 telespectadores y un 23,9% de cuota de pantalla.

"Es una película de ficción y no es periodismo"

La presidenta de la Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE), Elsa González, en declaraciones a infoLibre, reconoce que Operación Palace le sorprendió. González cree que el proyecto "despierta la intencionalidad de La Guerra de los Mundos de Orson Welles", aunque advierte que "este tipo de cosas deben medirse mucho porque pueden confundir a la gente". La presidenta de la FAPE valora el mockumentary como "laboratorio periodístico" pero insiste en que "hay que cuidar la credibilidad".

Más dura se ha mostrado la presidenta de la Asociación de la Prensa de Madrid (APM), Carmen del Riego, que afirma que Operación Palace "es una película de ficción y no es periodismo". Del Riego cree el que el periodista catalán "se ha equivocado" y que se podría haber hecho un documental sobre el 23-F "investigando para decir cosas nuevas". Además sostiene que, aunque fue "un engaño a los ciudadanos", "la mayoría de la gente no se lo creyó".

Juan Carlos Suárez, profesor titular de Ética y Deontología periodística en la Universidad de Sevilla, cree que el programa debió "delimitar desde el inicio que estamos ante una declaración ficticia" y, por tanto, "sin valor informativo". En cualquier caso, el profesor reconoce que el falso documental le dejó perplejo. "Me produjo un contraste entre necesidad de conocer la verdad y la facilidad que hay para manipular en los medios", comenta a infoLibre.

Reacciones de políticos en la red

Las redes sociales reaccionaron simultáneamente a la emisión del programa. Los tuiteros se debatían entre si el proyecto era una obra maestra o una broma de mal gusto. Gaspar Llamazares, diputado de Izquierda Unida en el Congreso de los Diputados, mostró su disconformidad con Operación Palace en su cuenta de Twitter.


También opinaron en esta red social algunos de los cómplices en el programa. Iñaki Anasagasti, del PNV, pedía disculpas tras descubrirse que el documental era falso y Felipe Alcaraz defendía el "experimento”. 

Por su parte, el coordinador federal de Izquierda Unida, Cayo Lara, ha recalcado esta mañana que el intento de golpe de Estado del 23 de febrero de 1981 "no fue una broma" y ha pedido que nos frivolice con este tipo de episodios que provocaron tanto "sufrimiento", informa Juanma Romero.


41 Comentarios
  • 41 BASTE 01/03/14 10:49

  • 40 Peloverde 25/02/14 15:56

    El momento político y social que vivimos nos ha llevado a la paranoia. Diariamente nos repetimos mil veces "no puede ser verdad" ante los acontecimientos diarios. Este estado ha anulado prácticamente nuestra capacidad para sorprendernos y por ello, con nuestras defensas bajas, el que más y el que menos miró entre asombrado e incrédulo, al menos por unos minutos, el programa de Jordi. Si se escuchaba con atención al poco rato empezábamos a sonreir y a admirarnos de lo bien que estaba preparado el programa. ¿Por qué no? Sería como la guinda del pastel de todas las mentiras que creen que nos tragamos. Genial Jordi, otros nos manipulan de verdad (porque no se puede estar atento a todo y alguna nos cuelan) y nadie se rasga las vestiduras. Quizá si se hubiera escuchado detenidamente en lugar de correr a volcar opiniones precipitadas en las redes sociales, se hubieran evitado muchos enfados.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 39 MMR 25/02/14 15:14

    Felicidades a Évole, se ha superado con lo del 23-F. Me apasionas Jordi. Soy fiel seguidora tuya.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 38 MUTX 25/02/14 13:30

    Yo es que alucino en colores. El programa fué magnifico, no encuentro otro adjetivo. Inteligente y divertido, ver a Garci dirigiendo el golpe, vamos que todos los que escriben, sesudos periodistas, hombres de tertulia y café que se raguen las vestiduras, que si la credibilidad y no se que más chorradas, pues que le vamos a hacer, para gustos, colores. Jordi Evole ha destapado el enchufismo en las Diputaciones, el accidente del metro de Valencia, el si de puede dialogar entre Mas y F.G. ¿Qué envias hay escondidas? Ha superado y con creces a muchos periodistas de este Pais y la envidia española sigue y sigue, pues no lo van a conseguir, el va a seguir y el domingo cambia de tercio y entrevistara a P.J. nadie a podido y ante él se ha rendido. Aprendan con humildad señores y no desbarren y si se sintieron durante unos minutos, yo tambien victimas del engaño, pues una sonrisa y que bien que me lo he pasado y a meditar lo que todavia puede estar oculto y por qué lo esta. Adeu

