X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




Muros sin Fronteras

Dictadores y autócratas

Publicada 15/06/2017 a las 06:00 Actualizada 15/06/2017 a las 11:29    
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios 22



No son lo mismo una dictadura, un Estado autoritario y una democracia menguante, por muy averiada que esté, y la nuestra lo está. No es lo mismo una revuelta que una revolución. Tampoco son lo mismo una matanza, un crimen de guerra y un genocidio. La gradación es esencial. Si acudimos siempre a la mayor, extraviamos los matices y el mensaje pierde eficacia. Todo, el fondo y la forma, parecen un exceso.

Genocidio fue el Holocausto. También Camboya y Ruanda. En Siria hay crímenes de guerra y crímenes contra la Humanidad, delitos tan graves como el genocidio.

 

La precisión en el uso de las palabras es uno de los pilares del buen periodismo. La mentira o la posverdad, la bulla y la propaganda, tienen como el objetivo confundir, hacer pasar por cierto lo que no lo es. El campo de batalla suele centrarse en los adjetivos.

La lucha por el control de las palabras viene de lejos. Fue Esquilo el primero en decir algo parecido a “la verdad es la primera víctima en la guerra”, frase con múltiples paternidades. Internet y la cultura de lo fugaz multiplica los efectos nocivos al igualar verdades y mentiras en un mismo espacio sin jerarquizar informativamente. Pero también democratiza la posibilidad de quebrar el control de las mentiras hegemónicas.

 

Donald Trump sería una consecuencia y un efecto. Su cuenta de Twitter es un hervidero. Hace innecesario el trabajo de los “spin doctors”, cuya traducción podría ser “los vende motos”. El presidente vende todo.

Las palabras. No es lo mismo decir “tirador de élite”, si nos referimos a los nuestros, a los que presuponemos buenos,  que “francotirador” cuando hablamos del enemigo. Lo segundo arrastra una carga peyorativa. No es lo mismo decir “daños colaterales” que “matanza de civiles”. Las palabras sirven para transmitir ideas. Los medios de comunicación de masas que las usan son esenciales porque ayudan a fijar la conciencia de la mayoría.

 

No es lo mismo titular “un marroquí, sospechoso de violar a una mujer”, que “un joven de Valencia mata a sus padres con una espada samurái”. ¿Por qué no equilibrar el trasfondo racista del primer titular y escribir: “Un joven blanco y católico de Valencia mata…”?

El discurso del nosotros, los buenos, los elegidos, y ellos, los depredadores, es fascista si lo blanden Marine Le Pen o el holandés Geert Wilder. Ambos tratan de crear un clima anti inmigración y anti islam. La mala fama de estos emisores nos ayuda a adjetivar su discurso.

 

Con los británicos preferimos decir que el discurso de Nigel Farage, incluso el de Theresa May, que es un cadáver político con contrato a punto de expirar, es xenófobo. Un año después del Brexit está claro que una parte sustancial de su narrativa, como el célebre ejemplo de los millones robados al sistema sanitario británico, estaba basada en mentiras.

Las falsedades se asientan en el imaginario colectivo cuando el vehículo es la emoción, no la inteligencia. Los nacionalismos y las religiones viven de la emoción y la propaganda.

 

A comienzos de los años setenta conté un chiste a mi padre, franquista entusiasta: “¿Sabes por qué España es una, grande y libre? Porque si hubiera dos, todos nos iríamos a la otra; porque cabemos nosotros y las bases americanas y porque podemos comprar el Abc en el quiosco que nos dé la gana”. Casi me lleva a la Dirección General de Seguridad.

El problema de fondo no ha cambiado. A una parte importante de los españoles les gustaría irse a otra España, dando por perdida la modernización de la actual. De esos españoles, un número elevado de catalanes creen que podrían estar mejor en un país independiente, el suyo. Esto es muy visible desde la crisis de 2008 y el recorte del Estatuto.

 

En democracia es legítimo defender las ideas. Las ideas no comenten delitos. En todo caso los comenten las personas a través de sus actos.

