X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




Plaza Pública

#PPSOE, Podemos y por qué se vota en contra del propio interés

Miguel del Fresno Publicada 14/02/2015 a las 06:00 Actualizada 13/02/2015 a las 18:40    
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios 16

La expresión #PPSOE es un hashtag que lleva circulando meses por los medios sociales de Internet. Es una metáfora que permite pensar y comprender algo nuevo, algo que está emergiendo y que quiere ser explicado. En definitiva, con su uso se persigue nombrar una realidad política que no existía y, debido a la repetición desde múltiples fuentes, puede acabar convirtiéndose en racional en nuestro sistema conceptual. #PPSOE apunta a la creciente indiferenciación interna del bipartidismo, a la equivalencia ideológica, moral y de gestión de los dos principales partidos de nuestra democracia. En la práctica, este hecho ha abierto un espacio nuevo que ha sido ocupado de forma imprevista por Podemos, una formación sin estructura, sin historia y en constante definición ideológica, pronosticado a inicios de 2015 como potencial partido vencedor de las próximas elecciones generales o, al menos, como un árbitro clave de la gobernabilidad.

Desde el sentido común es lógico preguntarse cómo un partido elitista como el PP, que en la práctica repudia –incluso de forma abierta: “Que se jodan”– a las clases medias y bajas, consigue los votos de grandes capas sociales a las que su política perjudica de manera incuestionable. Planteado de otra forma ¿por qué un gran número de ciudadanos que se han visto perjudicados por las decisiones del Gobierno volverán a votar al PP a lo largo de 2015?

El número de perjudicados y afectados por las decisiones del Gobierno es ingente. La privatización y la reducción sistemática de recursos en educación, sanidad, justicia, seguridad, etcétera acaban por causar el deterioro progresivo de los servicios públicos y su mal funcionamiento. Lo que es utilizado como argumento para una nueva ronda de privatizaciones con la excusa de que lo público no funciona. Los daños sociales que el Gobierno ha provocado en tres años también afectan a la misma base de la democracia: la reducción de las libertades civiles, el encarecimiento de la justicia y la limitación del acceso a la salud o la educación de calidad en función de la renta recortan la libertad de los ciudadanos para formarse con calidad, mejorar socialmente o estar sanos.

Mientras el Gobierno ha desplegado un castigo social colectivo sin precedentes, amparado en el argumento de que no hay otra alternativa o trasladando su responsabilidad hacia la UE, ha rescatado de forma multimillonaria a un sistema bancario especulativo, mal gestionado y mal supervisado; ha tomado decisiones que benefician a las grandes compañías constructoras y energéticas –donde han recalado los expresidentes del Gobierno sin escándalo social–; ha ofrendado una amnistía fiscal a las fortunas opacas; ha vuelto 20 años atrás en política medioambiental; ha incrementado el abismo entre ricos y pobres a través de la política fiscal que prometió que no iba a aplicar, a base de aumentar los impuestos a las menguantes clases medias, las pequeñas empresas y los autónomos; y ha conseguido que la pobreza, incluso la infantil, vuelva a ser un tema clave en nuestro país.

Por tanto, la clave es entender cómo votamos, cuál es la motivación profunda que nos lleva a votar a un partido, incluso cuando esa decisión va en contra de nuestros propios intereses.

De forma colectiva intuimos que esto sucede así, aunque no es fácil comprender por qué sucede. La explicación es que no se vota con el cerebro, ni con el bolsillo, ni con el corazón, sino en función del modelo moral dominante en cada uno de nosotros a lo largo del tiempo. La política, desde el punto de vista de los ciudadanos como electores, no es una cuestión de ideologías, ni de candidatos-producto ni, mucho menos, de programas (sistemáticamente incumplidos), ni de un eslogan afortunado. La mala comunicación política tiende a asumir que la realidad se crea a base de persistir en una definición de esa realidad (el mantra del PP de la crisis se ha acabado o los míticos brotes verdes de Zapatero), cuando los estudios científicos muestran que la realidad se conforma en nuestros cerebros a través de cómo la percibimos, condicionada por nuestro modelo moral. Votamos a partir de valores y de una identidad, y esto es tan profundo que puede llevarnos a votar incluso en contra del propio interés económico.

