x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Kurdistán

El Kurdistán iraquí busca inversores tras el alto el fuego del PKK

  • Tras el alto el fuego del grupo armado que reclama la libertad del pueblo kurdo, la región espera abrirse a las inversiones de empresas extranjeras
  • El representante de Exteriores ha asegurado que no desean tener enemigos, sino que su único propósito es “mirar hacia delante y olvidar el pasado”

Publicada el 04/04/2013 a las 20:40 Actualizada el 18/04/2013 a las 22:05
Facebook Whatsapp Whatsapp Telegram Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir

El titular de Exteriores durante la celebración de un acto hoy en la Casa de América.

El titular de Exteriores durante la celebración de un acto hoy en la Casa de América.

Fernando Alvarado
El ministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García Margallo, ha trasladado este jueves a los integrantes de una delegación del Kurdistán iraquí el interés de España en incrementar la presencia en los planes de desarrollo de esa región de empresas punteras españolas en sus correspondientes sectores.

Margallo y el secretario de Estado de Asuntos Exteriores, Gonzalo de Benito, se han reunido con una delegación de alto nivel del Gobierno Regional del Kurdistán iraquí, presidida por su viceprimer ministro, Imad Ahmed Sayfur.

El jefe de Departamento de Asuntos Exteriores, Falah Mustafa Bakir, ha asegurado que su región está "llena de nuevas oportunidades". A su juicio, es necesario que países extranjeros inviertan en la región porque, a pesar de disponer de abundantes recursos naturales, necesitan “conocimientos y tecnología”.

Mustafa Bakir ha afirmado que no desean tener enemigos, sino que su único propósito es “mirar hacia delante y olvidar el pasado”. El representante kurdo-iraquí ha defendido que el territorio goza de estabilidad y seguridad. “Somos un lugar seguro porque tenemos el apoyo de la gente, porque hemos priorizado nuestras necesidades y porque también nos enfocamos en el desarrollo de la educación y la salud”.

La parte española ha expresado, por su parte, el deseo de seguir trabajando con los kurdos y con el resto de los iraquíes en la construcción de un futuro de paz y prosperidad en toda la zona. También ha valorado positivamente los logros alcanzados por las autoridades kurdas en cuanto a estabilidad.

La región está viviendo uno de sus mejores momentos tras la declaración del alto el fuego “claro y formal” por parte del grupo armado PKK hace apenas dos semanas. Este conflicto, que enfrentaba, principalmente, al Partido de los Trabajadores por el Kurdistán con Turquía, ha acabado con la vida de más de 40.000 personas desde 1984.

Un pueblo castigado pero con amplias posibilidades de desarrollo

Kurdistán, que actualmente es una entidad federal reconocida por Irak y por Naciones Unidas, tiene un sistema de democracia parlamentaria y cuenta con una Asamblea Nacional compuesta por 111 diputados. El actual presidente del país es Masoud Barzani, quien fue proclamado Presidente en las elecciones celebradas en el Kurdistán iraquí en 2005 y reelegido en 2009.

La historia moderna esta región se remonta a 1970, cuando se firmó el acuerdo entre la oposición kurda y el Gobierno iraquí. A pesar de este pacto, durante la guerra entre Irán e Irak en la década de los ochenta, el ejército iraquí aniquiló a la población y destrozó una gran parte de las reservas naturales del territorio del Kurdistán.

Tras el levantamiento del pueblo kurdo en 1991 contra Saddam Hussein, se forzó a este pueblo a huir del país. Esto hizo que miles de refugiados huyeran a Irán y Turquía. Cuando finalizó la Guerra del Golfo se creó una zona de exclusión aérea en el norte para facilitar el regreso de los refugiados. Desde ese momento, el Kurdistán iraquí se convirtió en independiente de facto.

El Kurdistán iraquí está experimentando hoy en día un rápido desarrollo económico. La demanda de inversión extranjera directa es alta en muchas de las áreas y sectores de la economía, incluidos los recursos naturales (petróleo y gas), las infraestructuras, la construcción y urbanización, el turismo y el ocio, la agricultura, las comunicaciones y TIC, y otros sectores. También se considera que configura la puerta de acceso al resto de Irak.
Más contenidos sobre este tema




Hazte socio de infolibre

Lo más...
 
Opinión