    Responder

    Denunciar comentario

  • 37 MadameX 25/02/14 12:52

    Me lo tragué, lo confieso. Según iba escuchando las declaraciones de unos y otros, me fui creyendo la falsa trama del 23 F, aunque en mi cerebro chirriaban algunos datos. Y antes que me diera tiempo a contrastar internamente la información, ya nos habían dicho que era mentira. Por mi parte le doy la enhorabuena a Jordi Évole y felicito a los que han participado en el programa por su sentido lúdico y su humor. El falso reportaje ha sido un ejercicio de humor crítico, con un trasfondo muy serio: 1º hacernos ver lo fácilmente que se puede manipular a los espectadores y 2º, tomar conciencia de la falta de transparencia y el secretismo de nuestro Estado, no sólo respecto al 23 F, sino sobre toda nuestra historia reciente. En mi casa se vivió el 23 F como una tragedia y con mucho miedo, porque mi familia temía una nueva ola de represión fascista, que ya había vivido en el pasado. No por ello me rasgo las vestiduras por este experimento, que potencia nuestro sentido crítico, tan necesario.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 36 Stefan 25/02/14 12:06

    5.229.000 personas encendieron la tele para ver un documental sobre el 23F que resultó ser una mentira. A ver si Évole devuelve a más de 5 millones de personas el tiempo perdido con este programa. Si calculamos que cada uno ha perdido 20 minutos, que podría haber invertido en algo más divertido o útil que ver una mentira, pues estamos hablando de casi 200 años de vida humana malgastada por un periodista en busca de fama y cuotas de pantalla. No creo que Évole valga tanto, ni mucho menos que tenga el derecho a hacerlo.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 35 godella2000 25/02/14 10:24

    Estoy un poco harto del "puritanismo" político y periodístico que parece querer acotar los temas que podemos o no tratar y cómo se enfocan. Somos ciudadanos libres y adultos. ¡Ya está bien!

    Responder

    Denunciar comentario

  • 34 malena 25/02/14 09:18

    ¡Las liado parda Jordi!, yo que viví ese momento, la verdad es que me lo creí aunque me chocaban algunas cosas, pero así es la mente humana, lo hacíais tan serio ¿que por que no?, cuando se vivía un tiempo tan revuelto y tan cerca de la dictadura. Aunque claro, ¿cómo se desconoce todo? ¿que puede haber de cierto o falso? AHÍ ESTA LA INCÓGNITA

    Responder

    Denunciar comentario

  • 33 Abora 25/02/14 08:45

    Creo que siempre he vivido en la invención y por tanto algunos sujetos que aparecen en el emisión televisiva siempre los he visto afín con el 23 F, guste o no a Gaspar Llamazares, lo que más me inquieta es andar sin sombra como todo se licúo con la visita de Armada el cual fue coautor del golpe y consejero del Borbón, daba crédito al programa  no se bien si falso……pero lo que si está claro que no es una falacia ya que lo vieron 5.3 millones de persona, y no me emparejo con Jordi Évole y menos estoy hasta las tranca de pasión por el…  viva este País llamado siempre España cañí 

    Responder

    Denunciar comentario

  • 32 Artero 25/02/14 02:11

    Para mi, el programa viene a señalar, lo fácil que es hacer creer a bastante gente verdades que no existen,como por ejemplo las mentiras de este gobierno ( no solo de este ) que las disfraza de verdades,que un sinnúmero de gente las cree ciertas.El programa de Jordi Evole, viene a demostrarlo ,tanto en lo de que hay gente que cree verídica la historia que nos cuenta, por la cuestión de que no estén desclasificados los documentos de este episodio,como el hecho general,de que es fácil enmascarar la verdad

