Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Librepensadores

El 'Azor'

Publicada el 14/06/2021 a las 06:00

El hombre es un animal de costumbres. Por ello, cada vez que viajo de Gijón a Málaga y, por tanto, me embarco en la aventura de cruzar la histórica “piel de toro” de norte a sur, mis cansados huesos me piden que es necesario parar a mitad de camino. La bella e histórica ciudad de Cáceres es mi refugio de descanso.

Siempre descubro algún rincón nuevo para fotografiarlo, algún dato histórico, leyenda o costumbres de la ciudad Patrimonio de la Humanidad. Pero jamás me imaginé que pudiera toparme con el “espíritu estival de Franco”, con el Azor, en el corazón mismo del casco histórico de la ciudad (la Plaza de San Pablo).

Como todo el mundo sabe, Cáceres no tiene mar. Mejor dicho, está muy alejada del mar, tan alejada que sus ciudadanos para poder disfrutar del mismo tienen que atravesar Portugal (como lugar más cercano), pero ello no ha constituido impedimento alguno para que el “juguete” marino del dictador genocida se hiciera presente en Cáceres, gracias al arte moderno y los performance que pueden con todo (Ahí está Marina Abramovic, flamante premio Princesa de Asturias 2021, para certificarlo), donde la ideología, la historia, el horror, desaparecen o se transforman en “arte”.

Al principio no fui capaz de reparar ante lo que me encontraba. Cuarenta palés con restos de una obra de reconstrucción. Obviamente pensé que estaban restaurando uno de los edificios emblemáticos de la ciudad y habían acotado parte de la plaza para recoger y apilar los escombros. La directora del Museo de la Ciudad me sacó de mi error y amablemente, me comentó que no eran restos de ninguna obra sino la “obra” misma del artista Fernando Sánchez Castillo, quien “salvó” al Azor del desguace al que estaba destinado en 1990. Lo compró, lo desguazó a su manera y lo transformó en arte moderno y performance para entendidos, entre los cuales yo no me encuentro.

El 25 de agosto de 1948, el dictador y Juan de Borbón (padre de Juan Carlos I) mantuvieron una reunión clandestina de tres horas de duración a bordo del barco de recreo del primero. Acontecimiento que posteriormente tomaría el nombre de “Conversaciones del 'Azor'” y en las que los interlocutores, al parecer, trataron de la educación de Juan Carlos en España de cara a una posible sucesión del dictador a título de rey. Hasta entonces, los sufridos españolitos sólo conocían de la existencia del Azor, a través del NO-DO, que, entre pantano y pantano inaugurados, se colaban las vacaciones del “caudillo de España por la gracia de Dios” con la pesca del salmón como trofeo. Poco más se sabía del Azor hasta que Felipe González, ya en democracia, en el verano de 1985, decidiera poner fin a lo que quedaba de Isidoro e iniciar sus aficiones marítimas al borde de uno de los símbolos de la cruel dictadura, con la vista puesta en el futuro, navegar en el lujoso yate de su multimillonario amigo, Carlos Slim.

Preguntado por el uso que había hecho del barco del dictador y si no se sentía incómodo por las críticas suscitadas, Felipe González contestó: “El patrimonio del Estado no podía ser ignorado porque lo hubiese utilizado un gobernante autoritario”. Pocos repararon, por entonces, en el cambio de lenguaje utilizado por González, para calificar a Franco. Antes era “el dictador”, “la cruel dictadura”, “el tirano opresor” responsable de miles de fusilamientos tras la Guerra Incivil. Al bajar del Azor ya sólo era “gobernante autoritario”. Es el poder de los fantasmas y, en el Azor, quedaba mucho de Franco. Es fácil comprender, por tanto, su aversión a legislar sobre la “memoria histórica” o acabar con la impunidad de las reminiscencias de la dictadura que duran hasta hoy.

Se comprende también que, para Felipe González, indultar al golpista Alfonso Armada, cerebro del golpe de Estado del 23-F de 1981 contra la democracia española, el episodio más grave sufrido desde 1936, con tanques en la calle (Valencia, Madrid) que nos habría vuelto a la España de las tinieblas, fue un acto de “equidad, templanza y benignidad”. Pero donde más se empleó a fondo el expresidente de Gobierno fue en la defensa del indulto para su ministro de interior, José Barrionuevo y su secretario de Estado, Rafael Vera, condenados por el GAL, quienes, por cierto, nunca se arrepintieron y renegaban del indulto concedido por José María Aznar, “nos queda nuestra dignidad y no la perderemos pidiendo el indulto” (Rafael Vera). Hoy, González, exige arrepentimiento para los condenados del procés.

Ninguno de los indultos concedidos a golpistas o responsables de la guerra sucia contra ETA tenían nada que ver con tender puentes hacia la convivencia o resolver ningún conflicto de la España plural. Respondían exclusivamente a situaciones de carácter personal de los condenados. En el previsible indulto a los condenados del procés hay una apuesta de carácter histórico (y, por cierto, valiente) por buscar una salida de convivencia a la parte catalana de la España plural. Es una apuesta por la política, demasiado tiempo enfangado en los tribunales.

Esto lo sabe Felipe González, protagonista de hechos históricos (muy discutibles algunos) pero no soporta que un “advenedizo” como Sánchez, que no es un “pata negra” como Leguina o Ibarra, venga a enmendarle la plana, aunque para ello tenga que recurrir al “fantasma del Azor”.


Marcelo Noboa Fillao es socio de infoLibre

Más contenidos sobre este tema




4 Comentarios
  • Larry2 Larry2 14/06/21 17:46

    Claro que sí, a ese falso socialista que engaño a mucho gente, hay que poner en su sitio. Ahora anda dando clases de como hay que actuar en el país. estará deprimido por la derrota de Susana Diaz. agur.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • AMP AMP 14/06/21 13:07

    Excelente repasito, Marcelo, sí señor.
    Enhorabuena.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • diego lopez diego lopez 14/06/21 09:57

    Artículo de 10 Marcelo, mis felicitaciones, no tengo nada que añadir al artículo.
    Salud y República

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

  • Jotapri Jotapri 14/06/21 07:37

    Clara exposición y certera pedrada entre las cejas a los "Pata Negra".

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

Lo más...
 
Opinión