X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




En Transición

Dos hombres y un país en convulsión

Publicada 22/07/2017 a las 06:00 Actualizada 21/07/2017 a las 18:07    
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios 30

A las pocas horas de conocerse la muerte de Blesa, compartía mesa y mantel con varias amigas del alma. Apasionadas todas de la política y devoradoras compulsivas de noticias, iniciamos la típica competición para ver quién de las tres había conseguido recopilar más información en webs, radios y tuits sobre la noticia del día, y a continuación coincidimos en considerar algo extraño que se tratase de un suicidio. Las tres sabemos lo mismo de balística, o sea, nada, pero no dudamos en dar por buenos esos argumentos que corrieron por la red cuestionando la posición del arma y el trayecto de la bala. Tras la caña del aperitivo unimos el primer plato con el otro gran tema del día –anterior–, la detención del presidente de la Federación Española de Fútbol y de lo que podía venir detrás. Aquí también la sospecha de enormes relaciones con personas de la mayor influencia dominaron los comentarios. Nuestra información sobre esas relaciones y sobre el mundo del fútbol era la misma que sobre las funcionalidades de un rifle de caza, o sea, ninguna, pero tampoco dudamos en que las altas instancias de los círculos de poder madrileño no estarían muy lejos.

¿Por qué las dos “noticias de la semana” nos remitieron inmediatamente a una turbia y oscura imagen del poder que conecta rápidamente con el atavismo de la España negra? No hizo falta más que encender el ordenador para entenderlo. Fotos de Blesa de safari y cacería, pertrechado de su rifle y junto a una cebra o un ñu, ilustraban las informaciones. Fotografías que retrataban a la perfección a un país que fue, que hizo de la horterada, la opulencia y el lujo el símbolo del poder más rancio, que nos retrotrae a cacerías en fincas de señoritos atendidos por serviles paisanos. Un país que se construyó a base de preferentes y tarjetas black, y que se apoyó en eso que ahora llamamos el "franquismo sociológico" para mantener sus privilegios.

La casualidad ha querido que este desenlace –trágico, como toda la tragedia que ha sido el entramado en torno a Caja Madrid y aledaños–,  haya coincidido con la detención y posterior entrada en prisión del que fuera presidente de la Federación Española de Futbol, Ángel María Villar, su hijo Gorka y el vicepresidente económico Juan Padrón, acusados de ser el epicentro de una red corrupta cuyos detalles, a la medida que vamos conociendo, van incrementando la sospecha de una onda expansiva de enorme magnitud. También ellos representan a una España peculiar: la de quienes consideran normal que se paguen fichajes millonarios a futbolistas estrella mientras se quejan de no poder llegar ni a mileuristas siquiera. La Liga de fútbol profesional en España supone prácticamente el 1% del Producto Interior Bruto, y mueve cada año la friolera de 7.600 millones de euros. Me confieso futbolera y seguidora de los buenos equipos, pero un país que convierte el fútbol en el principal –y casi único– de sus espectáculos, está condenado al "pan y circo".

La coincidencia en el tiempo de los dos casos anima a testar en ellos algunas de las características que los estudiosos de la corrupción han descrito como comunes en el sinfín de escándalos que venimos conociendo de unos años a esta parte. Veamos.

En primer lugar, ambos son fenómenos de corrupción que se han dilatado en el tiempo. Si al primer desvarío no pasa nada, y al segundo tampoco, la sensación de impunidad crece hasta el punto de llegar a dejar un reguero de pruebas de los desmanes. No hay más que leer algunos correos electrónicos relacionados con Blesa o escuchar las conversaciones telefónicas de personas clave en el fútbol nacional durante muchos años.

Por otro lado, ambos entendieron rápidamente la clave de la corrupción: No sin mi red. Nunca solo. La necesidad de contar con cooperadores, cómplices, o simplemente, con quienes miren para otro lado, hace imprescindible que cada cual reciba su parte, aunque en muchos casos no dejen de ser migajas, pero lo suficiente como para encontrarse enredado en la tela de araña. Blesa lo entendió y extendió su generosidad con las blacks entre propios y ajenos; de la misma manera que Villar generó todo un entramado en torno a su persona y la Federación española de fútbol, comprando, según describe el auto del juez, voluntades de líderes territoriales.

Tercera similitud, y a mi juicio la más grave: ambos representan a un país que arrastra complejos, que no ha pasado la página de la Historia porque ni siquiera la ha escrito y que vive lastrado por una parte de sus élites que siguen haciendo gala de la ostentación más hortera como símbolo del poder, conscientes de que el franquismo sociológico que todavía pervive en parte de la sociedad está dispuesto a sostenerlos. Una curiosidad: ¿Os habéis preguntado alguna vez cuáles son los deportes más practicados en España? Si atendemos al número de licencias deportivas, el primero el fútbol, lo cual no es ninguna sorpresa. ¿Y el tercero? Sí, lo han adivinado: la caza.