    Responder

    Denunciar comentario

  • 31 LAIE 25/02/14 01:15

    No dudo de la calidad del programa,lo innovador en la TV de este país pero, el tema que eligió, no por haber pasado 33 años,está borrado de la memoria de los que vivimos aquel día y,sobre todo,aquella noche. A mi, particularmente,la elección me pareció improcedente y, sobre todo, de una falta de sensibilidad patente. Hoy he oído sus justificaciones en un programa de TV en el que recuerda que quienes participaron en la farsa habían pasado sus malos ratos aquel 23F y que encontraba EXAGERADO el malestar manifestado por algunos telespectadores.  No se de que se asombra. Aquella noche, muchos españoles durmieron fuera de sus domicilios por temor a que fueran a buscarlos, otros hicieron camino para pasar a Francia. ¿Y todavía cree exageradas las reacciones en contra?. Imitar a Orson Wells, no con una ficción sino con algo que fue real, que vivimos, me parece realmente frívolo. Sr Evole, ya consiguió su excepcional cuota de audiencia, pero para muchos Vd. no volverá a ser el mismo.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 30 Kayste 24/02/14 23:56

    Bravo....para quitarse el sombrero. 

    Responder

    Denunciar comentario

  • 29 Andres Niporesas 24/02/14 22:37

    ¿Y si no fuese too mentira? Yo creo que  lo que nos contó Evole es en esencia es verdad.  Si lo despojamos de lo esperpéntico: guión de cine, todos lo sabían etc, nos queda algo muy lógico para aquellos que conocimos como estaba la situación en aquella época.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 28 Albmuz 24/02/14 22:02

    Una cínica manipulación narcisista, Al suelo por rastreros y oportunistas. Me parece indecente y cruel jugar con la credibilidad de personas, O solo hacen programas para listos, cultos e inteligentes. Reprobación absoluta.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 27 dories 24/02/14 21:49

    El Sr. Evole pediò todos mis respectos, asi como todos los que participaron en esa trama ficticia Con lo que esta cayendo, corrupcciòn política; problemas con la monarquia, problemas con la justica, ley del aborto,reforma,laboral etc, Nos monta una ficciòn sobre el 23 F y tiene la desfasachez, de comentar al final del programa y sus colaboradores en el progra que todo es mentir.¿Puede deci,r el Sr. Evole , que todos los programas que ha echo anteriores a este eran veraces? .Puedo creer que, cuando comentó el de la Ciudad de la Cultura de Santiago de Compostela era veraz?. En este monento en( este pais)se requiere mucha verdad de la actualidad, lo que pasa en España y una ètica , que no vi en el programa. un saludo.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 26 Semahe 24/02/14 21:45

    Creo que hay mucha gente que no quiere que se sepa lo que ocurrió, y luego hay otros que intentar hacer creer que estamos todavía en época de posibles golpes de estado, y ya no somos los mismos, ya sabemos distinguir lo que es una democracia. Yo veo una crítica a un sistema y aún estado que no desclasifica los documentos del golpe  o de otras cosas, es una crítica para que la gente se de cuenta de las triquiñuelas que en este momento esta usando un gobierno para recortar nuestros derechos, las maniobras que se hacen en reportajes de ciertos periódicos, como La Razon, ABC, mundo etc. Que generan falsas informaciones para hacer creer que el gobierno tiene unas líneas claras para sacar a España de la crisis. Cuando no tiene nada que son capaces de hacer montajes de vídeos recortando como loa de Melilla. ES UNA DEMOSTRACIÓN CLARA DE LA MANIPULACIÓN QUE SE PUEDE HACER, Y QUE ES LA QUE ESTÁN HACIENDO PARA QUE LOS QUE TIENEN EL PODER PUEDAN HACER LO QUE QUIERAN Y QUEDARSE CON TODO HASTA CON 

    Responder

    Denunciar comentario

  • 25 talía 24/02/14 21:23

    Yo lo pasé muy mal esa noche, pero ¿ no da que pensar? A mi sí. El programa de Évole, ha puesto interrogantes y contestaciones a cuestiones e impresiones que han ido dejando un poso con los años transcurridos, preguntas y dudas que no nos atrevemos a decir en voz alta pero que lo pensamos. Por tanto el programa, en mi opinión, pone esas interrogantes ahí para que pensemos un poco. Cuando empezó no lo creí, luego que sí, con reservas, más adelante lo dejé discurrir, a ver que camino seguía. No estuvo mal a pesar de que fue un suceso  muy serio y grave lo que trataba. También hay que decir que precisamente no podía ser del todo verdad porque hay muchos documentos que no los veremos muchos de nosotros porque estaremos "críando malvas" y con ésto digo: VIVA LA OPACIDAD Y TAN A GUSTO QUE ESTAMOS  

