x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Protestas sociales

Human Rights Watch denuncia la detención de más de 1.000 personas en la protesta opositora en Moscú este fin de semana

  • El director de HRW para Europa y Asia Central asegura que el Gobierno ruso está intentando "silenciar a sus críticos" en vez de "asegurar unas elecciones libres y justas"
  • La organización afirma que es "la Policía la que está interrumpiendo la vida normal", no los activistas

Publicada el 06/08/2019 a las 10:08 Actualizada el 06/08/2019 a las 12:49
Varios policías antidisturbios se llevan en volandas a un manifestante durante una protesta opositora en el centro de Moscú, el sábado pasado.

Varios policías antidisturbios se llevan en volandas a un manifestante durante una protesta opositora en el centro de Moscú, el sábado pasado.

EFE
La organización Human Rights Watch (HRW) ha denunciado este martes la detención de al menos 1.001 personas en la protesta opositora celebrada en Moscú este sábado, como recoge Europa Press.

HRW también ha recalcado el uso de "fuerza excesiva" contra los manifestantes pacíficos, algo que la organización asegura que es "una prueba más de la preferencia de las autoridades rusas por la represión sobre los derechos".

La manifestación convocada este sábado por la oposición se produjo una semana después de que otra movilización similar concluyese con más de mil detenidos y más de 70 heridos por la contundente represión policial.

"El Gobierno ruso afirma que los manifestantes están alterando la vida en la ciudad, pero según lo que vimos el 3 de agosto y el 27 de julio, no son los activistas sino la Policía la que está interrumpiendo la vida normal", ha afirmado el director de HRW para Europa y Asia Central, Hugh Williamson.

"La Policía ha convertido el centro de Moscú en una zona de operaciones especiales, atacando y golpeando a las personas por caminar pacíficamente por las calles", ha aseverado.

Según la organización, los agentes de Policía tiraron al suelo a personas que no se resistían y les arrastraron o llevaron a vehículos policiales.

Además, HRW afirma que los agentes utilizaron porras contra manifestantes que no representaban una amenaza y que alrededor de 18 personas fueron hospitalizadas por abrasiones, fracturas y al menos un traumatismo craneal.

La organización ha indicado que muchas de las personas detenidas en la zona no participaban en la manifestación.

"El Gobierno ruso está aumentando la presión en un aparente intento de silenciar a sus críticos", ha recalcado Williamson. "En lugar de asegurar unas elecciones libres y justas, las autoridades están tomando medidas enérgicas contra aquellos que legítimamente las demandan", ha añadido.
Más contenidos sobre este tema




Lo más...
 
Opinión