X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
El Big Bang del cuento

"En contacto estrecho con lo que amo"

  • "Vamos a ver, Katherine, ¿a qué te refieres al hablar de salud?", escribió la autora en su diario. "Por salud entiendo poder llevar una vida plena, adulta, viviendo, respirando vida"
  • "¿Seré capaz algún día de expresar mi amor al trabajo, mi deseo de ser una escritora mejor, mi anhelo por esforzarme más?", se preguntaba en 1919, a los 31 años

Katherine Mansfield
Publicada el 24/04/2020 a las 06:00

Una semana después de la muerte por tuberculosis de Katherine Mansfield (Wellington, Nueva Zelanda, 1888-Fontainebleau, Francia, 1923), Virginia Woolf escribió en su diario: "Yo sentía celos de lo que ella escribía: la única escritura de la que me he sentido celosa". Mansfield protagoniza la nueva entrega de la serie El Big Bang del cuento, y recogemos aquí algunos fragmentos de su Diario (, editados póstumamente por su editor (y viudo) John Middleton Murry. 

_____

1915

La cantidad de satisfacción precisa y exquisita que obtengo de observar a la gente y las cosas cuando estoy sola es sencillamente enorme; realmente solo me "divierto del todo" conmigo misma. Cuando veo a una niña correteando de puntillas como un ave sobre un suelo mojado, y digo "Madre mía, ahí va una tonta", me río y me divierto como no lo haría nunca con nadie. Lo mismo me ocurre con los sentimientos hacia lo que se suele llamar "naturaleza". Los demás no se paran a mirar lo que yo quiero mirar. […] La vida con los demás se me antoja como una mancha desdibujada; […] pero resulta maravillosa y de un enorme valor cuando estoy sola; los detalles de la vida, la vida de la vida.

1919

19 de mayo. Estoy sentada en mi habitación pensando en mi madre; tengo deseos de llorar. Pero mis pensamientos son hermosos y están llenos de alegría. Pienso en nuestra casa, nuestro jardín, nosotros de niños; el césped, la verja y nuestra madre entrando. "¡Niños! ¡Niños!" Lo único que realmente pido es tiempo para poder escribirlo todo, tiempo para escribir mis libros. No me importa morir después. Vivo para escribir. Ahí está el maravilloso mundo –¡Dios mío, qué hermoso es el mundo exterior!–, y yo me baño en él y eso me refresca. Pero siento como si tuviera un DEBER; como si alguien me hubiera enviado una tarea que estoy destinada a terminar. Permíteme que la termine, permíteme que la termine sin prisa; tratar cada cosa con toda la justicia que pueda…

[…]

31 de mayo. Trabajo. ¿Seré capaz algún día de expresar mi amor al trabajo, mi deseo de ser una escritora mejor, mi anhelo por esforzarme más? La pasión que siento sustituye a la religión; es mi religión: crear mis personas a partir de las personas, a partir de la "vida", es Vida.

1922

10 de octubre. […] Vamos a ver, Katherine, ¿a qué te refieres al hablar de salud? ¿Y para qué la quieres?

Respuesta: Por salud entiendo poder llevar una vida plena, adulta, viviendo, respirando vida, en contacto estrecho con lo que amo: la tierra y sus maravillas, el mar, el sol. Todo aquello a lo que nos referimos al hablar del mundo externo. Deseo penetrar en él, ser parte de él, vivir en él, aprender de él, perder todo lo superficial y adquirido y convertirme en un ser humano consciente y directo. Deseo, al comprenderme a mí misma, comprender a los demás. Quiero ser todo lo que soy capaz de llegar a ser para conseguir ser (y aquí he parado y esperado y esperado, pero no sirve de nada; solo hay una frase posible) una criatura del sol. Suena falso añadir una sola palabra sobre la ayuda a los demás, sobre transportar una luz y demás. Es mejor dejarlo así. Una criatura del sol.

Además quiero trabajar. ¿En qué? Deseo intensamente vivir para poder trabajar con las manos, con mis sentimientos y mi cerebro. Deseo un jardín, una casa pequeña, hierba, animales, libros, cuadros, música. Deseo ponerme a escribir a partir de esto, dando expresión a todo ello. (Aunque escriba sobre taxistas, eso no tiene importancia.)

Pero sí deseo la vida vivida, cálida, impaciente; tener las raíces en la vida, aprender, desear saber, sentir, pensar, actuar. Eso es lo que quiero. Y nada más. Eso es lo que tengo que intentar.

 

Más contenidos sobre este tema




Lo más...
 
Opinión