    Responder

    Denunciar comentario

  • 24 Jhal 24/02/14 21:18

    Sencillamente Genial. Me hubiera gustado que hubiera sido verdad, mas que nada porque nos mienten tanto! Repito Genial.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 23 Alfredo20032 24/02/14 20:03

    UNa payasada y un falta de respeto a los epañoles que vivimos aquel golpe de EStado. Lamentable, no todo vale

    Responder

    Denunciar comentario

  • 22 Marmota Voraz 24/02/14 19:28

    Yo pensé que iba a contar lo que el coronel Martinez Inglés ya ha explicado en algunos libros y eso sí que me parecía una auténtica bomba informativa. Poco a poco me lo fui tragando todo con patatas. Cuando acabó me sentí un auténtico pardillo. Creo que ha sido un buen ejercicio de manipulación inofensiva. Entiendo tanto las loas como las críticas. A mí me ha parecido una auténtica genialidad.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 21 jesa 24/02/14 19:08

    Jordi Evole es una inteligencia fresca, muy descarada, por favor no pares sigue, estamos aborregados, in citanos a pensar.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 20 nessie 24/02/14 18:03

    A mí lo que me parece horrible son los medios que cuentan historias tan fantasiosas como estas pero no lo reconocen y pretenden influir con ellas en la política, como la autoría de ETA en el 11-M. Yo vi el documental muy enfocado en este tema, además de la crítica de la no-desclasificación de los documentos, que como siempre va a favorecer al franquismo oculto (ya menos) en la sociedad española. Y me parece perfecto que se sepa desacralizar los temas, que hasta al propio Jordi le deben parecer enormemente serios. Mis felicitaciones.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 19 IRENE 24/02/14 17:57

    Y no les gusto a los politicos el experimento, que no me vengan con lo que fué que todavia los que lo vivimos querriamos saber la verdad de lo que ocurrio. Hacer un ciudadano critico esta muy bien uno se pregunta si no sera miedo lo que les da a nuestros politicos si nos ponemos a pensar.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 18 justo10 24/02/14 17:32

    El montaje sobre un montaje no es igual a la verdad y menudo favor le ha hecho Évole a la Casa Real. Quiso denunciar la falta de transparencia pero desautorizó a los que defienden que fue un montaje. ¿Quién va a creer que estuvo todo preparado por el rey cuando él ha confesado que fue una broma?. En un golpe de estado se congelan cuentas en el extranjero. El rey montó uno para salvar su dinero en Suiza y culpó a un hombre de total fidelidad, Armada, sabiendo que nunca se rebelaría ni largaría = http://xurl.es/angel-caido

    Responder

    Denunciar comentario

  • 17 jjosse 24/02/14 16:52

    A mi el programa de Jordi me pareció genial. Al inicio todo parecía verosímil, luego con la historia de Garci ya no me creía nada. No obstante hoy me ha sorprendido que muchos lo creyeron hasta el final. Y comprendo que debieron de pasarlo mal. Pero el experimento me sigue pareciendo genial, sublime.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 16 Enrique G. Duro 24/02/14 16:28

    Nunca me creido la versión oficial yoficiosa de que el 23F el Rey, reinstaurado por Franco, sa´lvó la joven democracia española, y cada vez me lo creo menos. Más que salvador, tiendo a verlo como complice, aunque no puedan existir pruebas documentales de ello, y si existen estarán bajo siete candados. Como muchos otros, no entiendo que el Salvador no hablara al país hasta las i.20 del dia 24 y estuviera públicamente desaparecido, cuando Tejero había secuestrado las Cortes, cen el gobierno y todos los diputados, 7horas antes. Ciertamente TVE estaba tomada militarmente, pero la SER no....Evolé, a través de la ficción, va más lejos y dice que el golpe fue un "invento" del Rey, que incluso fue "rodado" meses antes. !Ah, la metáfora! A veces, con la ficción se puede ir más allá que con el reportaje "veraz", que no puede o no quiere salirsse de la "verdad" oficial..Y por favor, no seamos pacatos. Recordemos a Orson Wells y su" Guerra de los mundos"

