Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es



El final de ETA

Urkullu hace “autocrítica” por el trato dado a las víctimas de ETA y pide “perdón”

  • El lehendakari se compromete a que la memoria y el dolor de la víctimas "no queden relegados por una mirada al futuro que olvide el pasado"
  • Urkullu remarca que el Ejecutivo vasco quiere iniciar "una nueva etapa en materia de víctimas"

infoLibre Publicada 05/06/2015 a las 13:42 Actualizada 05/06/2015 a las 20:31    
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios 2

El lehendakari vasco, Iñigo Urkullu.

El lehendakari vasco, Iñigo Urkullu.

EFE
El lehendakari, Iñigo Urkullu, destacó este viernes que "el fin de la violencia" no puede suponer "pasar página sin clarificación, reconocimientos ni crítica explícita sobre lo sucedido". Además, anunció que el Gobierno vasco iniciará una "nueva etapa" en materia de víctimas y ha hecho "autocrítica" sobre el trato dado a estos damnificados. En este sentido, se comprometió a que la memoria y el dolor de la víctimas "no queden relegados por una mirada al futuro que olvide el pasado".

El presidente del Gobierno vasco inauguró este viernes en la Cámara de Guipúzcoa, en San Sebastián, la jornada 'Víctimas del Terrorismo y Sociedad', organizada para ofrecer un reconocimiento institucional a las mismas y en la que han tomado parte víctimas del terrorismo, además de miembros de las asociaciones de Víctimas del Terrorismo de Extremadura, Andalucía, Canarias y Valencia. También acudieron la Asociación Santiago Apóstol Víctimas del Terrorismo, la AVT, la plataforma APAVT, ASERFAVITE, ZAITU y la Asociación 11M. En el acto previo y discreto que se celebró el jueves en Lehendakaritza también participó Covite, aunque este viernes no estuvo presente en San Sebastián.

En su intervención, Urkullu recordó que han pasado casi cuatro años desde el anuncio del cese definitivo del terrorismo de ETA y más de cinco desde su último asesinato. "Aparecen ahora otro tipo de amenazas, pero el terrorismo de las diversas ETA que hemos conocido, ha acabado", destacó.

En este contexto, remarcó que el Ejecutivo vasco quiere iniciar "una nueva etapa en materia de víctimas", asentada sobre tres pilares: "una reflexión autocrítica, la determinación de defender un mínimo ético y la voluntad centrada en el objetivo de unir".

"Petición de perdón"

Urkullu quiso expresar "una clara petición de perdón" como lehendakari y en nombre del Gobierno vasco, y compartir "un sincero sentimiento de autocrítica" porque "debemos reconocer que llegamos tarde a la sensibilidad y respuesta que merecían las víctimas".

De este modo, consideró que, hasta principios de los años 90, "se produjo un vacío con la causa de las víctimas". "El Gobierno vasco quiere volver a pedir perdón por ello a todas las víctimas del terrorismo, especialmente a las producidas en las décadas de los 70, 80 y 90. Pedimos perdón por la desatención institucional que, en ese momento, padecieron las víctimas del terrorismo de las distintas ramas de ETA, así como también las víctimas del GAL, Batallón Vasco Español o grupos similares", subrayó.

El mandatario vasco admitió que las instituciones debieron "reaccionar antes y hacerlo mejor, pese a los pronunciamientos claros por parte de los representantes de la mayoría de la sociedad vasca con posicionamiento en el Parlamento vasco ya en 1985 y también en el acuerdo para la normalización y pacificación de Euskadi de 1988".

"Debimos hacerlo mejor porque en los años siguientes, a partir de los 90, ocurrió a menudo que la intensidad de la división política desdibujó la unidad en la solidaridad con las víctimas y el rechazo a la violencia. Algo que, de manera injusta, inaceptable, hoy todavía sucede", lamentó.

En esa línea, destacó que "hoy, afortunadamente, podemos pensar en el presente y el futuro sin la amenaza del terrorismo de ETA", pero, sin embargo, "una inquietud está instalada en el corazón de muchas víctimas y de una buena parte de nuestra sociedad", como es el temor a que "la construcción del futuro se haga sobre la base de la desfiguración del pasado". Por ello, manifestó el compromiso "inequívoco" del Ejecutivo autonómico de que "la construcción del futuro se asentará en el reconocimiento del daño injusto provocado a las víctimas, y en el rechazo a cualquier forma de terrorismo o violencia y a la pretensión de su legitimación".

"Memoria y honor"

"Desde el valor que la rectificación, la disculpa, la petición de perdón individual y colectiva supone para una convivencia en paz de manera justa, nos comprometemos a que la memoria y el honor de las víctimas no queden relegados por una mirada al futuro que olvide el pasado", subrayó.

A su juicio, "el fin de la violencia no puede suponer pasar página sin clarificación, reconocimiento, ni crítica explícita sobre lo sucedido". Por ello, insistió en que el Gobierno vasco "se opone y opondrá a cualquier historia justificadora de la violencia o de las vulneraciones de los derechos humanos". "Este es el mínimo ético indispensable para construir el futuro", añadió.

Asimismo, el lehendakari precisó que el proyecto de mejora en materia de víctimas tiene dos vertientes, como son la continuidad de las políticas orientadas a "cumplir con los derechos de verdad, justicia y reparación que corresponden a todas las víctimas" y "consolidar el eje de trabajo para la unión entre víctimas y sociedad".

En ese sentido, afirmó que son conscientes de que la relación entre víctimas y sociedad "se sitúa en un eje de oscilación lejanía-cercanía" y expresó su voluntad de "acercar y evitar el distanciamiento" para "promover la interacción, la confluencia y la unión entre víctimas y sociedad". En su opinión, la mejora de las políticas de víctimas se debe concentrar en esa idea.

Ha faltado "inteligencia emocional"

Finalmente, Urkullu consideró que "ha faltado inteligencia emocional para transmitir lo que más íntimamente sentíamos: la personalización del afecto hacia cada víctima de la injusticia". "Debíamos haber expresado más y mejor lo que más profundamente nos unía: la solidaridad frente a la barbarie", lamentó.

Por ello, transmitió a las "víctimas del terrorismo y la injusticia" que "estamos con ustedes". "Les tenemos presentes en nuestras políticas públicas, nuestras leyes, planes y programas de actuación. Lo que es más importante, fundamental, les tenemos presentes en nuestro corazón", concluyó.


2 Comentarios
  • 2 PaquiMS 05/06/15 23:25

    Dice Urkullu que ha faltado inteligencia emocional.  Lo que faltó en su día fue vergüenza.  Todavía recuerdo cuando se producía algún asesinato y miraban para otro lado. El Sr. Ibarretxe tuvo que salir en alguna ocasión por la puerta de atrás en algún entierro. Nunca fue el lendakari de todos los que vivimos en el país vasco. El Sr. Urkullu tiene otro talante pero yo no me fio mucho de este cambio. Algo habra detrás de todo esto. 

    Responder

    Denunciar comentario

  • 1 Bacante 05/06/15 16:07

    Lo dicho: Renovación urgente de todos estos cínicos.

    Responder

    Denunciar comentario

Lo más...
 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.
facebookLibre