La opción ideológica de las personas es una cuestión de identidad moral, de cómo uno se percibe como sujeto y de la idea que proyecta alrededor de cómo debería ser el país comprendido como un individuo, como un actor racional. Esta forma de comprensión, tal y como sostiene el lingüista cognitivo George Lakoff, está basada en dos metáforas que apelan a dos modelos divergentes de familia en EEUU, pero que pueden ser aplicados también en Europa. Por un lado, el modelo conservador del padre estricto, organizado alrededor de la jerarquía, la autoridad y el castigo corrector en busca de maximizar el beneficio individual. A éste se opone el modelo progresista del padre nutriente, igualitario, educador, empático y cuidador, preocupado, en gran medida, por el bien común.

Así, lo que para un votante conservador no es comprensible desde el modelo del padre estricto –por ejemplo, el matrimonio gay– tiende a ser considerado irracional y es descartado como aceptable. Y de igual forma, para un votante progresista la reducción y el deterioro de los servicios públicos en educación, salud, justicia, etcétera tienden a ser entendidos como ilógicos. El rechazo a las propuestas que no encajan en el modelo moral propio se produce debido a que en el cerebro no existen las conexiones neuronales que llevan a comprender algo del otro modelo como justo o racional; y porque, en caso de duda sobre un tema nuevo del que no se tiene una posición ya definida, el grupo de referencia de cada individuo ejerce una función de control sobre qué posición adoptar y cómo pensar sobre él.

Aparte de otras explicaciones sociológicas, Podemos ha emergido en el momento justo, con el lenguaje adecuado no sólo para capitalizar la activación de un vínculo hibernado entre sociedad y política, sino también, y es lo que permite explicar las últimas encuestas de intención de voto, para ocupar el modelo moral progresista que ha ido abandonando el PSOE –atrapado en la lógica del padre estricto del PP–, el modelo del padre nutriente. Lo que, además, explica el rechazo de Podemos a aceptar una enunciación ideológica y a estar en constante redefinición. Lo acertado de esta decisión puede explicarse porque el modelo del padre nutriente se extiende en España no sólo por la izquierda ideológica sino también por el centro y la derecha moderados.

Alguien ha debido de convencer a los responsables del PSOE de que con la firma del acuerdo con el PP sobre la cadena perpetua –que además se supone que no han suscrito con convicción real– podrían capturar parte de los votos más moderados del PP y compensar la pérdidas por la izquierda. Y si no es exacto este argumento, debe de haber sido un cálculo de simplicidad muy similar. La defensa de la cadena perpetua es irracional e inaceptable desde el marco moral de los progresistas, pero racional y lógica desde el conservador. Por tanto, esa decisión del PSOE es, sobre todo, una decisión irracional para la amplIa mayoría de los ciudadanos progresistas, porque es esperable del modelo moral del padre estricto del PP, pero no del modelo moral del padre nutriente. Ni los circuitos neuronales de los progresistas consideran de sentido común la defensa de la cadena perpetua, ni el grupo de referencia, en caso de duda, apoyará un cambio de marco moral sin dificultades. El PSOE, siempre que acepte de forma explícita o tácita el campo moral del PP, está destinado a ser ilógico o irracional ante sus potenciales votantes. Además, la potencial mayoría progresista está fragmentada en partidos que precisan sus posiciones dentro de su propio marco moral, lo que impide un frente opositor progresista, mientras que el PP ocupa en solitario todo el marco moral del padre estricto.

Esta evidencia explica la emergencia y la viralización de la metáfora #PPSOE, un espacio moral abandonado por el PSOE que ha terminado por ocupar Podemos. El falso pragmatismo, el oportunismo y los análisis superficiales en tiempos de crisis se pagan electoralmente. No es una cuestión de liderazgo personal por mucho que los partidos y los medios subrayen los personalismos; es una cuestión más simple: comprender los aspectos cognitivos de la política y qué modelo moral se quiere y se puede ofrecer a la sociedad.
-------------------------------------------------------------------------------------
Miguel del Fresno, doctor en Sociología y profesor en la UNED.


