X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
¡A la escucha!

No entienden nada

Publicada el 30/10/2020 a las 06:00

Esta semana, por fin, hemos podido retomar los cursos de formación que solemos impartir a profesionales, portavoces y altos directivos para saber comunicar. No siempre es fácil ponerse delante de una cámara y contar lo que haces. Y en este mundo, lo que no se cuenta no existe. Pues bien, desde marzo ha sido imposible poder impartir esos cursos a los médicos, otro de los colectivos con los que trabajamos desde hace tiempo. El covid-19 los tenía y los tiene, se pueden imaginar, desbordados. Imposible dedicarse unos minutos para ellos, para formarse, para adquirir habilidades comunicativas. Estaban a lo importante, a salvar vidas. Y aunque ahora temen, presienten que aquellos días de marzo se van a repetir, han sacado un hueco para poder reunirnos, por videollamada.

Son 6 oncólogos. 6 profesionales top en su ámbito. Charlo con ellos un rato, antes de meterlos en faena, de ponerles en algún apuro. Y me impacta, muchísimo, la humanidad y la serenidad con la que hablan sobre lo que han pasado y lo que están pasando. Su nivel de cabreo es alto, muy alto. No entienden nada, no nos entienden a nosotros, a la sociedad y mucho menos a los políticos. Da igual el color. Las quejas se reparten entre todos. Creen que todo el esfuerzo se ha tirado por la borda, que vivimos de espaldas a lo que ocurre dentro de los hospitales, que no estamos siendo en absoluto conscientes de lo que esta enfermedad está provocando y del esfuerzo humano y personal que están haciendo ellos para combatirla.

Les aprieto un poco en las preguntas, y ni por esas escucho un insulto, un grito. Son lamentos expresados desde el agotamiento. Repiten constantemente una palabra, “miedo”. Miedo a que lleguemos de nuevo tarde, miedo a colapsar, miedo a que esto acabe siendo mucho más grave, no sólo desde el punto de vista sanitario, también político y económico. Su sensatez, lo digo desde el corazón, me hace sonrojar. Vengo de un informativo en el que he tenido que contar que un ministro ha pedido perdón por irse a una entrega de premios, (uno de los médicos me confiesa que cuando vio las fotos rezaba para que eso fuera un fake), que unos políticos han utilizado una foto para echarse en cara sus faltas de apoyo, que una presidenta de una comunidad ha jugado al despiste para decidir si cierra o no... En fin. Todo eso que ya saben. Y me topo, de frente, con la sensatez de quienes nos están salvando. “Invitaría a todos los políticos a que pasasen una noche con nosotros en el hospital. Una sola noche de guardia y entenderían que no hay debate posible” me dice otro de los médicos. Utilizan términos como “desmoralizador”, “educación”. Y pienso que les escuchamos muy poco. Que deberíamos poner sus declaraciones en bucle, cada día.

Montse, enfermera de la UCI en Zamora, sobrada ya de paciencia y muy harta de tanta estupidez, ha decidido hacer pública la carta que ha enviado al hijo de una amiga. Un chico, joven, que por más que se lo pidiera le dijo una y otra vez que él no iba a dejar de ir de fiesta porque “soy joven, porque tengo que vivir”. Montse le preguntó directamente si era necesario que la gente muriera para que él pudiera seguir “viviendo” y él le contestó, sin un ápice de culpabilidad, que mientras no fuera nadie de su familia la que estuviera mal, todo lo demás no le importaba. A estas alturas de la película ya sabemos que el mundo individualista y egocéntrico que tenemos es parte del problema. Pero leído así, de una forma tan cruda, duele.

Pues bien, días después este chico llamó a Montse, asustado. Su padre se había contagiado de covid-19 y estaba ingresado. Montse no cuenta si el chaval se sentía culpable o no. Si creía que él le había podido contagiar. Sólo cuenta que ese chico tenía miedo, miedo de que todo se complicara. Y Montse ha publicado lo que le contestó: “Ahora ya sólo puedes rezar por tu padre para que viva”.

La carta de Montse se ha hecho viral. Circula por redes y ella no tiene ningún problema en dar la cara y contar por qué lo hizo: “Estaba harta, me salió contarlo”. Creo que esta semana ha quedado más que claro que el problema no es únicamente de los jóvenes. Las fotos de la fiesta de Madrid con políticos de todo el arco parlamentario reunidos en un salón claman al cielo. Algunos han pedido perdón, otros ni siquiera eso...

Ruth, una de las médicos con las que compartí la tarde del miércoles, me advertía de que en la primera ola el estrés agudo se pudo mantener. Aprendes rápidamente a mantener la ansiedad porque entiendes que esa situación pasará, antes o después. Lo que viene ahora, me confesaba, es mucho más difícil de manejar: el estrés mantenido en el tiempo es paralizante, porque no hay un horizonte claro. Pero si sabes que lo que haces se entiende, la gente lo apoya, tiras para delante. Pues bien. No creo que estemos dándoles nuestro apoyo ni que estemos dando ejemplo. Ellos siguen ahí, en los hospitales, con sus EPIS, luchando por salvar vidas, las de todos. Así que pensemos bien cómo les vamos a apoyar nosotros este fin de semana, qué vamos a hacer para que al menos sientan, a través de la mascarilla, que estamos con ellos.

Más contenidos sobre este tema




15 Comentarios
  • tarrul tarrul 01/11/20 11:30

    Muchas gracias HGelena. Genial articulo

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Epi Epi 31/10/20 11:51

    Yo, después de leer el artículo le titularía: "No entendemos nada"

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 2 Respuestas

    0

    1

    • scrcb scrcb 01/11/20 09:19

      Desde el momento en que la derecha con sus enormes medios de comunicación decidió utilizar la pandemia para hundir el gobierno, sí entendemos. La equidistancia es parte de esa táctica.

