x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




Corrupción

Los periodistas procesados por ‘Vatileaks2’: “Es un proceso contra la libertad de prensa”

  • Los periodistas italiano Nuzzi y Fittipaldi aseguran que se quiere "desviar la atención" de unos documentos que resultan "embarazosos para una casta privilegiada"
  • De los cinco acusados, tan solo el sacerdote español Ángel Lucio Vallejo Balda permanece encarcelado en una celda del Vaticano

infoLibre
Publicada el 24/11/2015 a las 18:04 Actualizada el 24/11/2015 a las 18:05
Facebook Whatsapp Whatsapp Telegram Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir

Los periodistas italianos Gianluigi Nuzzi y Emiliano Fittipaldi a su llegada a la primera sesión del llamado caso Vatileaks2 en el Vaticano.

Los periodistas italianos Gianluigi Nuzzi y Emiliano Fittipaldi a su llegada a la primera sesión del llamado caso Vatileaks2 en el Vaticano.

EFE
Los periodistas italianos Gianluigi Nuzzi y Emiliano Fittipaldi, procesados por el conocido como caso Vatileaks 2, sobre el robo y la publicación de documentos reservados del Vaticano, se han sentado este martes en el banquillo de los acusados y han criticado que es un proceso "contra la libertad de prensa" y que se quiere "desviar la atención" de los documentos filtrados que resultan "embarazosos para una casta privilegiada".

"Existe un interés por distraer del contenido embarazoso para algunos, no para la Iglesia católica, de una casta de privilegiados que quiere mantener intereses opacos. Hay un interés por desviar la atención", ha indicado Nuzzi este martes, a la salida de la primera audiencia del juicio en el Tribunal del Vaticano.

Ambos periodistas, que publicaron los documentos en los libros Via Crucis y Avaricia, han insistido en que han hecho su trabajo y van a seguir haciéndolo. "Lo único que hemos hecho es publicar la noticia que no ha sido desmentida y los documentos que revelan escándalos", ha precisado Fittipaldi.

En el proceso también están implicados el sacerdote español Ángel Lucio Vallejo Balda, detenido por el Vaticano, el excolaborador de la Cosea –el órgano vaticano creado por el papa para limpiar las finanzas del Vaticano–, Nicola Maio, que además ejercía como secretario particular del sacerdote español, y la relaciones públicas italiana Francesca Chaouqui. Se les acusa de un delito que, según el Código Penal del Vaticano, se castiga con penas entre 4 y 8 años de cárcel.

De los cinco acusados, tan solo el sacerdote español permanece encarcelado en una celda del Vaticano. Los medios italianos han llamado a este caso Vatileaks 2 por su similitud con el escándalo que supuso en 2012 la revelación de la correspondencia privada de Benedicto XVI por parte de su mayordomo Paolo Gabriele.

Por otro lado, la representante de la OSCE para la Libertad de los Medios de Comunicación, Dunja Mijatovic, ha pedido al Vaticano que retire las imputaciones contra los dos periodistas italianos y respete el derecho a la libertad de prensa.

En un comunicado difundido en Viena, Mijatovic ha afirmado que "los periodistas deben tener la libertad de informar sobre temas de interés público y proteger a sus fuentes confidenciales".
Más contenidos sobre este tema




Hazte socio de infolibre

 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.