x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Liebre por gato

La desilustración

  • En la nueva entrega de la sección dedicada al microrrelato recogemos dos textos del escritor Manu Espada
  • El autor ha publicado títulos como Zoom. Ciento y pico novelas a escala, Personajes secundarios y Petricor

Publicada el 12/07/2019 a las 06:00
El escritor Manu Espada.

El escritor Manu Espada.

La sección de microrrelatos inéditos Liebre por gato está coordinada por Fernando Valls y Gemma Pellicer. En esta nueva entrega recoge dos textos del escritor Manu Espada.
________
 
La desilustración

Siempre invitaban a sabios ilustrados a sus tertulias, pero en aquella ocasión, los mecenas optaron por conocer de cerca al enemigo y nos llamaron a nosotros. “Vamos a dar la vuelta a vuestro mundo”, les dijimos. Para la demostración decidimos convocar a los mejores científicos del país, y acabaron huyendo de la casa convertidos en ratones. Fue divertido, así que luego transformamos en analfabetos a los creadores de la enciclopedia, dejamos sin memoria a los historiadores, borramos del mapa a los cartógrafos, ahogamos a los matemáticos en un mar de números, dejamos mudos a los filólogos, descompusimos en partículas insignificantes a los químicos, los arqueólogos despertaron como esqueletos, los profesores mutaron en seres maleducados, los filósofos se convirtieron en seres irracionales y convertimos en celulosa a los escritores. Ahora, van a por nosotros. La guerra la están ganando los magos.
 
Mar de plástico
 
Quité el anzuelo a un alevín de Font Vella y lo volví a arrojar al río. Era demasiado pequeño. Corté un trozo de cebo, lancé de nuevo la caña y me senté a esperar bajo una encina. A los cinco minutos el corcho se hundió y tiré del sedal. Un enorme ejemplar adulto de Lanjarón (una garrafa de al menos cinco litros) asomó el cuello sobre la superficie del agua, provocando unas enormes ondas concéntricas. El tapón despegado aleteaba con fuerza, mostrando su plástico gastado por el agua y su asa azul abrasada por el sol, pero tras diez minutos de lucha conseguí atraerla hasta la orilla. Me puse los guantes de malla metálica por si me mordía con las astillas puntiagudas de la boca. La agarré por el culo abollado y la metí en la red que tenía en la orilla, junto a un envase de Lanjarón que aún se revolvía, una bolsa del Mercadona con las letras pálidas, varios aros de latas de Mahou y unas pajitas aplanadas por la corriente que habían sido golpeadas contra las rocas hasta dejarlas transparentes. Cogí mis capturas, las metí en un cubo y se las llevé a una empresa de reciclaje que arreglaba el plástico y lo vendía como si fuera nuevo. “¿De dónde sacas el material?”, me preguntó. “Los pesco”, le respondí muy serio mientras estudiaba cómo robar de nuevo otro par de peces en formol del museo de Ciencias Naturales. El hombre me dio dos cachetitos en la cara y luego sacó dos billetes. “Para cebo, ¿qué pones?”, se rió de mí mientras un par de botellas de Solán de Cabras aún boqueaban en el fondo del cubo.
_____

Manu Espada
es licenciado en Periodismo y máster en Radio por RNE. Comenzó escribiendo microrrelatos en 1998 en Radio 3 y desde el año 2000 trabaja como guionista en televisión. Ha publicado dos libros de cuentos: El desguace (Grupobúho, 2007) y Fuera de temario (Talentura, 2010); y tres de microrrelatos: Zoom. Ciento y pico novelas a escala (Paréntesis, 2011), Personajes secundarios (Menoscuarto, 2015) y Petricor (Cuadernos del Vigía, 2018). Entre otros premios, ha ganado el certamen Relatos en Cadena de la SER.

Volver a Los diablos azules
Más contenidos sobre este tema
Relacionados




 
Opinión