X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




Los libros

Vallecas-Marrakech

  • Un gran debut para este periodista que maneja los tiempos de la novela negra y que conoce al dedillo los paisajes por los que transcurre la acción
  • La historia de este atraco perfecto se sitúa entre Madrid, Tánger y Marrakech, lugares frecuentados por el autor durante su carrera en El País

Publicada 09/06/2017 a las 06:00 Actualizada 08/06/2017 a las 20:50    
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir

La asamblea de los muertos
Tomás Bárbulo

Salamandra
Madrid

2017
  Entre tantas novedades de novela negra (suecas, italianas, noruegas, americanas) que se publican casi a diario queremos destacar a un  autor español que con La asamblea de los muertos, el periodista español, Tomás Bárbulo, debuta en la novela e inaugura una nueva colección, Ñ, en la editorial Salamandra, en la que van a dar cabida a escritores españoles de calidad y que merezcan su atención. Bárbulo (A Coruña, 1958) es periodista de El País, diario para el que ha viajado con asiduidad por Marruecos, Mauritania, el Sáhara occidental, Argelia, Senegal y Mali, por lo que conoce perfectamente el mundo árabe como muestra en su primera novela. Es también autor del ensayo La historia prohibida del Sáhara Español, donde analiza la presencia española en dicho territorio.

La asamblea de los muertos es la historia de un atraco perfecto que deben realizar un grupo de delincuentes afincados en Vallecas que deberán pegar el palo en Marrakech. Asistidos por dos profesionales que dirigen la operación, un joyero francés con conexiones entre la alta sociedad y un contacto marroquí que les servirá para manejarse, los cuatro ladrones viajarán con sus respectivas novias en una furgoneta bien preparada para hacerse pasar por turistas y así pasar desapercibidos más fácilmente. Todo está perfectamente organizado, el Guapo, líder de la banda, en apariencia dirige al grupo que va a limpiar la caja fuerte de un pequeño banco marroquí durante una convención de joyeros con un preciado botín: dos millones de euros. Poco a poco, las cosas se irán complicando, y el Guapo y sus compinches deberán enfrentar imprevistos con los que no habían contado.

La historia, narrada entre Madrid, Tánger y Marrakech, se desarrolla con un ritmo trepidante y un sinfín de sorpresas, con un lenguaje perfectamente ensamblado a los personajes creíbles y perfectamente definidos (muy potentes varios de ellos y absolutamente verosímiles) y con unos afilados diálogos que mantienen la tensión narrativa en todo momento sin que falten también momentos de humor y situaciones rocambolescas. Un gran debut para este periodista gallego que maneja perfectamente los tiempos de la novela negra y que conoce al dedillo los paisajes y escenarios por los que transcurre la acción de esta vibrante novela negra con un final imprevisto para todos.
 

“Se detuvo y sacó su pistola. Tras un instante de duda, siguió descendiendo, ahora sigilosamente y con la espalda pegada a la pared. Del vestíbulo llegaban gritos histéricos. No tardó en oír por encima de ellos los pasos de alguien que subía apresuradamente.

Se detuvo a la mitad de un tramo de escaleras, sujetó el arma con ambas manos y esperó. Enseguida oyó cómo el que subía a la carrera enfilaba el tramo anterior. Entonces dio un paso adelante y se asomó sobre la barandilla, directamente sobre la cabeza del otro. No tuvo tiempo a darle el alto, porque en ese momento el muchacho levantó la vista y alzó su revolver. El policía disparó dos veces: la primera bala lo alcanzó en la cabeza y lo proyectó hacia un lado, contra la pared; la segunda le abrió un agujero en el cuello. El cuerpo del chico cayó de espaldas; se convulsionó unos segundos y quedó inmóvil. Cuando, un minuto más tarde, llegaron los demás policías, tuvieron que hacer un gran esfuerzo para abrirle la mano y arrebatarle el arma”.


*Pablo Bonet es poeta y librero de guardia en la librería Muga.

Volver a Los diablos azules
Correo Electrónico


Hazte socio de infolibre



Lo más...
 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.
facebookLibre