x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Terrorismo islamista

Unos 3.000 yazidíes siguen desaparecidos cinco años después del genocidio yihadista

  • Los milicianos yihadistas arrasaron en el verano de 2014 con el asesinato o el secuestro de más de 9.000 personas, Naciones Unidas lo ha descrito como genocidio
  • Nadia Murad, premio Nobel de la Paz 2018, con motivo del quinto aniversario ha rendido homenaje a las miles de víctimas inocentes

Publicada el 03/08/2019 a las 13:51 Actualizada el 03/08/2019 a las 14:07
Un hombre camina por la calle en Sinyar, en el norte de Irak, frente a un muro en el que se puede leer en árabe

Un hombre camina por la calle en Sinyar, en el norte de Irak, frente a un muro en el que se puede leer en árabe "3 de Agosto, el día en que se extinguió la humanidad".

EFE
La campaña de violencia orquestada por el grupo terrorista Estado Islámico contra la comunidad yazidí de Irak se saldó con el asesinato o el secuestro de más de 9.000 personas. Cinco años después, esta minoría recuerda que se desconoce el paradero de unos 3.000 yazidíes e insta a no olvidar lo que Naciones Unidas ha descrito como genocidio, informa Europa Press.

Los milicianos yihadistas arrasaron en el verano de 2014 la zona norte de Irak y, en Sinyar, dejaron una huella de destrucción que se cebó especialmente con los yazidíes. Estado Islámico los consideraba como "adoradores del demonio" por no seguir la doctrina suní radical y como tal los trataba, aunque ellos supusiese ejecuciones, secuestros y esclavitud sexual.

Nadia Murad sobrevivió a la barbarie, aunque por el camino perdió a parte de su familia. Con motivo del quinto aniversario del genocidio, este sábado ha rendido homenaje en Twitter a las miles de víctimas "inocentes" y ha recordado que "3.000 siguen desaparecidas", pese a que en los últimos años se han localizado decenas de fosas comunes.
 
"Lo perdimos todo, pero nunca nos rendimos. Los yazidíes somos más fuertes que la ideología del mal de Estado Islámico que quería destruirnos", ha subrayado Murad, que el año pasado fue reconocida con el premio Nobel de la Paz por su capacidad para sobreponerse a la tragedia y llevar la voz de su comunidad por todo el mundo.

El Gobierno iraquí proclamó en diciembre de 2017 la victoria en su lucha contra Estado Islámico, pero la organización que lidera Abu Bakr al Baghdadi ha seguido perpetrando atentados esporádicos. Los terroristas se han regrupado en el macizo montañoso de Hamrin, en la parte noreste del país árabe.

La enviada especial de la ONU para Irak, Jeanine Hennis-Plasschaert, ha subrayado que la recuperación de la estabilidad en Sinyar es clave para quienes abandonaron sus hogares hace cinco años puedan reconstruir su vida, para lo cual ha apelado a la responsabilidad tanto del Gobierno central iraquí como de las autoridades kurdas.

"En homenaje a todas las víctimas y a sus seres queridos", Hennis-Plasschaert ha emplazado a todas las partes a "dejar a un lado sus diferencias o intereses partidistas" y "anteponer las necesidades de la población". Así, ha llamado a conjugar el recuerdo con una visión de futuro que pase por "acelerar la reconstrucción de las zonas afectadas" y "garantizar el retorno seguro".
Más contenidos sobre este tema




Lo más...
 
Opinión