x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Egipto

El atentado contra la mezquita sufí al norte del Sinaí mató a 311 personas

  • Durante la jornada ha fallecido uno de los 128 heridos en el atentado y la mayoría de ellos continúan hospitalizados
  • Varios testigos aseguran que los asesinos llegaron al lugar enarbolando la bandera negra del Estado Islámico

infoLibre
Publicada el 30/11/2017 a las 12:22 Actualizada el 30/11/2017 a las 12:36
Un niño participa en una vigilia por las víctimas del atentado contra una mezquita en el Sinaí.

Un niño participa en una vigilia por las víctimas del atentado contra una mezquita en el Sinaí.

El balance de víctimas mortales del atentado perpetrado el viernes en una mezquita sufí situada en el norte de la península del Sinaí ha ascendido a 311, según han confirmado este miércoles las autoridades egipcias.

La Dirección de Sanidad de Sinaí Norte ha afirmado que durante la jornada ha fallecido uno de los 128 heridos en el atentado, agregando que la mayoría de ellos continúan hospitalizados, tal y como ha recogido el diario local Al Ahram.

La Fiscalía egipcia afirmó el sábado que hasta 30 milicianos perpetraron el atentado, el más sangriento en la historia reciente de Egipto, y que podría estar relacionado con Estado Islámico dado que varios testigos han asegurado que los asesinos llegaron al lugar enarbolando la bandera negra de la organización yihadista, si bien por el momento no hay reclamación de la autoría.

Este mismo miércoles, el presidente de Egipto, Abdelfatá al Sisi, ha ordenado al Ejército y la Policía que usen "la máxima fuerza" para restaurar la seguridad en la península en un plazo de tres meses.

"Hago al teniente general (Mohamed Farid) Hegazi -recientemente nombrado jefe del Estado Mayor-, junto al ministro del Interior (Magdi Abdel-Gaffar), responsables de resturar la estabilidad y la seguridad en el Sinaí en tres meses", ha dicho.

"¿A qué tipo de Islam dicen pertenecer estos terroristas cuando matan a niños y ancianos, arrebatándoles el derecho a la vida?", se ha preguntado durante un acto en Al Azhar, la principal institución suní del mundo.

Asimismo, ha manifestado que "Egipto hace frente a una guerra que busca destruir el Estado y evitar su estabilidad", agregando que "algunas fuerzas apoyan a los terroristas con armas para minar su papel (el del Estado)".

Las declaraciones del mandatario son las segundas en este sentido desde el atentado del 24 de noviembre. Ese mismo día aseguró que las fuerzas de seguridad vengarían a los muertos y responderían con "máxima fuerza" contra los terroristas.

Las fuerzas egipcias han incrementado sus operaciones en la zona desde el atentado, bombardeando posiciones de Península del Sinaí -rama de Estado Islámico en la región- en el norte y el centro de la península.

El Ejército de Egipto anunció el 16 de octubre de 2016 el inicio de una nueva ofensiva a gran escala contra "elementos terroristas" en el norte y el centro de la península del Sinaí.

Se trata de la segunda campaña lanzada por el Ejército desde la Operación Derecho del Mártir, que arrancó en septiembre de 2015 con el objetivo declarado de acabar con la insurgencia en la península.

Cientos de policías, militares y milicianos han muerto en los dos últimos años de insurgencia islamista en Egipto, principalmente en la región del Sinaí, donde opera Provincia del Sinaí. Hasta noviembre de 2014 el grupo era conocido como Ansar Bait al Maqdis, Seguidores de la Casa Sagrada.
Más contenidos sobre este tema




Lo más...
 
Opinión