Los precedentes recientes de referendos para separar una parte de un todo son tres: Quebec (dos veces), Escocia y Montenegro. Hay otra vía, que supongo que está descartada: la fuerza. Donde se juega demasiado con los sentimientos de la gente hay que extremar la precaución.  Cinco idiotas simultáneos organizaron una ex Yugoslavia.

Decir que España es un Estado autoritario es faltar a la verdad, es más preciso decir que es un Estado con graves dificultades para modernizarse. La frase tiene como objetivo agitar las emociones, mantener prietas las filas, pero lejos de sumar, resta porque al ser una exageración puede contaminar todo el discurso. En Cataluña se habla catalán, se enseña el catalán en las escuelas y se puede uno manifestar en favor de la independencia.

 

Dos ejemplos de Estados autoritarios: Rusia y Turquía; pregúntele a los kurdos. Venezuela está de camino.

 

Son dictaduras Egipto, Corea del Norte, Eritrea, Arabia Saudí y todas monarquías del Golfo, incluida Qatar, tan dada a la esponsorización. Hay más, solo son algunos casos.

 

Hay democracias fallidas en las se que matan a periodistas, activistas y, sobre todo, a mujeres: México, Honduras, Brasil, Paraguay…

 

Confundir los términos es faltar al respeto de millones de personas que padecen violaciones de derechos humanos cada día.

Derecho a decidir, sí; derecho a decir sandeces, también, pero menos


Hazte socio de infolibre



17 Comentarios
  • Laila Laila 22/06/17 15:52

    La guindita de Venezuela que no falte, ¿eh? ¡A ver si se van a pensar los que mandan que el Sr. Lobo no tiene la lección bien aprendida! Aún estoy esperando yo que los que se llaman periodistas en este país emprendan una campaña igual que la de Venezuela contra estados como los del Golfo Pérsico, donde se vive en una especie de esclavitud medieval y las mujeres no tienen derecho ni a salir de casa. Pero ese tema es intocable, porque nuestra monarquía es compiyogui de las de allí, ¿verdad? Qué suerte tiene la familia Cisneros de Venezuela, de tener un compiyogui español tan guay como Felipe González, y de paso a Cebrián con su Prisa. 

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • Himar Reyes Afonso Himar Reyes Afonso 20/06/17 13:43

    ¿"Venezuela está de camino"? ¿A qué viene esa frase? ¿Es la particular manera que tiene el autor de alienarse con el discurso de propaganda de los medios patrocinadores del neoliberalismo? "Yo soy progre, pero mira cómo también atizo a Venezuela". ¡Qué ansiedad muestran los periodistas de medios independientes por demostrar su "objetividad" cargando contra Venezuela, para poder así decir: "¡eh, que yo también he criticado al chavismo!". ¡Qué valientes, qué fácil! Muy bien Sr. Lobo, un aplauso para usted, ya tiene contento a la caverna y le ha costado cuatro palabras. Le dejo un artículo de un periodista que aporta algo cuando menciona a Venezuela: http://blogs.publico.es/otrasmiradas/8438/nos-cuentan-la-verdad-sobre-la-violencia-de-las-manifestaciones-en-venezuela/

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    5

  • mrosa mrosa 15/06/17 21:59

    Completamente de acuerdo.

    Responder

    Denunciar comentario

    4

    4

  • Jafedi Jafedi 15/06/17 19:37

     Detrás de cada idea independentista siempre está el sentimiento de superioridad económica; superioridad que no se está dispuesto a compartir. De ahí mi extrañeza que haya gente que se reclaman de izquierdas, modelo Lluis Llach, que esclavizan el sentimiento básico de la solidaridad entre los pueblos en aras de una patria más única, más grande, más "libre" y  supongo más rica. 
    Y si para ello tienen que admitir que CiU no es PDdeCat y Mas no es Puyol, ¡avant!, pero no es aixo companys no es aixo