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 1 Respuestas

      0

      1

      • Epi Epi 01/11/20 09:50

        No es equidistancia. Basta con salir a la calle y ver el comportamiento de la gente, muchos sin mascarilla o con ella y por debajo de la nariz. En bares y terrazas sin mascarillas y fumando, etc., para darse cuenta de que no" hemos entendido nada". El que usted o yo cumplamos las normas no quiere decir que los demás las cumplan. Acabo de ver en la prensa unas fotos hechas en un merendero de mi ciudad y nadie, nadie de la multitud de personas que allí estaba llevaba mascarilla. El citado merendero está, apenas un kilómetro del principal hospital de la ciudad que ayer tuvo que derivar enfermos a otros hospitales de la provincia por saturación de pacientes de covid 19.

        Responder

        Denunciar comentario

        0

        1

  • Zulma Zulma 31/10/20 03:11

    Excelente artículo. Enhorabuena, Sra. Resano.

    Es el artículo, que llevo esperando desde que se inició la pandemia. Gracias.

    “Invitaría a todos los políticos a que pasasen una noche con nosotros en el hospital. Una sola noche de guardia y entenderían que no hay debate posible”

    Ésta invitación, según mi parecer, la haría extensiva… a toda la población, a toda la ciudadanía. Es un máster de la vida.


    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    2

    • Zulma Zulma 31/10/20 03:18

      Por los hechos vistos hasta ahora....concretamente los políticos de Vox, Casado, Isabel Díaz Ayuso, Egea, Álvarez de Toledo y Almeida que últimamente se ha ido contagiando.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      1

  • Evaus Evaus 30/10/20 23:09

    Dios mío. Menudo articulazo. Que eres una gran profesional lo veo todos los días. Pero este artículo es soberbio y dice verdades como catedrales. Y sigue con claes de comunicación a muchas pèrsonas que saben lo que quieren decir, pero no saben como decirlo.Cuestión de conocimientos. Supongo que tu no te pondrías a operar a un ciudadano, pero lo malo del caso es que muchos ciudadanos creen que para Periodista vale cualquiera. Pienso que no.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    3

  • pantera pantera 30/10/20 19:42

    Sra. Resano, es triste y frustrante para las familias que sufren las duras consecuencias del covid, es vergonzosa la actitud de los negacionistas o de la frivolidad egoísta y hedonista a toda costa...Ha puesto usted toda la sensibilidad respecto de los sanitarios y familiares. Pero ha repartido por igual a todos los políticos. Eso es muy común entre los medios, periodistas y analistas -¿pero en todos?- No, en todos no. Por ejemplo: Jesús Maraña, Rosa Mª Artal, Javier Aroca, Antonio Maestre...Y esa inculpación de pasada a todos se reproduce en la radio, en la tv, en las redes...y en el bar de mi pueblo ("son todos iguales") y se aplica a todas las circunstancias, da igual los argumentos. Y con ella se acaba y se corta cualquier debate, de esa manera se elude ver con mayor claridad lo que ocurre y nos ocurre y llevar a cabo una reflexión política. Pero lo peor es que se falsea y se escamotea la realidad con ese intencionado reparto. Sr. Resano, es una observación sobre ese aspecto, el contenido del artículo es excelente.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    6

  • M.T M.T 30/10/20 12:40

    Pues sí, Helena Resano, comparto y suscribo de principio a fin lo que expresas en este artículo. Así, en esos mismos términos, me llega desde los familiares sanitarios de mi entorno. Necesitarán aprebder a comunicar, pero paciencia no les falta.
    Y respecto a la respuesta del joven, y de otros muchos jóvenes parecidos en su conducta, algo tendremos que ver los padres, con tanta permisidad y consentimiento en su educación: eso, que sean felices a toda costa, sin el menor esfuerzo. Dicho con toda la ironía, poe lo que también me toca de cerca: ¡ Cómo se van a quedar en casa este y otros findes si tienen que disfrutar!
    Pues ¡ qué viva y adelante con el disfrute!
    Saludos y mil gracias, Helena.
    A ver si desde la pandemia algo nos va quedando más claro.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    10

    • M.T M.T 30/10/20 12:45

      Corrijo: aprender, permisividad... ¡ Perdón!

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      1

  • Fernandos Fernandos 30/10/20 11:50

    Casi igual que los inútiles del trifachito.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    3

  • Vicente27 Vicente27 30/10/20 09:23

    Artículo muy bueno y muy importante. Tengo familia muy próxima que está sufriendo lo que estos médicos han expresado. Confirmo esos sentimientos. y por cierto lo importante del artículo es ese sentimiento y no el aspecto político de los asistentes a determinada fiesta.
    Enhorabuena Helena!

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    8

  • lema lema 30/10/20 01:02

    Muy buen artículo.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    4

  • manuel14a manuel14a 30/10/20 00:54

    Señora Resano. no empecemos con las equidistancias, no estaba todo el arco parlamentario, por tanto sea honesta, y ponga los políticos que estaban y a que partido pertenecen, lo demás es meter a todos en el mismo saco, con lo que esto conlleva. Salud

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    3

    14

    • BASTE BASTE 30/10/20 09:40

      ¡Exacto! de Bildu,que yo sepa,no había ninguno.

      Responder

      Denunciar comentario

      1

      5

Lo más...
 
Opinión