X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Liebre por gato

Moderación y estrés

Víctor Lorenzo Cinca
Publicada el 05/02/2021 a las 06:00
El escritor Víctor Lorenzo Cinca.

El escritor Víctor Lorenzo Cinca.

La sección de microrrelatos inéditos 'Liebre por gato' está coordinada por Fernando Valls y Gemma Pellicer. Esta nueva entrega recoge dos textos de Víctor Lorenzo Cinca.

_____

Moderación

Abre la puerta del bar con un empujón y un par de gruñidos y a rastras cruza el umbral. Repta hasta la barra esquivando mesas, sillas, huesos de aceituna, palillos y servilletas arrugadas y desde las baldosas grasientas balbucea algo pastoso dos, tres, cuatro veces, hasta que creo entender que quiere un cubata. Lo preparo con esmero y se lo dejo en el suelo, a su lado. Da cuenta de él rápidamente, no sin tirarse la mitad por encima. Agarrado al taburete se incorpora y ahora, de manera algo más inteligible, mastica un par de úes y un par de aes mientras su mirada perdida intenta centrarse en mi rostro y yo, diligentemente, le sirvo el segundo. Lo termina en cuatro tragos y, ya sentado en el taburete, aunque tambaleando como una boya, me implora, o eso creo, otro. Engulle el tercero a la vez que me cuenta pastosamente que se ha reconciliado con su esposa y que lo han readmitido en el trabajo, circunstancias ambas que me importan poco o nada. El cuarto y el quinto los pide ya de manera comprensible, y los va saboreando a tragos cortos mientras ojea un periódico deportivo. Acodado en la barra, tras arreglarse el nudo de la corbata y el flequillo, me pide con voz y mirada claras el último cubata, si soy tan amable. Lo siento, respondo, pero usted ya ha bebido bastante y no voy a servirle más. Y ahora, si no le importa, salga del bar y váyase a su casa.

Estrés

El psicólogo experto le aconseja al economista estresado que respire hondo, que se distraiga con alguna actividad relajante, que arriende un huerto, por ejemplo, que lo cuide por las tardes, que lo riegue y lo abone, que observe su lento crecimiento con calma y parsimonia y que se olvide de números, símbolos y operaciones. El economista sigue su recomendación, y prepara azadones, rastrillos, semillas, plantel, carretilla, y a los pocos días ya nota los beneficios del tratamiento. Sus niveles de ansiedad se reducen con cada tomate, con cada berenjena, con cada plaga eliminada, hasta que desaparecen casi por completo las taquicardias y el insomnio. Animado por tan fructíferos resultados, dedica más y más horas a su pequeña parcela, tantas que se ve obligado a arrendar un terreno colindante. Se interesa por fertilizantes, antifúngicos y pesticidas. Se plantea la instalación de un riego por goteo y solicita presupuestos y estudios de viabilidad. La producción aumenta de tal modo que debe empezar a almacenar y conservar el excedente, a venderlo a vecinos y pequeños distribuidores locales, a repartirlo casa por casa con la furgoneta que ha tenido que alquilar, a regresar exhausto a su apartamento, de madrugada, agobiado y sin fuerzas. De noche casi no duerme, obsesionado con la previsión meteorológica, el estoc que va acumulándose y los pequeños saqueos que perpetran algunos pillos. Para relajarse, ahora se distrae en la oficina cerrando balances, cuadrando presupuestos y redactando informes fiscales.

_____

Víctor Lorenzo Cinca (Balaguer, 1980) es licenciado en Filología Hispánica y profesor de lengua y literatura en secundaria. Fue cofundador de la Internacional Microcuentista, revista digital especializada en el microrrelato. Ha publicado sus textos en distintas revistas (Litoral, Quimera o Microtextualidades) y antologías, tanto digitales como en papel. Algunos de sus textos han sido traducidos a otros idiomas. Es autor del libro de microrrelatos Cambio de rasante (Enkuadres, 2015).

Más contenidos sobre este tema
Relacionados




Lo más...
 
Opinión