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 2 Respuestas

    2

    4

    • phentium phentium 16/06/17 08:33

      ¿Y eso donde esta escrito ?. ¿Cual es esa ley que enuncias en el inicio de tu post?. Eres justamente tu el que rezuma estar en posesion de una verdad absoluta haciendo exactamente lo mismo que criticas en otros. Dicho lo cual, te dire tambien que yo empece a ser antiespañol ya desde la primera bofetada que me dio un urbano alla por 1963 cuando yoi tenia solo 8 años de edad por hablar en algo parecido al catalan. Y digo parecido porque en aquel entonces como no se enseñaba en las escuelas uno lo aprendia en la calle, en mi caso en los huertos del barrio del Carmelo que tocaban a La Taxonera. Era algo comun....todo el mundo "sabia" que hablar catalan era malo. Exactamente igual que mastuebarse y lo afirmaba la misma ciencia que siglos antes "sabia" que la tierra era plana. Querido amigo, que muchos piensen igual no quiere decir que lleven la razon. Muchas veces es mas simple: son estupidos e ignorantes y prefieren que otros piensen por ellos. El ejemplo mas reciente y vivo lo tenemos en este PP y sus millones de votantes. A pesar de lo dicho, me mantuve politicamente neutro hasta los 40 tacos. Justo hasta 1997 en que Aznar empezo a rebuznar sin complejos........detras vinieron lo que ya todos sabemos y ya me volvi independentista. España no enamora. Al final uno llega a la conclusion de que español solo quiere ser quien no puede ser ora cosa. Los cubanos asi lo afirman....y los filipinos, Flandes, Napoles, Cerdeña......todo el cono sur....y ya mas recientemente Guinea. Caso aparte merece el Sahara. Perdidos en el desierto, sin patria ni tierra, solo arena y sol si que les gustaria ser españoles, pero España cobardemente los abandono a su suerte. ¿Quien quiere compartir su andadura con alguien asi?. Mejor solo que mal acompañado.

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 1 Respuestas

      0

      2

      • phentium phentium 16/06/17 08:40

        Ahhh....y lo mas importante....no me siento para nada superior a nadie. ¡¡ Faltaria mas ¡¡. Mi padre era de Sevila y mi madre de El Escorial. Solo siento que no tengo nada en comun con esas gentes.

        Responder

        Denunciar comentario

        0

        1

  • Juanjo Seoane Juanjo Seoane 15/06/17 13:31

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

  • bidebi bidebi 15/06/17 11:31

    Hay muchas formas de tapar o engañar la realidad con el lenguaje o el vocabulario. Por ejemplo : De donde venimos se le llama por casi todos “guerra civil”, ¿lo fue? o ¿fue la invasión de la península ibérica por parte del fascismo internacional?. Donde estamos se le llama democracia pero para protegernos se le pone apellido. “Democracia menguante” dice Lobo.
    Pero la pregunta surge de inmediato : ¿Cuánto de “menguante” ha de ser una democracia para que la sigamos llamando democracia?. O ¿quién determina el grado de devaluación de un sistema político que anule el concepto en si mismo?. O sea, la manipulación del lenguaje, dependiendo de los intereses y la ideología de cada cual constituye la regla. No se puede decir que vivimos en dictadura o en autocracia, pero ¿se puede decir que vivimos en un sistema oligárquico al que llamamos democracia?. ¿En una oligarquía, la oligarquía actual de los mercados, puede existir una democracia?. Si la respuesta obvia es que NO, ¿porqué le llamamos democracia?. Le llamamos democracia por convencionalismo y para tapar la realidad de una “democracia oligárquica”. Que para ejercerla se necesita algún grado de autoritarismo, que en el caso de países “peculiares” como España el grado de autoritarismo es máximo. O sea, que de gobierno del pueblo para el pueblo muy poquito, o sea que de democracia muy poquito. Apariencias, formas, creencias, mentiras y falsedades del lenguaje que nunca es inocente. Cuando escribimos “democracia española”, ¿estamos estafando al lector?.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    23

    • MASEGOSO MASEGOSO 16/06/17 09:39

      La respuesta a tu última frase es un SI rotundo. Cordiales saludos.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      0

  • rita rita 15/06/17 10:57

    Com sempre, un autèntic plaer. Chapeau!

