X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




@cibermonfi

¿Ave Fénix Sánchez?

Publicada 08/03/2017 a las 06:00 Actualizada 07/03/2017 a las 22:06    
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios 105

Una de las muchas cosas que me gustaron de Estados Unidos durante los años que pasé allí fue esa idea de que todo el mundo puede volverse a levantar después de una caída. Un nuevo comienzo, una segunda o tercera oportunidad, la posibilidad incluso de reinventarse por completo, son muy valoradas en ese país. En aquellos años, la Casa Blanca estaba ocupada por Bill Clinton, un presidente apodado The Comeback Kid por su capacidad para volver al ring político cuando parecía noqueado. Y John Glenn, de 77 años de edad, regresaba al espacio en el Discovery, siete lustros después de haber efectuado un vuelo orbital en torno a la Tierra.

¿Merece Pedro Sánchez que la izquierda le dé una segunda oportunidad? Entre bastantes de mis amigos percibo escepticismo al respecto. Está demasiado fresca en su memoria la foto de Sánchez arropándose ostentosamente en la bandera rojigualda cuando lo que preocupaba a millones de españoles era el paro, los desahucios, el precio de la electricidad, la bajada de los salarios, la emigración al extranjero de sus hijos y el saqueo de las arcas públicas. Tampoco se les ha olvidado su alborozo cuando lo recibía Felipe VI para hablar de baloncesto, o Rajoy le dejaba fotografiarse en La Moncloa firmando un estéril pacto antiyihadista. O, ya no digamos, su matrimonio exprés con Albert Rivera, su visión de Cataluña similar a la del PP o su tardanza en explorar la vía de un pacto progresista para llegar a La Moncloa.

No conozco personalmente a Pedro Sánchez. Cuando la militancia socialista lo eligió como líder en 2014, me pareció un tipo telegénico, con ganas de agradar a todo el mundo cual si fuera un vendedor de coches usados, poco baqueteado por una vida de clase media acomodada y de escaso bagaje ideológico y cultural. No obstante, le concedí el beneficio de la duda. Tal vez fuera una página en blanco en la cual pudieran escribirse tanto la continuidad del descenso del PSOE a los infiernos conservadores, como su despertar y su conversión en vanguardia del cambio. Pronto comprendí que Felipe González, Cebrián y Susana Díaz se le habían ofrecido para escribirle un guión que agradara al régimen, y que él había aceptado encantado.

Ahora bien, el martirio puede ser una gran plataforma para un renacer espectacular; ya lo contaban en el antiguo Egipto las historias sobre Isis, Osiris y Horus. Y a Sánchez lo convirtieron en un mártir los malos modos y las aviesas intenciones de los promotores del golpe en el Comité Federal del PSOE del pasado otoño. Quedó claro que el mismo trío que lo había apadrinado inicialmente, se lo quitaba ahora de encima porque amagaba con hacer lo que debiera haber hecho desde el primer momento: reconciliarse con la izquierda, charlar con soberanistas vascos y catalanes, colocar al PSOE al frente de un proceso de regeneración de la vida española.

Sánchez, según las encuestas, es en estos momentos mucho más popular entre los militantes y votantes socialistas que los otros dos aspirantes al liderazgo del PSOE: Patxi López y Susana Díaz. Además del elemento del martirio, influye en esta estima el que el actual Sánchez hable claramente desde la izquierda. Los verdaderamente socialistas llevan meses avergonzados porque su partido contribuya a mantener en el poder a Rajoy.

¿Es sincero Sánchez cuando proclama ahora que la cuestión de España no tiene otra solución sensata que reconocer que es una nación de naciones y darle una estructura federal? ¿O cuando denuncia el sucio poder en nuestra vida pública de ese conglomerado de intereses económicos, políticos y mediáticos que llamamos IBEX 35? ¿O cuando parece sugerir su disposición a alcanzar con otras fuerzas progresistas un acuerdo que permita un gobierno a la portuguesa o a la valenciana? ¿O cuando dice desear otra Europa?

Comprendo a mis amigos que dudan de la credibilidad de esas intenciones. Pero pienso que la gente puede cambiar, sobre todo después de haber vivido una experiencia traumática. Y, sobre todo, creo que a la gente hay que darle la oportunidad de demostrar que ha cambiado.
Relacionados


10 Comentarios
  • 105 tieri 11/03/17 13:35

    Para vaticinios no me siento seguro, antes de 2005 viendo a Xavi pensaba "es buen futbolista pero definitivamente juega demasiado horizontal". Cada vez que veo a Joan Baldovi me parece que en cuanto a simpatía gana por goleada en el mundillo cercano a Podemos, en el Psoe me gusta mucho Meritxell Batet pero estoy contigo P.Sanchez tiene toda la legitimidad para intentarlo de nuevo. Aunque noto cierto déficit de bagaje cultural aprecio la referencia a Estados Unidos y finalmente el articulo me parece muy interesante.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 104 EmiPerez 11/03/17 09:11

    Adelante PEDRO, nira como tiemblan los Vara, Page, Lamban, Xlmo, CAballero, Bono, la etrella del canal13 Corcuera, Tomas Gomez, Carmona y sobre todo la Gusana que segun parece no le guatan las encuestas y duda en presentarse para mas INRI de toda esta pandilla- GENIAL, no aflojes y mucha suerte PEDRO.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 103 BravoA 09/03/17 17:39

    Puede que tenga razón. Pero a mi me preocupa esa "falta de bagaje cultural e ideologico" . Pedro Sánchez no sólo tendría que cambiar,tendría que adquirir lo que le falta y eso es más complejo

    Responder

    Denunciar comentario

  • 102 cepeda 09/03/17 16:50

    Sr Valenzuela, a ver si aprovechando los dos bombazos de esta semana (la metida de pata de la CIA que pierde lo que se puede perder, y lo de la APM y podemos...), le dedica otro espacio al tema Trump vrs grandes medios.... y sobre quién realmente está espiando, también a los norteamericanos, e influyendo en sus asuntos internos.... Yo diría que le han puesto el tema "a huevo" y que tendría gran aceptación así que...

    Responder

    Denunciar comentario

  • 101 jose luis lobo 09/03/17 11:21

    Tengo serias dudas q vaya a ganar las primarias, pero si así fuera deberíamos tener confianza de que haya aprendido la lección por errores cometidos, lo mismo que les pasó a los Sres.de Podemos, Cida danos y al propio PP. En este país juzgamos de forma aviesa a los q no son de nuestra cuerda ideológica y no queremos ver la " viga" en nuestro ojo privandonos de objetividad en el análisis. Nos falta mucho por aprender.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 100 R12 09/03/17 09:09

  • 99 R12 09/03/17 09:08

  • 98 Artero 09/03/17 02:17

    No se trata solamente de darle otra oportunidad, si no de que hay a cambio. Como no surja algo nuevo, me parece que es opción menos mala

    Responder

    Denunciar comentario

  • 97 svara 09/03/17 00:16

    Estoy totalmente de acuerdo con el Sr. Valenzuela. Cuando uno cae y demuestra, al menos en teoría, haber aprendido la lección, ¿porque no va a ser posible darle una segunda oportunidad?. Tal vez ayude a obtener las mejores sinergías entre los partidos de izquierda. Salud y República.

    Responder

    Denunciar comentario

  • 96 Bonanzero 08/03/17 23:43

    Lo de la segunda oportunidad, es "justo" concedérsela peor ¿ganará esa opción, con el suficiente y necesario apoyo? Lo tiene bastante difícil, ¿lo dejaran los lacayos de la Omaita?

    Responder

    Denunciar comentario



Lo más...
 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.
facebookLibre