    Responder

    Denunciar comentario

  • 15 llorones 24/02/14 16:17

    Para mi, el error de Évole, si es que lo hay, ha sido sobrevalorar la inteligencia de una parte de su audiencia. Cualquier persona con una mínima cultura y conocimiento de nuestro país y sus personajes, y con un mínimo sentido crítico, fue ayer consciente a los pocos minutos de emisión de que era una broma. Creer que personajes como Ansón, Gabilondo, Leguina, Mayor Zaragoza, Verstrynge o Garci, hubieran podido estar implicados en la operación y han esperado todos estos años para contárselo en exclusiva a Jordi Évole… es de una ingenuidad sorprendente. En fin, yo desde luego no me lo tragué. Y me lo pasé estupendamente con las geniales ocurrencias y coincidencias del guión. Y el detalle final, de la caja misteriosa… Tremendo. Yo llevaba más de 20 años sin ver televisión y he vuelto a ella con Évole. Por fin algo inteligente, de calidad, crítico e interesante. Y además te ríes.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 14 Jorge Cruz 24/02/14 16:09

    Tuco Larraz dijo..
    El tema es que no es una mera broma para hacerse el guay. Évole ha querido ir más allá y ha puesto el foco directamente en el espectador para que nos demos cuenta de la forma tan pasiva que muchas veces tenemos de engullir información. Aparte de eso, los documentos sobre este caso llevan protegidos de la luz pública desde entonces; ¿qué hay que ocultarle a la ciudadanía?; ¿somos tan imbéciles que hay que ocultarnos parte de nuestra historia?, eso también lo denuncia este documental. Sin ánimo de ofender, creo que el que se tomó el documental de ayer como una broma no se ha enterado de nada; se quedó en lo superficial. Por cierto, en el momento que vivimos es más que necesario apelar a la conciencia, la responsabilidad y sentido democrático de un pueblo al que se le han venido imponiendo sacrificios innecesarios (porque a todos no han afectado) en contra de su voluntad.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 13 Proxeno 24/02/14 15:25

    Es la pura realidad. El uso de la comunicación para la mentira. El magnífico Evole sólo ha demostrado como se puede usar  la información para el engaño. ¿ o es verdad todo lo que nos repiten?

    Responder

    Denunciar comentario

  • 12 LUIS RAMON 24/02/14 14:55

    A mí me la "metió doblada" y entré de lleno. Estuve todo el programa con cara de tonto por 30 años engañado y cuando acabó se me quedó la misma cara por haberme tragado todo lo que se contó. Yo creo que la clave fue le elección de personas como Gabilondo, Onega, etc. que inspiran credibilidad. Yo tampoco entiendo las críticas recibidas. A mí me pareció sencillamente genial. No sé, tal vez haya algo de envidia por parte de algunos de sus colegas. Eres grande Evole, sigue así... si te dejan

    Responder

    Denunciar comentario

  • 11 Tuco Larraz 24/02/14 14:38

    Pienso que una broma de estas características sobraba en estos momentos tal y cómo está el país.  Es un poco: "Mira cómo bromeamos sobre aquellos tiempos" cuando precisamente los actuales se explican por aquellos.  Creo que el tema es demasiado serio como para cachondearse (pregúntale a un ucraniano o a un egipcio si le parece "divertido" hacer bromas sobre la democracia de un país y los golpes de estado).  Una cosa es hacer una broma radiofónica sobre ovnis (H.G.Wells) o un montaje falso audiovisual sobre la llegada a la Luna (Operación Luna, sobre el aterrizaje en la Luna como montaje) y otra es hacer una chanza sobre aquel golpe de Estado y sobre las instituciones de aquel entonces.  En un momento donde mucha gente pone en duda a las actuales instituciones y donde existen miles de situaciones límite, pienso que la broma documental sobraba. No rechazo la idea, ni la broma, rechazo el momento de hacerla. Es como si alguien hace un chiste de muertos en el entierro de un familiar.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 10 jua carrera 24/02/14 14:11

    Yo me lo creí de principio a fin y estaba a luinada. Cuando descubrí la verdad del engaño me pareció genial,y me hizo reflexionar sobre el fabuloso poder mediático que ha conseguido Evole, y que de todo lo que se dijo ene este brillante y falso documental a lo mejor hay algo cierto, por ejemplo sigo sin entender el oscar del plúmbeo garci