Hazte socio de infolibre



14 Comentarios
  • El analista de Marilyn El analista de Marilyn 17/02/15 12:57

    Tomen nota señores votantes, lo del “golpe” en Madrid es solo un ensayo de lo que el PPSOE nos prepara… … De aquí a unos meses, luego de las elecciones Generales, con la misma hipocresía, la misma asquerosa bravuconería, idéntica fantochada, el PPSOE nos informará que. por el poder de los votos que les hemos dado, y en representación de sus votantes… y “para salvar a España” de los malos… “Hemos decidido formar una gran coalición con el Partido Popular, por el bien de España y los españoles todos”….Y todo el mundo callado y a seguir, que pa eso estamos… LA DERIVA NEOLIBERAL DEL PPSOE ES IMPARABLE…

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Angels Angels 16/02/15 12:30

    ...De lo que se deduce que ni la politica ni la economia la deben estudiar politologos y economistas. Solo psiquiatras.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    0

    • Angels Angels 16/02/15 17:18

      ...Como el fútbol...tienen las mismas raices fanaticas.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      0

  • hartodjetas hartodjetas 16/02/15 10:49

    Sondeo tras sondeo y encuesta tras encuesta apuntan al inminente fin del bipartidismo que secuestró nuestro sistema tras ser impuesto en la Transición por el chantaje de los herederos del franquismo y la amenaza golpista de su Ejército.Sin embargo, los poderes económicos, políticos, mediáticos, militares y religiosos que manejan España simplemente han desencadenado una ofensiva goebbeliana en todos los frentes como si su tremenda potencia de fuego fuera a convertir en realidad esa montaña de mentiras. El principio 1º del propagandista nazi era el de simplificación: “Adoptar una única idea, un único símbolo. Individualizar al adversario en un único enemigo”… : Podemos. (La caza de brujas contra todos los que integran Podemos está haciendo palidecer. Para empezar, emplea técnicas idénticas de manipulación de masas a las que desencadenó McCarthy en EEUU: acusarles de aviesas intenciones totalitaristas) http://blogs.publico.es/eltableroglobal/son-politicos-o-profesionales-de-la-mentira/110

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Demetrio Vert Demetrio Vert 15/02/15 20:22

    Excelente artículo. La clave está en la última frase, "comprender los aspectos cognitivos de la política y qué 'modelo moral' se quiere y se puede ofrecer a la sociedad". El modelo moral siempre es el de la clase dominante. Cuando existe una sociedad de guerreros, todos aspiran a ser soldados; si la domina el clero, todos quieren ser clérigos; si mercaderes, todos mercaderes. En este momento la moral dominante son los negocios especulativos. Todos quieren triunfar económicamente. Desde ese punto de vista se puede entender la poca empatía que se tiene por los desposeidos. Y si se ha engrosado el número de los empatizantes, el motivo ha sido que los nuevos han sufrido en sus carnes la misma desprotección social y desesperanza que ya sufrían los primeros. Como dice el refrán: "...hasta que no se le ven los cuernos al toro...". Solo el modelo social de la solidaridad tendrá suficiente empatía para que comprendamos "hoy por tí, mañana por mí". Y encima será más divertido y menos estresante

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    0

    • hartodjetas hartodjetas 16/02/15 09:33

      Exacto!

