Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Viviendas alquiler

Un control sobre los precios, clave para que el bono del alquiler a jóvenes no acabe en manos del casero según los expertos

  • La titular de Vivienda, Raquel Sánchez, prevé una inversión de 200 millones y hasta 50.000 beneficiarios; la renta básica de emancipación de Zapatero llegó a 250.000 personas y movilizaba casi 400 millones al año
  • Alejandro Inurrieta, uno de los diseñadores de la RBE, explica: "No está demostrado que los alquileres suban directamente con la ayuda, pero es necesario un límite a los precios"
  • Este artículo está disponible sólo para los socios y socias de infoLibre, que hacen posible nuestro proyecto. Si eres uno de ellos, gracias. Sabes que puedes regalar una suscripción haciendo click aquí. Si no lo eres y quieres comprometerte, este es el enlace. La información que recibes depende de ti.

Publicada el 07/10/2021 a las 06:00 Actualizada el 07/10/2021 a las 17:44
Promoción de viviendas en alquiler en el centro de Madrid.

Promoción de viviendas en alquiler en el centro de Madrid.

Europa Press

El anuncio realizado el martes por Pedro Sánchez de crear un bono joven de vivienda, que en la práctica será una ayuda directa de hasta 250 euros mensuales durante dos años para personas entre 18 y 35 años con ingresos menores a 23.725 euros al año, ha provocado una cascada de reacciones. La medida, que se presentó tras conocerse el acuerdo que desbloquea la futura ley de vivienda y los Presupuestos Generales, recibió críticas por parte de la derecha y la patronal por "populista" o porque terminaría repercutiendo en el precio de los alquileres, y no faltaron quienes aseguraron que una iniciativa cuasi idéntica con José Luis Rodríguez Zapatero –la renta básica de emancipación (RBE)– fracasó estrepitosamente. 

"No está demostrado que subieran los alquileres por el impacto directo de la renta básica", asegura uno de los expertos que diseñaron esta ayuda junto a la entonces ministra de Vivienda, Carme Chacón, el economista y expresidente de la extinta Sociedad Pública de Alquiler (SPA), Alejandro Inurrieta. La hemeroteca tampoco arroja ninguna evidencia de tal incremento. Cuando se diseñó, en 2007, solo el 14% de los españoles vivía del alquiler frente al 26% actual según Fotocasa, por lo que el mercado del arrendamiento estaba menos caliente

"Pero hay un problema real", subraya Inurrieta, "y es que ya sabemos que muchas comunidades autónomas del PP van a hacer objeción y no van a recurrir a la ley para fijar precios máximos en zonas tensionadas. Y un control de precios es clave para el éxito del bono. Yo, de hecho, lo extendería a todos los propietarios, no solo a los grandes". Su opinión es compartida por el profesor de la Universidad Carlos III y economista Juan Laborda.

"Las ayudas o subvenciones al alquiler solo tienen sentido si se dan a las autonomías que se hayan declarado zonas de mercado de la vivienda tensionadas y establecido un límite de precios", indica el director del Gabinete Técnico de Comisiones Obreras, Carlos Martín Urriza. "Entonces sí, entonces sería una manera de asegurarse que el Estado no subvenciona al casero, algo que ya sucedía con la desgravación del IRPF por la compra de una vivienda: esa bonificación terminaba incluida en el precio en la época del boom". La desgravación fue progresivamente eliminada por el Gobierno de Zapatero a partir de 2009. Mariano Rajoy hizo un amago de recuperarla nada más llegar al poder, pero abandonó enseguida la idea presionado por la Troika. 

"A mí el bono me parece poco trascendente", opina el ex presidente del Banco Hipotecario Julio Rodríguez. "Algo similar funciona en muchas partes de Estados Unidos. Ayuda, pero no es relevante, y puede acabar con el propietario subiendo el importe del contrato". "El bono tiene que ir acompañado de una ley de vivienda que controle los precios del alquiler, lo que sucede en toda la UE menos en Reino Unido. Frente a los que tildan al Gobierno de comunista", valora Rodríguez, "yo veo la futura ley de vivienda muy timorata. En Europa, donde está más avanzado el límite de precios al alquiler es en países tan poco comunistas como Países Bajos y Austria, cuyos jefes de Gobierno son halcones liberales de derechas". 

Necesidad de inspectores y árbitros

"El bono es una copia de nuestra renta básica", defiende Alejandro Inurrieta. "Hay consenso entre los economistas en que es mejor una ayuda directa que un estímulo fiscal, ya que cualquier bonificación que incentive la demanda hará subir los precios". "Y hay otro problema en torno al bono", agrega Inurrieta. "La ayuda en sí no supone un problema. ¿Cuál es? Los caseros, que pueden ser unos golfos. ¿Y cómo hago para que no suban los contratos, además de recurrir al límite de precios? Pues interponiendo un servicio de mediación, arbitraje e inspección. Es decir, una herramienta que no existe en España".  

La cuestión de a cuánta gente llegará la ayuda es igual de crucial. El miércoles, la titular de Transportes, Raquel Sánchez, avanzó algún detalle más: recibirán el bono entre 40.000 y 50.000 jóvenes en España y costará 200 millones de euros al Estado.

