Dylan tenía razón: los tiempos están cambiando

Vimos llorar a Ada Colau. Vimos a sus compañeros entonando Sí se puede. Vimos a Manuela Carmena enarbolando la bandera de la ilusión. Vimos a Irene Montero decir que, a partir de ahora, se sentará gente normal en los sillones de los ayuntamientos. … y nos vino a la mente Bob Dylan cantando The times they are a-changing. 

 Vamos, escritores y críticos,
 que profetizáis con vuestras plumas,
 mantened los ojos abiertos,
 la oportunidad no se repetirá.
 Y no habléis demasiado pronto,
 porque la ruleta todavía está girando.
 Y nadie puede puede decír
 quien es el designado.
 Porque el ahora perdedor
 será el que gane después.
 Porque los tiempos están cambiando

Vimos a Rita Barberá exclamar “¡qué hostia!”. Vimos a una atemorizada Esperanza Aguirre despedirse de su ambición municipal. Vimos la decadencia de Mariano Rajoy… y nos vinieron a la mente los Changes de David Bowie.

 Sólo tengo que ser un hombre diferente
 El tiempo me puede venir a cambiar
 Pero no puedo encontrar el tiempo                                                                            Extrañas fascinaciones, me fascinan
 Los cambios están tomando el ritmo
 Los estoy atravesando

Vimos la corrupción batiéndose en retirada. Vimos la desfachatez saltando por la ventana. Vimos la manipulación de las televisiones públicas ahogarse en la cuerda de la injusticia. Vimos la pérdida de derechos y libertades estrangularse en brazos del hartazgo. Vimos la recuperación del Estado del bienestar entrando por la puerta… y nos vino a la mente Bob Marley gritando ‘Get up, stand up’.

 Puedes engañar a algunas personas a veces
 Pero no puedes engañar a toda la gente siempre
 Ahora vemos la luz (¿qué harás?)
 Defenderemos nuestros derechos! (¡yeah, yeah, yeah!)
 Asi que mejor..
 ¡Levántate, defiéndete, defiende tus derechos!
 ¡Levántate, defiéndete, defiende tus derechos!
 ¡Levántate, defiéndete, defiende tus derechos!
 ¡Levántate, defiéndete, no abandones la lucha!

Vimos la sangría de votos del bipartidismo. Vimos diarios de tirada nacional proclamando “Inestabilidad”. Vimos que, por fin, los pactos van a protagonizar la vida política. Vimos a las gentes de a pie aplaudiendo… y nos vino a la mente People have the power, de Patti Smith.

 Yo estaba soñando mi sueño
 sobre algo brillante y justo
 Y mi sueño se interrumpió
 Pero mi sueño permaneció
 bajo la forma de brillantes valles
 Donde el conocido aire puro
 abre mis sentidos nuevamente
 Me desperté al grito
 de que la gente tiene el poder
 de redimir el trabajo de los necios   

@chaconbilbao

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


8 − = dos