x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




Telepolítica

Realidades alternativas en tiempos de guerra

Publicada el 11/04/2019 a las 06:00 Actualizada el 10/04/2019 a las 20:07
Facebook Whatsapp Whatsapp Telegram Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios

Steve Bannon tiene un libro de cabecera. Se titula The Fourth Turning (El cuarto giro) publicado en el año 2000. Sus autores, William Strauss y Neil Howe, desarrollaban en él la que denominaban tesis generacional. Explicaban cómo, cada 80 o 90 años, EEUU había vivido un giro que completaba un ciclo recurrente. Básicamente, la idea se puede resumir en que, a lo largo de la historia, después de cada período de guerra se abre una etapa de necesaria reconstrucción que da paso a la bonanza. Sin embargo, la estabilidad acaba deteriorándose por el egoísmo y la avaricia inherente a la condición humana. En ese momento, se llega al cuarto giro que introduce a la sociedad en un período de enfrentamiento y desajuste que desemboca de nuevo en un cataclismo.

Esta corriente de pensamiento es habitualmente citada por Bannon para explicar la realidad norteamericana y de buena parte del mundo. Según su tesis, el yihadismo y la inmigración son los fenómenos que han provocado la última gran crisis mundial que ha acabado por amenazar la civilización occidental. El problema es que las élites corruptas controladoras del poder son incapaces de hacer frente a la seria amenaza exterior. Era inevitable una reacción inmediata. La llegada de Trump y el avance de los populismos en Europa se convierten así en la lógica respuesta para recuperar la estabilidad y dar paso a una nueva etapa de paz y sosiego.

Toda la estrategia política que se puso en práctica para el desembarco de Trump en la carrera presidencial estaba basada en su papel como el gran guerrero dispuesto a acabar con el deterioro de la vida norteamericana. “Nuestra gran creencia es que aquí estamos en guerra”, afirmaba Bannon en 2016. A partir de esta concepción, todas las reglas de conducta cambiaron. La idea central era que resultaba necesario que el pueblo se aglutinara frente a las poderosas élites para recuperar el bien común y se alcanzara una era de progreso. Trump, como inicio de su campaña, decidió declarar la guerra abierta a los medios de comunicación. “Soy el candidato contra los medios corruptos”, declaraba en sus primeras apariciones públicas.

Durante la campaña tuvo numerosos incidentes con reporteros pertenecientes a los principales medios nacionales. Expulsó de una rueda de prensa a Jorge Ramos, la figura más prestigiosa del periodismo hispano en Norteamérica, desencadenando un escándalo nunca visto. En su primera comparecencia como presidente negó la palabra a Jim Acosta, el corresponsal en la Casa Blanca de la CNN. “Tú, no. Tu medio es terrible ¡Cállate! ¡Cállate! No seas maleducado. No te voy a dar el turno de palabra”, le espetó. Jamás se había visto algo similar en la historia en la escena política estadounidense.

El mensaje de Trump a sus seguidores siempre era el mismo. Les explicaba cómo los medios eran el arma de guerra de los poderes corruptos de las élites. Había que enfrentarse a ellos y no había mejor forma de destruirlos que no seguirlos, que no verlos, que no escucharlos, que no leerlos. A cambio, sólo podían comunicarse a través de los medios afines como Fox News, de publicaciones digitales militantes como el Breitbart News de Bannon o, sobre todo, de las redes sociales que les mantenían en contacto directo como Twitter, Facebook o las comunidades de WhatsApp. La advertencia era clara: van a intentar atacarnos con mentiras y difamaciones. Los ataques que recibamos serán la mejor prueba de sus intenciones.

El día de la toma de posesión de Trump, los medios dieron las imágenes de la evidente menor asistencia de seguidores al evento que ocho años antes con la llegada de Obama a la Presidencia. El portavoz de la Casa Blanca entonces, Sean Spicer, afirmó en la rueda de prensa que había habido muchísima más gente en el acto de juramento de Trump que en el de Obama. El lío fue monumental. En mitad de la polémica, apareció Kellyanne Conway, la asesora más leal y cercana al presidente, y explicó ante la sorpresa general que Spicer llevaba toda la razón porque ellos manejaban “realidades alternativas” a las que difundían los medios tradicionales.
 