    Responder

    Denunciar comentario

  • 9 Jorge Cruz 24/02/14 13:35

    Siento que tantas voces critiquen a Évole por algo que, en mi opinión, ha resultado muy didáctico y revelador. Didáctico porque nos ha puesto cara a cara con nuestros prejuicios, tanto a los de izquierdas como a los derechas; también porque nos ha dado una lección respecto a la actitud a tener a la hora de darle credibilidad a cualquier información que salaga por televisión sin más. Ha sido revelador por las reacciones tras la emisión. Para mi las críticas revelan inseguridad de una ciudadanía que se toma como provocación algo que no es más que un toque de atención (No crean todo lo que ven sin más, y no olviden que lo que pasó puede volver a pasar si no estamos alerta). Fíjense cómo verán algunos la televisión que hoy me encontrado a más de uno que dice que Évole malgastó un programa para hacernos una broma a los españoles. Mi más sincera enhorabuena a Jordi Évole. Quien lo critica por esto debería preguntarse qué sentimiennto le lleva a hacerlo; igual el problema no es del mensajero.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 8 ebr 24/02/14 13:28

    A mí me gustó. He de reconocer que pasé momentos de inquietud al verlo, pero me gustó. Sin embargo no me gustó el posterior debate. El desequilibrio de inteligencia y conocimiento que allí había le puso al programa un broche gris que me produjo cierto malestar. No se qué hacía en la mesa la contertulia. 

    Responder

    Denunciar comentario

  • 7 unaopiniónmas 24/02/14 13:25

    Yo, como espectador, asistí perplejo a lo que parecía (en la línea de lo realizado hasta ahora por Jordi Ébole) el descubrimiento de una farsa ocurrida el 23 de febrero de 1981. Cuando se destapó que la farsa era la denuncia de la farsa, respiré aliviado, pero no pude dejar de pensar que ciertamente se nos manipuló con lo del 23F en aspectos que nunca se clarificarán mientras vivamos los que fuimos testigos vivos de ello. De todos modos me vino bien para reflexionar sobre los polvos que nos han traído a estos lodos...

    Responder

    Denunciar comentario

  • 6 lluismariablai 24/02/14 13:12

    Me une a las voces que opinan que el ensayo de Évole, cuyo quehacer democrático es indiscutible, ha sido  en este caso una tomadura de pelo y un agravio para muchos. 

    Responder

    Denunciar comentario

  • 5 Alfa 24/02/14 13:09

    El 23-F lo pase mal, y si estos bestias del golpe hubieran triunfado no quiero ni pensar las consecuencias terribles para este país, en el que todavía anidan canallas violentos de este tipo.  Estoy enfadado con la broma,  pero seguiré siguiendo el  programa y admirando su profesionalidad

    Responder

    Denunciar comentario

  • 4 BASTE 24/02/14 13:08

    El ratón se cree muy listo cuando aprieta el botón adecuado y le sale comida en vez de un corrientazo.Es natural que moleste el saberse ratón y este programa de Evole nos lo ha hecho ver.¡Muy bueno!.A ver si despertamos de una vez y dejamos de ser ratones en los "experimentos" de aquéllos a quiénes,desacertadamente,hemos elegido.Los secretos nunca esconden cosas buenas,somos lo suficientemente libres para que no existan.¡Bravo Evole!, con muchos como tú,la ciudadanía puede tomar conciencia de que en sus manos(votos) está la solución a todos estos desmanes que está sufriendo y transforme en ratones a todos los que nos están manipulando:¡Ya les toca!

    Responder

    Denunciar comentario

  • 3 merche 24/02/14 12:57

    Malo, malo, malo.  Si pretendía una sátira le faltó guionista. Escenificar el absurdo: no lo entendí. Un corto que no atrajo mi interés en ningún momento y que termino mandándome a la cama con la segunda parte ¿alguien puede explicarme lo que es un debato? o ¿también era parte de la broma?

    Responder

    Denunciar comentario

  • 2 Tomaso 24/02/14 12:16

    Genial Evole. Necesitamos muchos periodistas así en este mundo.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 1 eleonsalas.wordpress.com 24/02/14 12:09

    No es Évole santo d mi devoción... pero respecto a "Operación Palace" estamos matando al 'mensajero' y desestimamos el 'mensaje'. Los españoles volvemos a hacer acopio d nuestra ignorancia, cuando nos están dando las herramientas para pensar sobre nuestras "verdades oficiales". Preferimos ser manipulados por lineas editoriales o "verdades" institucionales en vez de documentarnos e informarnos sobre la veracidad de los hechos acaecidos. Hay muchas incógnitas, y en vez de reconocer lo fácil d manipular q somos, apedreamos a quien nos intenta hacer pensar. Una clara metáfora del Mito de la Caverna de Platón

    Responder

    Denunciar comentario

Opinión
blogsLibre
facebookLibre