x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesion con Google Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




LA FELICIDAD, JAJAJAJA

Poesía de arcén

Alain-Paul Mallard | Txema Salvans
Publicada el 27/08/2015 a las 06:00 Actualizada el 26/08/2015 a las 19:58
Facebook Whatsapp Whatsapp Telegram Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir

Poesía de arcén.

Poesía de arcén.

TXEMA SALVANS
"Como higuera en un campo de golf", reza, certero y contundente, el título de un temprano poemario del poeta Cisneros. Nombra un estado de soledad vulnerable: una h. en un c. de g. está expuesta como nadie al relámpago, al granizo —y al fusilamiento errático, ¡ni siquiera voluntario!–, de inclementes proyectiles de poliuretano alveolado.

En algún empalme andaluz de la autovía A-7, entre una gasolinera y qué sé yo qué sórdidas hilachas proletarias de la ruta al Sur, hay dos cipreses, enamorados. Viven, en los candentes mediodías de agosto, aplastados por la luz de un paisaje calcinado. Se tienen el uno al otro. Sólo así soportan, estoicos, el tráfago continuo de semi-remolques, el diesel quemado, las estridentes ristras de automóviles.

La solitaria h. en un c. de g. dispone al menos del confort burgués del riego por aspersión.

Los cipreses enamorados, no: en ese infierno les tocó vivir. Pero se tienen el uno al otro.

Hacen pensar en Paolo y Francesca, los amantes adúlteros que Dante entrevista en el segundo círculo (Canto V): dos almas asoladas por un vendaval incesante, que nunca hallan ni hallarán sosiego. Se tienen, sin embargo, el uno al otro; cuando se expresan, dicen "nosotros". Comparten el infierno, sí, pero lo comparten, cosa que a Dante, higuera solitaria, debió parecerle una suerte de paraíso…

—Bueno, muy culto y todo, eso que dices, sí, vale —me comenta Txema por correo electrónico—, pero lo que yo siempre he visto en mi foto es una felación…

Y sí: lo dice, y la veo.

Y una vez vista, no puede ya des-verse.

Hagan la prueba. Aquí los espero.

Imposible, ¿no es así?

¿Qué hacemos ahora? ¿Tachar toda nuestra sublimada cháchara romántica?

Verdad es que un “francés” corresponde harto mejor al arcén de una carretera estival.

Lee el artículo en Ctxt

Ctxt 
Más contenidos sobre este tema
Etiquetas




Hazte socio de infolibre

Lo más...
 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.