X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Israel

España pide a Israel que dé marcha atrás en su plan de nuevas viviendas en asentamientos en Cisjordania

  • El Ejecutivo recuerda que la construcción de 800 viviendas en el asentamiento cisjordano constituye una violación del Derecho Internacional
  • Para el Gobierno de Pedro Sánchez, la decisión anunciada por Netanyahu "perjudica la generación de confianza entre las partes, necesaria para que se puedan retomar las negociaciones de paz"

Publicada el 14/01/2021 a las 11:36 Actualizada el 14/01/2021 a las 12:16
La ministra de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, Arancha González Laya.

La ministra de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, Arancha González Laya.

Europa Press

El Gobierno ha hecho un llamamiento al Ejecutivo de Benjamin Netanyahu en Israel para que dé marcha atrás en su anuncio de construir 800 nuevas viviendas en varios asentamientos de Cisjordania, recordando que estos constituyen una violación del Derecho Internacional.

Este lunes, Netanyahu confirmó los planes para construir 800 viviendas en "Judea y Samaria", el nombre bíblico de Cisjordania. "Estamos aquí para quedarnos. Seguimos construyendo en la tierra de Israel", recalcó en su cuenta de Twitter y ha recogido Europa Press.

En este sentido, en un comunicado del Ministerio de Asuntos Exteriores, el Gobierno ha pedido revertir esta decisión, que afectaría a los asentamientos israelíes de Itamar, Beit El, Shavei Shomron, Oranit y Givat Zeev, Tal Menashe y Nofei Nehemia, entre otros.

El Ejecutivo ha recordado a Israel que los asentamientos construidos en los territorios que ocupa desde 1967 "constituyen una violación del Derecho Internacional y ponen en peligro la viabilidad de la solución de dos estados para lograr una paz justa y duradera en el conflicto israelo-palestino".

Para el Gobierno de Pedro Sánchez, la decisión anunciada por Netanyahu "perjudica la generación de confianza entre las partes, necesaria para que se puedan retomar las negociaciones de paz".

Más contenidos sobre este tema




 
Opinión