Los últimos datos sobre la confianza de los estadounidenses en los grandes medios de comunicación son especialmente llamativos. El 76% de los votantes demócratas confían ampliamente en ellos. A la vez, sólo el 21% de los republicanos mantienen su credibilidad en las informaciones que aparecen. Nunca se había producido semejante polarización. En la práctica, la sociedad se ha dividido en dos mundos aislados uno de otro a los que se presentan supuestas realidades diferentes y enfrentadas. De manera evidente, realidad solamente suele haber una. A veces, cuesta descubrirla si no dedicamos un poco de esfuerzo a contrastar las informaciones. Como reflexión final, viene a cuento la clásica cita de Tagore: “La verdad no está de parte de quien más grita”.
Más contenidos sobre este tema




Hazte socio de infolibre

12 Comentarios
  • JuaniKo JuaniKo 15/04/19 14:53

    Que algunos se quejen de que Podemos se beneficie de la persecucion por parte del gobierno y las cloacas.Tiene guasa.Que PP y PSOE se unan para intentar que Villarejo no declare en una comisión de investigacion, dice bastante de ambos partidos.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Argaru Argaru 11/04/19 21:44

    Si nos atenemos a lo que dice el diccionario, populismo es aquella tendencia política que pretende atraer a las clases populares, o sea, a la mayoría de la población. El diccionario nos dice también, que populismo se usa en sentido despectivo. En resumidas cuentas, niños y niñas, POPULISMO ES PROMETER ALGO A SABIENDAS QUE NO SE VA A CUMPLIR. ¿Y querida “gente menuda”, qué partidos políticos nos han prometido “el oro y el moro” y luego QUE NOS DEN? Para los más infantiles les voy a dar una pista, empiezan por Partido y terminan en “lista” y en “pular”. De momento, son estos partidos los que deberían cerrar la boca, porque cada vez que la abren, demuestran que son populistas y demagogos y que trabajan para el mismo amo.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    1

    2

    • GRINGO GRINGO 12/04/19 09:43

      Pues no me vienen los nombres........, mira que lo pones difícil.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      0

  • @tierry_precioso @tierry_precioso 11/04/19 16:59

    El gráfico en cuanto a desconfianza hacia los medias es muy esclarecedor con un diferencial abismal entre rojos/republicanos/derechistas y azules/demócratas/progresistas.

    Responder

    Denunciar comentario

    2

    3

  • bidebi bidebi 11/04/19 10:46

    Quizás la característica principal de la política en el llamado mundo desarrollado sea el bajísimo nivel de los que la ejercen. Que seguramente se corresponde con el bajo nivel del votante. Si nos fijamos en España resulta que el que puede ser el primer partido no lo es por méritos propios si no por gran demérito de sus oponentes. Si muchos le van a votar es por descarte de otros cuyo nivel es verdaderamente lamentable. Como en la moción de censura Sánchez sería un mal menor.
    Desde esta perspectiva, ¿quiénes son posible que gobiernen en España?. ¿Qué está en la cabeza de Sánchez y el llamado psoe?. A mi me parece evidente, por su historial liberal de los últimos cuarenta años, que su preferencia muy por encima de las demás es una coalición de gobierno psoe-cs si los números dan para ello. El problema para esta prioridad de gobierno es la aparición de Vox y los votos que esa opción de extrema derecha le va a arrebatar a Cs, que se encuentra en evidentes horas bajas.
    (Se comenta que los sectores financieros que auparon a Cs en sus inicios ya consideran a Rivera un candidato parcialmente quemdo).
    Estoy de acuerdo con el director del CIS cuando dice “intuir” que el voto a Vox va a ser más abundante de lo que dicen las encuestas, pudiendo llegar con facilidad a los cuarenta escaños. Si esto se confirmara la sociedad de gobierno psoe-cs no sumaría lo suficiente. Con lo que se convocan nuevas elecciones o se repite la unión progresista que hizo a Sánchez presidente.
    O en una opción más devaluada una alianza psoe-podemos-pnv que tampoco hay ninguna seguridad de que fuera suficiente.
    Como la alianza preferida del psoe con cs sería un verdadero desastre para el progresismo y el cambio necesario para España, nos encontraríamos con la extraña paradoja de que el progresismo quizás prefiera que Vox le quite muchos votos al falangismo de cs para que esa alianza preferida no tenga los votos suficientes.
    Resumiendo, el “voto útil a Sánchez” en realidad sería un voto útil para la derecha franquista y la derecha financiera.

