Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es



Análisis

La improvisación, la “oportunidad” y la ignorancia sobre el cine español


Javier García Publicada 13/10/2013 a las 06:00 Actualizada 13/10/2013 a las 18:41    
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir

El director de cine, Pedro Almodóvar, a su llegada a la fiesta organizada con motivo de su última película, 'Los amantes pasajeros'  EFE

El director de cine, Pedro Almodóvar, a su llegada a la fiesta organizada con motivo de su última película, 'Los amantes pasajeros' EFE

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, debe de tener algunas virtudes pero es bien conocido por sus habituales improvisaciones, su especial don de la “oportunidad” y, en algunos casos, por su ignorancia. Esta semana el ministro de Hacienda desvinculó la actual crisis del cine español de sus drásticos recortes y la brutal subida del IVA (ahora en un 21% por decisión del Gobierno del que forma parte), y le acusó de falta de calidad para justificar el descenso de asistencia a las salas de cine y el cierre de muchas de ellas.

Es realmente paradójico que el ministro de Hacienda lanzara semejantes descalificaciones durante la semana en que cuatro películas españolas figuran en la lista de las 10 más vistas y con mayor recaudación en las salas españolas. Se trata de “Zipi y Zape”, “Las brujas de Zugarramurdi”, “Justin y la Espada del Valor” y “La gran familia española”. Todo ello sin contar con los presupuestos de marketing, publicidad y número de salas y copias con que se estrenan las películas norteamericanas fundamentalmente.

También es sorprendente que el ministro de Hacienda y el ministro de Cultura de este Gobierno continúen empecinados en mantener ese 21% del IVA para el cine cuando saben que el IVA cultural en Francia es del 7% y el año próximo bajará al 5%; en Italia, del 10% y en Alemania, del 11%.

El director de cine, Pedro Almodóvar, denunciaba el sábado en este diario que el Gobierno parece ejecutar “un riguroso plan de exterminio del cine español” desde aquel famoso “No a la guerra” que la industria española manifestó en 2003 contra la invasión de Irak “y el ardor bélico de Aznar”, y que acabó “granjeándose la hostilidad de los sucesivos gobiernos del PP”.

Son muchos los que opinan en esta industria que el Gobierno está llevando a cabo “un plan perfectamente trazado para asfixiar lentamente al cine español, no ajeno al plan de sociedad que pretenden implantar en la educación, la cultura o la sanidad de este país”.

Si no es así, al menos lo parece por mucho que traten de matizar sus palabras.

Lo peor del asunto es la irresponsabilidad y el desprecio que destilan contra el cine español que es, sin duda, uno de los grandes embajadores de la marca España en el mundo, junto con el deporte o la literatura, entre otras disciplinas.

¿Se imaginan un país en el que sus dirigentes estrangularan el desarrollo de su propia cultura, su deporte o su literatura? Sería inaudito. Tal vez no sean conscientes de algunos datos que les ofrecemos.

– El cine español es uno de los más premiados (si no el más premiado) en los Oscar de Hollywood después de EEUU y el Reino Unido. Ha obtenido 16 Oscar desde 1970 y más de 30 nominaciones desde 1958. Entre los premiados están Gil Parrondo, Luis Buñuel, Néstor Almendros, José Luis Garci, Fernando Trueba, Pedro Almodóvar (en dos ocasiones), Alejandro Amenábar, Javier Bardem o Penélope Cruz.

– El cine español ha cosechado más de 30 premios en los festivales de cine de Cannes, Berlín y Venecia desde 1960.

– El cine español alcanzó en 2012 una cuota de mercado del 20,5%, siendo el porcentaje más alto de los últimos 27 años, y a pesar de la crisis.

– El cine español recaudó en el exterior en 2012 un total de 150,5 millones de euros, un 38,6% más que en las salas nacionales. Ya es una práctica habitual que el cine español recaude más dinero fuera de España que en su territorio.