"En su momento álgido, la RBE llegó a beneficiar a 250.000 jóvenes", recuerda Inurrieta. A diferencia del bono de Pedro Sánchez, el de Zapatero se concedía en una franja de edad que iba de los 16 a los 29 años, y no de los 18 a los 35 años como parte la actual propuesta. La actual presidenta de Red Eléctrica, Beatriz Corredor, sucesora de la fallecida Chacón en Vivienda y última ministra de Vivienda en aplicar la renta básica de emancipación ha rechazado hacer declaraciones. El Ministerio de Transportes tampoco ha respondido a este periódico.

4,5 millones de trabajadores jóvenes ganan menos de 23.725 euros

Todos los consultados ven escasos tanto el alcance como el dinero que se comprometerá. En sus primeros años la renta básica de emancipación movilizaba cerca de 400 millones de euros. No obstante, también había problemas: en 2010, el pago del alquiler sobre los ingresos representaba el 42,2%. Actualmente, según pisos.com, el coste del alquiler representó en 2020 el 51,5% de los ingresos brutos mensuales de los arrendatarios.

Además, es muy difícil estimar los potenciales beneficiarios de la ayuda, pero los datos fiscales de la población menor de 35 años disparan la cifra de personas que trabajan entre 18 y 35 años con ingresos menores de 23.725 euros. De acuerdo con datos de la Agencia Tributaria (AEAT) relativos a 2019, hay al menos 4,5 millones (4.571.693) de españoles en esa franja de edad por debajo del nivel de ingresos requerido para obtener la ayuda de Transportes. Son cálculos muy conservadores, ya que se trata de personas que recibieron algún tipo de salario comprendido entre 0 y 1,5 veces el salario mínimo interprofesional. La realidad es que la cifra es mucho más alta: 1,5 veces el SMI de 2019 arroja 18.900 euros al año.

 

Gracias. Tu apoyo hace posible que infoLibre exista

Gracias. Por comprometerte con la información. Por permitirnos investigar. Por rechazar las fake news. Por defender un periodismo que no dependa de oscuros intereses que otros medios nunca revelan a sus lectores. Por tus sugerencias y hasta por tus quejas. Por tus artículos en Librepensadores y tus comentarios en nuestros artículos. Personas como tú hacen posible infoLibre desde 2013. Si quieres regalar una suscripción, puedes hacerlo con un click aquí.
Más contenidos sobre este tema




4 Comentarios
  • PedroLibre PedroLibre 07/10/21 20:24

    Una nueva ayuda a los propietarios para que se animen a alquilar sus viviendas un poco mas caras. Esta gente no espabila.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • Locomotoro Locomotoro 07/10/21 15:25

    El PSOE se ha sacado de la manga una ayuda de 250 euros para el alquiler, esto es exactamente lo que le van a subir el alquiler a los jóvenes. Enhorabuena señores del PSOE.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • Heliotropo Heliotropo 07/10/21 14:31

    A ver cómo se impide que los caseros suban el precio de alquiler: "cómo ya tenéis 600 euros"...
    Haría falta un guardia civil detrás de cada operación.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • Dver Dver 07/10/21 00:49

    Complejo abordar todos los baremos, y más que es zona tensiones, o es que los jóvenes, u otros, que necesitan alquilar, solo van a ir a zonas tensiones. Las grandes áreas urbanas comarcales, como mínimo, también tienen precios de alquiler fuera del alcance de la mano.
    Yo prefiero un Plsn Nacional de construcción y adquisición de vivienda protegida para alquilar, que va a ser la tendencia en el futuro, ya lo es, por otro tipo de razones a las puramente económicas.
    Pero mientras se lleva a cabo, lo que supone varios años, por algo se empieza. Pero estoy de acuerdo en que de una manera u otra el bono acabará en.manos de los caseros además de las bonificaciones. Sólo se me ocurre una cosa para controlarlo. Crear de inmediato una Agencia Estatal de Alqiler por la cual pasen todos los contratos con bonificscion al inquilino y al propietsrio. Una Agencia donde los propietarios inscriban su oferta de alquiler si quieren bonificacion fiscal y controlen el contrato. Al que no inscriba en esta Agencia su oferta, no se le bonifica fiscalmente. Ojo, no sería una Agencia Inmobiliaria que sustituyes a kas que hay, sino una especie de control sobre lo que se oferta y sobre los contratos, y que con dicha Agencia podrían colaborar muy bien las actuales Agencias inmobiliarias.

    Por otro lado, hay un punto del cual no se habla y que está en vigor y cuya simple modificación haría innecesarios los complejos baremos de zonas y demás. La modificación del plazo mínimo de vencimiento a treinta años por lo menos. Esa modificación cortaría de raíz las subidas del alquiler pues echaría de inmediato a los grandes tenedores, los fondos buitres, cuyo único interés es especulativo, es decir un retorno rápido a corto plazo. Por eso vencen los contratos y no renuevan, porque al nuevo inquilino le piden la intemerata más que al anterior inquilino.

    Este asunto del corto plazo está desestructurando la sociedad, por lo que conlleva de incertidumbre, gastos de traslado, asentamiento en un entorno, colegios, trabajo, relaciones vecinales. No se por qué nos extrañamos de la baja natalidad en España, si la inmensa mayoría de los jóvenes no sabe donde va a poner sus pies mañana.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    5

Lo más...
 
Opinión