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    3

  • Julita Julita 15/06/17 10:46

    Y no es lo mismo una democracia plena que una democracia cercenada. La transición fue un engaño pues se doméstico a los partidos de izquierda y se dejó a una derecha salvajada. De esos polvos estos lodos. Reforma Laboral. Ley Mordaza. Forma de Estado etc etc...

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    9

  • Coronel Dax Coronel Dax 15/06/17 10:23

    Gracias, Ramón, por dar unas pinceladas sobre este tema, que tiene mucha más importancia del que la gente se piensa. La forma en la que los periodistas os expresáis ejerce una enorme influencia en la manera en la que nuestra mente asimila las noticias.
    Voy a añadir algunos ejemplos más a los que tú has mencionado. No es lo mismo decir el “Gobierno de Venezuela” que el “Régimen de Maduro”. La diferencia es fundamental. Observemos la enorme diferencia que existe entre decir que una persona ha sido “asesinada”, que “matada”, y que “fue muerta” y, sobre todo, que “fue abatida”. En este último caso ni siquiera parece que haya muerto una persona. Otra cosa es que justifiquemos o no el crimen. No es lo mismo decir “emprendedor que crea muchos puestos de trabajo” que “plutócrata”. Ahora está de moda decir que los estibadores disfrutan de “privilegios”. Pero con los miembros de las casas reales (de aquí y del resto de Europa) nunca se usa esa palabra.
    Tú mismo dices que Venezuela se está convirtiendo en un estado autoritario. Puede ser. Yo carezco de información fiable de ese país. Simplemente no me fío de la que me llega. Tengo alguna más de Francia, país que tiene hace ya muchos meses algunos derechos fundamentales restringidos (está en “estado de alarma” o algo así desde el atentado de Niza). Y que ha elegido a un Presidente de la República a partir de una campaña mediática que a mí me levanta todas las sospechas. ¿Es seguro que el "francés medio" dispuso de una información “equilibrada” para esa elección?
    ¿Se considera a Francia un país democrático o va camino de ser autoritario? Todos los países de Occidente estamos reculando, Ramón. Un saludo.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 2 Respuestas

    2

    12

    • vianero vianero 15/06/17 10:49

      El mayordomo de Rostchild se los ha llevado como el flautista de Hamelin a los niños. Claro que el architraidor Hollande ha colaborado.

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 1 Respuestas

      1

      10

      • Coronel Dax Coronel Dax 15/06/17 19:06

        Me han gustado sus dos analogías, Vianero. Muy agudas.

        Responder

        Denunciar comentario

        0

        2

  • paco arbillaga paco arbillaga 15/06/17 08:04

    «Derecho a decidir, sí»: pero derecho a decidir todo, no solo lo que les interesa a los políticos o a las empresas del IBEX-35 y a las multinacionales de todo el mundo.

    «Derecho a decir sandeces, también»: pero con derecho a réplica.

    Osasuna2 salu2.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 2 Respuestas

    0

    8

    • MASEGOSO MASEGOSO 16/06/17 09:49

      Los derechos, como todas las cosas, son interpretados de manera diversa.

      Los del capital (Ibex35) los leen según el dinero que aportan a los ppodridos para hacer las leyes a su medida, apaño y conveniencia.

      El pueblo soberano no tiene acceso a su bienestar y las leyes no se aplican a su soberanía.

      Las leyes en detrimento de ese bienestar matan de hambre, den iegan el acceso a la cultura y desvían sus impuestos a bolsillos espurios. Ejemplos nos sobran para poder decir que España no es democracia es, en todo caso, autocracia.

      Salud y República Libertaria

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      1

    • Bacante Bacante 15/06/17 08:11

      Ole tus gónadas (y perdona)

      Responder

      Denunciar comentario

      1

      2



Lo más...
 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.
facebookLibre