x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Suiza

Suiza quiere que multas y sobornos dejen de ser objeto de deducción fiscal

  • "Multas y sobornos pagados a individuos privados no deberían deducirse de los impuestos", explica el Consejo Federal Suizo en un comunicado
  • Para ello, han iniciado una consulta pública sobre el proyecto de ley que cerrará en abril tras hablar con los cantones, la ciudades y los partidos políticos del país

infoLibre
Publicada el 18/12/2015 a las 20:19 Actualizada el 18/12/2015 a las 20:20
La UE  castiga a Suiza por su política migratoria.

La UE castiga a Suiza por su política migratoria.

EUROPA PRESS
Las autoridades suizas revisan su legislación para prohibir a las empresas que deduzcan de sus impuestos los sobornos pagados a particulares así como las sanciones financieras impuestas contra ellos, una nueva medida para reforzar las leyes contra la corrupción en un país famoso por su secreto financiero.

"Multas y sobornos pagados a individuos privados no deberían deducirse de los impuestos", ha explicado el Consejo Federal Suizo en un comunicado. "En el futuro, las sanciones financieras punitivas y los costes de procedimiento asociados van a ser expresamente no deducibles de impuestos", se puede leer en el documento.

La legislación anunciada este viernes pretende armonizar la prohibición con la correspondiente ley de impuestos, al ordenar que "los pagos de soborno a particulares no se deberían computar nunca más como gastos justificados por motivos de negocios".

El Consejo Federal ha iniciado una consulta pública sobre el proyecto de ley que cerrará en abril. El Parlamento debería debatir los cambios antes del final de 2016, tras consultar con los cantones, la ciudades y los partidos políticos del país.

Paulatina persecución

Suiza ha endurecido lentamente su persecución legal contra los sobornos, entre la que se incluye una medida de principios de los 2000 que criminaliza los pagos a autoridades públicas extranjeras.

En 2001, el Ejecutivo suizo prohibió la deducción fiscal de sobornos pagados por empresas a autoridades públicas. Hace tres meses, los diputados suizos prohibieron finalmente el soborno a particulares, algo que antes habían castigado solo en ocasiones donde existiese distorsión de la competencia.

La evasión fiscal, sin embargo, no es un crimen en Suiza, al contrario que en muchos países, sino una sanción punible con una multa. Sin embargo, la confederación ha sido obligada por Estados Unidos y la UE a renunciar a sus leyes de secreto bancario para ciudadanos extranjeros, con el fin de atrapar evasores de impuestos y lavado de dinero.
Más contenidos sobre este tema




Lo más...
 
Opinión