x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Dossier Bettencourt

‘Libération’ y Rue89 se ofrecen a publicar las informaciones sobre el ‘caso Bettencourt’ que la Justicia francesa quiere censurar

  • La condena a Mediapart a eliminar, bajo multa, sus informaciones sobre este caso, crea a una ola de solidaridad en Francia
  • Periodistas, políticos y magistrados piden un marco legislativo que garantice la libertad de información

Publicada el 06/07/2013 a las 06:00 Actualizada el 05/07/2013 a las 23:14
Facebook Whatsapp Whatsapp Telegram Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir

La redacción de Mediapart en París.

La redacción de Mediapart en París.

La condena al diario francés Mediapart a eliminar, bajo multa, las informaciones publicadas sobre el caso Bettencourt, ha creado una ola de solidaridad en Francia. El diario impreso Libération y el digital Rue89 se han ofrecido a alojar en sus sitios web las piezas informativas y los documentos que las juezas de la sala 1ª del Tribunal de Apelación de Versalles obligan a retirar de su página al diario que dirige Edwy Plenel. infoLibre –del que Mediapart es socio editorial– difunde desde este sábado las informaciones censuradas por la Justicia francesa. 

"Es una oferta de solidaridad y confraternidad que hacemos a nuestros colegas de Mediapart ante un hecho escandaloso y sin precedentes en Francia", aseguró a infoLibre Eric Decouty, director adjunto de la redacción de Libération. No obstante, señaló que "aún es pronto" para saber si su edición digital acogerá finalmente las informaciones sobre el proceso que sacó a la luz un posible caso de financiación ilegal que salpicó a la presidencia de Francia. "Depende de Mediapart y de cómo avance el proceso una vez que ellos han anunciado que recurrirán. Nuestro apoyo responde a la voluntad de defender el derecho a la información", concluyó. 

Rue89, medio digital creado en 2007 por extrabajadores de Libération, también se ha ofrecido a publicar las informaciones censuradas sobre el caso Bettencourt. "Se trata de un acto de censura a pesar de que sea una decisión judicial. La sentencia no es digna de un Estado democrático. Si Mediapart nos lo pide, publicaremos sus artículos", dijo, por su parte, Pascal Riché, redactor jefe de este medio. 

"Una adaptación de la ley"

La sentencia también provocó las reacciones de personalidades de la judicatura, la política y el periodismo que recoge Mediapart. El líder del Movimiento Demócrata, François Bayrou, dijo que se trata de una decisión "absurda técnicamente, peligrosa democráticamente y jurídicamente discutible porque las grabaciones fueron admitidas como prueba material en el proceso". Otros, como el portavoz de la Unión de Demócratas Independientes (UDI), Jean-Christophe Lagarde, apuestan por adaptar la ley a las nuevas tecnologías. "Hacer desaparecer algo que todo el mundo conoce es inútil", señala. 

"Tres años después del inicio del caso, ¿cómo pueden las juezas invocar un problema de orden público? Las grabaciones han permitido avanzar en el conocimiento de la verdad: son documentos de interés general", abunda Pascal Durand, secretario nacional de Europa Ecología Los Verdes. Por su parte, el portavoz del Partido Socialista en la Asamblea, Thierry Mandon, reclama un marco legislativo "más preciso" capaz de encontrar un equilibrio entre la capacidad de los medios para informar y las reglas de protección de la vida privada. "Esta sanción de 10.000 euros por día y referencia publicada está completamente inadaptada a la prensa digital. Lo que está en juego es la existencia de Mediapart. Y Mediapart tiene que sobrevivir. Nos jugamos la libertad de prensa", añade Mandon.

En el Frente de Izquierda tachan el fallo de "escandaloso" y no dudan en calificarlo de "acto de censura".

A pesar de las múltiples solicitudes hechas por los periodistas de Mediapart, la única reacción del lado de la UMP, el partido del expresidente Nicolas Sarkozy, llegó por parte del exsecretario de Estado de Vivienda. "El hecho de estar afectados por una decisión no nos da el derecho a criticarla. Hay que aceptar las resoluciones de la Justicia. Tras el recurso se sabrá si la decisión es o no aceptable". 

"¿El objetivo es que los periodistas de Mediapart y otros se abstengan de investigar la financiación de los partidos o el fraude fiscal?", se pregunta Christophe Deloire, secretario general de Reporteros Sin Fronteras. "Es el fin del periodismo de investigación. Esta sentencia es inicua y atenta contra la libertad de información y el derecho de los ciudadanos a estar informados". 
Más contenidos sobre este tema




Hazte socio de infolibre

 
Opinión