    Responder

    Denunciar comentario

    4

    6

  • GRINGO GRINGO 11/04/19 09:57

    "Por fin nos parecemos en algo a los EE.UU., cada 80-90 años la liamos".

    Con todo, aquí estamos mucho mejor que allí, en cuanto a condiciones sociales y de vida, pero también tenemos nuestra lucha interna contra los que nos quieren llevar a los EE.UU., pero no de vacaciones...

    Anhelan una sociedad libre "sin regulación, pero regulada por el más fuerte", ésa clase de libertad que no sirve más que para ser un esclavo, con todas las comodidades del mundo occidental "pero financiadas", para que cuando nos vuelvan a recortar nos echen en cara "que vivimos por encima de nuestras posibilidades".

    Aquí los culpables deberían estar identificados, pero según parece, para una gran cantidad de españoles las cosas porque sí, y no encuentran paralelismos entre las políticas aplicadas por los gobiernos del país en los últimos 40 años, con la situación actual.

    Creen que "la precariedad laboral, los recortes en sanidad como en libertad de expresión, el incumplimiento de las promesas electorales, etc,etc,etc.", es algo que estaba "marcado por el destino", según nos han tratado de inculcar desde La Iglesia, donde la falta de razonamiento se compensa con la fe.

    Yo ya he perdido la fe, la verdad es que nunca la he tenido, por lo menos la de La Iglesia, y no volveré a confiar en los que nos han engañado en los últimos 40 años.

    Yo votaré a UNIDOS PODEMOS......

    Responder

    Denunciar comentario

    3

    4

  • paco arbillaga paco arbillaga 11/04/19 07:23



    «…la sociedad se ha dividido en dos mundos aislados uno de otro…», algo que define también la situación de la sociedad española, lo que se puede comprobar escuchando (hay que tener una dosis de masoquismo) los discursos y las declaraciones del trifachito. Osasuna.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 2 Respuestas

    0

    1

    • MASEGOSO MASEGOSO 11/04/19 10:24

      Quizás, el deber de todo político sea eliminar esa brecha social.
      En realidad no es una brecha, es más un abismo que separa a ese pequeño porcentaje de ricos (de como se llega a serlo es unas veces cuestionable y otras merecedora de encomio) ya que, entre los ricos, tambien existen sustanciales abismos, la diferencia con el mundo pobre (que ellos mismos han creado) es un abismo de tales proporciones que es presumible no tenga puente lo suficientemente resistente para unirlos.
      La crisis de 2007 no la crearon las clases trabajadoras y medias. Su responsable, el gran capital, sigue teniendo sus prebendas y a los políticos adquiridos con sus donativos.
      Salu2 osasuna2

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 1 Respuestas

      0

      2

      • paco arbillaga paco arbillaga 11/04/19 10:33


        MASEGOSO: Esperemos que el personal no vote mayoritariamente a los políticos que tan bien representan a los dueños del parné, ¡y que de momento nos ofrecen rebajar el salario mínimo! ¡Hay que jo…robiarse! Osasuna2 salu2.




        Responder

        Denunciar comentario

        0

        1

  • @tierry_precioso @tierry_precioso 10/04/19 23:38

    1930+90=2020. Serê ingenuo pero no creo en una catástrofe como en los años treinta.

    El calentamiento global toca a todos. Después, a España particularmente le toca colaborar con Africa, Argelia y Marruecos siendo los mâs vecinos.

    Luego, es cierto que a partir de 2030 va a ser la rehostia?
    Buenas noches!

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 2 Respuestas

    2

    2

    • MASEGOSO MASEGOSO 11/04/19 10:30

      La crisis de los años 30 del pasado siglo no la creo el capital que fueron adquiriendo los trabajadores y pequeños empresarios. La creo una,vez más, el gran capital que ya advertía que en los USA (la tierra de las oportunidades) había tantas que amenazaban al gran capital.
      El dinero siempre tiene miedo a que la bolsa de los controlados crezca por encima de sus supuestos niveles. No te olvides Tierry de donde partió la crisis: la gran banca de los Usa.
      Saludos.

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 1 Respuestas

      0

      0

      • @tierry_precioso @tierry_precioso 11/04/19 10:53

        Y la implementación generalizada del proteccionismo. Buen día!

        Responder

        Denunciar comentario

        0

        1

 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.