x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Investigación

Una compañía de las Islas Vírgenes es dueña de 140 empresas de VTC a través de 3 sociedades interpuestas en Luxemburgo

  • Stonepeak Plum 4 Ltd es la sociedad que controla desde el paraíso fiscal a Moove Cars y Ares Capital, dos de los gigantes del sector en España, que agrupan en total a 138 filiales con licencias VTC 
  • A preguntas de infoLibre, un portavoz de Moove Cars señala que este tipo de estructuras societarias son "habituales en el mundo de la inversión" 
  • Moove Cars confirma que tiene entre sus accionistas al fondo buitre estadounidense King Street y a "inversores españoles", pero declina desvelar su identidad y cuál es el reparto accionarial 

Publicada el 04/02/2019 a las 06:00 Actualizada el 04/02/2019 a las 16:50
Stonepeak Plum 4 Ltd es accionista único de Stone Peak Plum TopCo Sàrl

Documento registral de Luxemburgo que señala a la compañía de las Islas Vírgenes Stonepeak Plum 4 Ltd como cúspide de la estructura societaria del grupo de VTC Moove Cars.

IL
Las ramificaciones del negocio de las licencias VTC en España llegan hasta las Islas Vírgenes Británicas. Una compañía de este paraíso fiscal, uno de los más opacos del mundo, es la dueña de más de 140 empresas del sector en España. Se trata de Stonepeak Plum 4 Ltd, con sede en las Islas Vírgenes y situada en la cúspide de una estructura que incluye cinco sociedades interpuestas: tres en Luxemburgo y dos en España. Dicha trama societaria controla tres firmas españolas: Moove Cars y Ares Capital —dos de las más grandes del sector VTC en España— y Aerocity. De Moove Cars y Ares Capital cuelgan al menos 138 empresas participadas vinculadas al transporte de viajeros. Por tanto, en el paraíso fiscal británico se controlan 141 empresas de VTC españolas, de acuerdo con la documentación oficial a la que ha tenido acceso infoLibre.

A preguntas de este periódico, un portavoz de Moove Cars señala que este tipo de estructuras societarias son "habituales en el mundo de la inversión". Dicho portavoz confirmó que el grupo tiene entre sus accionistas al fondo buitre estadounidense King Street y a "inversores españoles", pero declinó desvelar su identidad y cuál es el reparto accionarial.

El sector VTC, cuya irrupción ha puesto en pie de guerra a los taxistas, es conocido por las empresas Uber y Cabify, que tienen sus empresas matriz en Holanda y Delaware (Estados Unidos), respectivamente. Basan su negocio en la intermediación a través de aplicaciones, reduciendo al mínimo la relación laboral formalizada con los conductores. La mayoría de estos son autónomos o trabajadores de otras empresas. Porque, por debajo de las dos grandes marcas, se ha desarrollado una densa red de sociedades que se dedican a trabajar para Uber y Cabify y a explotar las casi 13.000 licencias VTC que existen en España, según el Ministerio de Fomento.

Entre estas empresas están Moove Cars Sustainable Transport SL, Ares Capital SA y Aerocity SL. Las dos primeras son citadas por fuentes del sector como las más importantes del negocio, junto a Auro New Transport y Vector Ronda. Tanto Moove Cars como Ares Capital y Aerocity, que comparten estructura accionarial, están radicadas en España, pero un hilo societario las une directamente con las Islas Vírgenes pasando por Luxemburgo, otro territorio de ventajosa fiscalidad.
 

Moove Cars y Ares Capital


Este hilo se puede seguir partiendo de Moove Cars, que trabaja prestando servicio a Uber. Esta empresa nació en 2015 con la denominación de Yirmi UC Fiesta Omnibus, que conservó hasta hace un año. Citando un comunicado de la propia Moove Cars, Europa Press informaba durante la reciente crisis del taxi de que esta compañía posee 1.800 licencias y otras 3.000 en trámite. No obstante, no se aclara si se refiere sólo a la propia Moove Cars o a todo el grupo Moove-Ares-Aerocity. En una entrevista con Cinco Días en enero, su consejero delegado, Rafael García-Tapia, contabilizaba juntas a Moove y a Ares con un total de 2.146 licencias más 1.000 en proceso, así como planes para llegar a 5.000. Estas licencias tienen un precio en el mercado secundario que llega a superar los 50.000 euros cada una.

García-Tapia aseguraba en dicha entrevista que Moove Cars tiene 2.100 empleados (1.982 conductores) y presencia en Madrid, Barcelona, Sevilla, Málaga, Córdoba y Granada. También advierte que el decreto de la Generalitat que obliga a contratar los VTC con 15 minutos de antelación llevará a Moove Cars a cerrar en Barcelona y a realizar 727 despidos.
 

Siargao directorship y Garment investments