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      0

  • veopiensocritico veopiensocritico 15/02/15 14:36

    La verdad , no me convence mucho el artículo. Que una persona de clase media o baja vote a la derecha, me parece más cuestión de patología.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • hartodjetas hartodjetas 15/02/15 12:19

    2)Ahora que se prepara la Gran Coalición, que vendrá, no les quepa duda, Tomás Gómez podía ser un incordio si es que ponía el más mínimo inconveniente a la privatización de la Sanidad pública o, peor aún, si se le ocurría tratar de pactar con Podemos, aunque fuera para esta cuestión en exclusiva. Ayer se filtraba la información de que otro motivo más para la destitución es tratar de frenar desde el PSOE cualquier intento de pacto de los barones territoriales con Podemos tras las elecciones. Y no me extraña, hay muchos negocios y mucho dinero en juego. A la coalición PP-PSOE le será muy fácil ponerse de acuerdo en seguida sobre cómo no revertir ningún proceso privatizador en la Sanidad. Se nos dirá, ya lo verán, que es para hacerla sostenible. Igual que el 135, igual que el pacto antiterrorista (más bien antiprotesta), PP y PSOE no van a tener dificultad en ponerse de acuerdo para venderlo todo, ahora que están negociando en secreto el TTIP. (De http://blogs.publico.es/econonuestra...) 

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    0

    • Pablo Marmol Pablo Marmol 15/02/15 15:03

      Me parece que la cosa va por ahí, tienes mucha razón. Tomás a la pregunta de si hubiese pactado con Podemos, ha manifestado que su enemigo es el PP y que que su lucha es la defensa de la sanidad y enseñanza públicas. Lo interpreto como no descartable y esto ha debido causar mucha inquietud entre las filas PPSOEras neoliberales, que no están para pasar nada por alto en estos momentos.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      0

  • Carbonario Carbonario 15/02/15 11:03

    Debo de ser muy torpe, pues no entiendo el artículo. Cuando Vd dice que el modelo de padre estricto se extiende  en la España ideológica por el centro y por la izquierda, incluye a Podemos, cuyos votantes han aceptado, según las encuestas, la cadena perpetua? Si esto es el beneficio que aporta la desideologización, estamos aviados. Por lo demás, considerar al PSOE de izquierdas como partido parece, a estas alturas, un poco raro. Y esto sin negar que una parte de sus votantes se consideran de izquierdas y, algunos, quizás lo sean.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Angels Angels 15/02/15 10:56

    Creo que no solo triunfan los discursos morales generalistas que no nos tocan a lo personal de cada uno de nosotros, tambien los adanismos. El discurso de Podemos se lo llevo escuchando a IU desde hace muchos años. Pero son demasiado pobres y demasiado viejos. Es puro teatro.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    0

    • hartodjetas hartodjetas 15/02/15 12:57

      Estamos a domingo y... ¡Podemos sigue sin arreglar los desaguisados del Bipartito!

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      0

  • Angels Angels 15/02/15 09:25

    Genial el articulo, pero... incompleto ¿que es lo que Podemos nos ofrece como futuro posible y cercano? Solo nos dice que no le gusta, esto lo otro, como a la mayoria de las personas decentes..pero ya esta, nada mas, que cada uno proteste de lo suyo, y para que todos tengan algo todos hemos de renunciar a algo...Padres ademas del estricto y el nutriente, le aseguro que hay mas modelos, incluso mezclas de los dos.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Antropus Antropus 15/02/15 00:08

    Este es un artículo delicioso, mayúsculo y sobretodo acertado, ¿pero que podemos esperar de esta sociedad? Yo he perdido la fe en esta sociedad, la cual prefiere ver un Gran Hermano o partido de fútbol, o un sálvame de luxe a leer o conversar y debatir de temas algo más profundos, donde hablar de política no es que sea complicado, es que te enfrentas a individuos que no salen de lo que les programan en televisiones y periódicos que sobretodo adolecen de objetividad, es un panorama desolador que nos condena inexorablemente. Podemos ha roto la burbuja, o por lo menos parcialmente, la pregunta que tengo es sí será suficiente para un cambio o seguiremos igual, pues los grandes medios y políticos de los viejos partidos nos venden miedo frente al cambio, y repito, como sale en tv o en prensa, mucha gente lo da por veraz. Felicidades por su artículo sr Del Fresno, pues da gusto leer análisis objetivos y sobretodo con criterio.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0



Lo más...
 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.
facebookLibre