– El interés por el cine español en el exterior crece cada año. En 2012 fueron exhibidas fuera de España un total de 141 películas nacionales, lo que supuso un incremento del 28,2% con respecto a 2011, y casi del 55% frente a 2010.

– Comparando las ayudas púbicas que reciben otras industrias del cine como la francesa o la alemana, la repercusión internacional del cine español es infinitamente superior a cualquier otra.

– Los países donde las películas españolas han obtenido mayor recaudación en 2012 fueron México (17,7 millones), Italia (17,1), EEUU (16,4), Francia (13,2) y Argentina (11,4).

– España es el noveno país productor de películas del mundo y el cuarto de Europa.

– El Anuario de Industrias Culturales 2010 reconocía que cerca de 80.000 personas están empleadas en la industria audiovisual española, de las cuales 30.000 se dedican específicamente al cine. Probablemente esas cifras hayan disminuido por la crisis y los despidos.

– Las empresas audiovisuales son la tercera actividad en volumen de negocio del sector cultural, después de la edición y las artes gráficas.
Los datos son suficientemente elocuentes.

La crisis general, sin duda, ha azotado a la industria española del cine como lo ha hecho a la industria del cine en general. Como decía Almodóvar, “el problema no es que los espectadores no vayan a ver el cine patrio, sino que han dejado de ir al cine”. “Y entre estos espectadores menguantes”, decía, “un gran porcentaje elije justamente ver películas españolas… Es cierto que vivimos una nueva era, cuyos hábitos respecto al ocio han cambiado, pero en Francia viven en la misma era que nosotros y la gente sigue yendo al cine”.

A pesar de los recortes y de la crisis general, la industria del cine trata de superar todos los obstáculos y las dificultades. La prueba está en algunas de las películas más recientes como “Lo imposible”, de Juan Antonio Bayona, uno de los mayores éxitos del cine español e internacional, o el auge del cine de animación con filmes como “Arrugas”, “Tadeo Jones” o “Justin y la Espada del Valor”, producida por Antonio Banderas y actualmente en el ranking de las 10 más vistas en salas españolas y distribuida por todo el mundo.

Precisamente este auge de la industria española de cine de animación ha llegado al punto de que la productora de Antonio Banderas, Kandor Graphics, contratara a la consultora internacional de branding Lambie-Nairn, con sede en Londres y Madrid, para que diseñara y desarrollara toda la identidad visual y guía de estilo de los personajes de esta gran superproducción en 3D.

Ya es hora de que los gobernantes del PP reflexionen y valoren una industria reconocida y prestigiada en todo el mundo, al margen de las ideas políticas que puedan tener algunos, como cualquier otro ciudadano libre y democrático.

*Los datos incluidos en este artículo proceden del ICAA, FAPAE y el Anuario de Industrias Culturales.
------------------------------
Javier García es periodista. Fue director de Comunicación de la Academia de Cine (abril de 2011-abril 2012). Dirige Estudio 39 Comunicación.



Lo más...
 
Opinión
  • Jesús Maraña Jesús Maraña

    Manos sucias y ánimo de lucro

    Que una "organización criminal" como la formada por dirigentes de Ausbanc y Manos Limpias haya podido funcionar durante décadas sólo se explica por la colaboración de grandes bancos y por las lagunas de órganos de control, fiscalías y medios de comunicación.
  • Ramón Lobo Ramón Lobo

    Más grave una teta que un rifle

    La América profunda, la real, la que elige presidentes, ve a Manhattan como el centro de la depravación y el pecado. No por ser la sede de Wall Street, sino por el sexo.
  • América Valenzuela América Valenzuela

    La geoingeniería, en punto muerto

    En el año 2012 Europa estuvo a punto de llevar a cabo un experimento para enfriar la tierra mediante nubes artificiales. La controversia que despertó consiguió que lo cancelaran.
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.
facebookLibre