La buena noticia es que, mientras todo esto se rompe por las costuras, emergen con fuerza profesionales dispuestos a acelerar la transición: jueces y fiscales que se juegan su carrera –como se ha visto con destituciones varias de quienes estaban investigando casos de corrupción–, periodistas que publican un día sí y otro también pruebas y documentos sin cuyo conocimiento no conseguiríamos entender lo que ocurre a nuestro alrededor, u otros profesionales que plantan cara a todo esto desde su posición.

La no tan buena nueva es que esto no va a ser fácil, y que las herencias y las inercias son difíciles de dejar atrás. Como prueba, un botón: mientras los escándalos relacionados con casos de corrupción se agolpan en los informativos, el fiscal general del Estado ha decidido premiar con un ascenso al fiscal García Panasco, responsable de la Fiscalía de las Palmas, que en el año 2015, en plena campaña electoral, abrió una investigación contra la que era candidata de Podemos, Victoria Rosell, por un asunto de lo más rocambolesco que partía de una denuncia anónima en relación a los negocios de su pareja con un empresario investigado por la magistrada. Hace una semana, el Tribunal Supremo determinó que el señor García Panasco vulneró derechos fundamentales de la magistrada Rosell. Como compensación, el fiscal general del Estado le ha ascendido convirtiéndolo en uno de sus principales asesores.

La vieja España está en convulsión permanente. No le vendría mal una reforma de la administración de justicia, empezando por el Ministerio Fiscal, para ayudarle en su agonía.
LA AUTORA


Hazte socio de infolibre



26 Comentarios
  • vianero vianero 23/07/17 17:52

    Redes de los caciques rurales de XIX y de los señores feudales del XV. Y red de la cúpula del poder judicial (que nació a la transición sin romper ni manchar el velo). Pero habrá que ponerle el cascabel al gato. ¿Y a la red del club Bilderberg?. Y el Testigo en la tumbona con el cohiba

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Jesus Cecilio Jesus Cecilio 23/07/17 13:34

    Me pregunto si el "caso Villar" no ha salido ahora para que olvidemos el "caso Ronaldo" y su deuda con Hacienda

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Antonio1980 Antonio1980 23/07/17 10:38

    mas claro agua, es la contrarevolución, coletazos de una España negra que se resiste a morir, contra un nuevo país que se vio representado el 15M de 2011 en las plazas. Tiempo llegará que la nueva sobreviva a la vieja

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • agua agua 22/07/17 20:36

    Has descrito el panoráma sociopolítico que sufrimos de una manera magistralmente clara. Gracias Cristina.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    3

  • TOTOFREDO TOTOFREDO 22/07/17 16:43

    Me sorprenden algunos comentarios del artículo como cuando se refiere a "un país que se construyó a partir de preferentes y tarjetas black", como si "todo lo que vamos conociendo ahora coincida en el tiempo con las emisiones de ésos productos financieros o el abuso de los directivos en las empresas a las que representan". El país que deberíamos haber construido a partir del 78, y que se empezó a abortar desde el primer momento, "porque a algunos no les interesaba", debería haber sido la consecuencia de incorporar los modos de gestión de otros países más adelantados de nuestro entorno, osea "copiar modelo". Pudiendo elegir entre muchos países, por lo que parece elegimos al más corrupto, al que ya hemos dejado atrás, como alumnos aventajados que somos cuando queremos. Para que esto pasara han habido muchos colaboradores y uno de los más importantes han sido los "medios de comunicación". Tanto en el apartado de deportes como en política, hay muchos profesionales que han visto y vivido todo lo que ahora se denuncia, pero sus editoriales no les han dejado hablar. Siempre ha habido "periodistas de investigación" y de hecho muchos de los asuntos que se están juzgando han sido denunciados hace años, pero CON POCA O NULA REPERCUSIÓN..... Si además de informar se hubieran preocupado de "concienciar", nos habría llamado la atención que en España los futbolistas, por ejemplo, cobraran más que en Alemania o Inglaterra, porqué ??. Si además de informar lo que ganan las grandes empresas del IBEX, se informara de lo que cobran sus directivos y la desproporción con lo que cobran sus trabajadores, no habría sido bueno para una sociedad que necesita ser concienciada ??. Ayer en un programa de "españoles por el mundo", informaban de que en el Ayto. de Düsseldorf "hay un reloj exterior que informa del tiempo que llevan sin déficit en sus cuentas" (9 años y pico), algo que a un ciudadano le da confianza sobre la gestión de sus impuestos, no como en este país de pandereta. Los medios de comunicación son una parte muy importante de nuestra sociedad, PERO ESTÁN DEMASIADO POLITIZADOS Y NO CUMPLEN CON SU FUNCIÓN.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    14

  • unlector unlector 22/07/17 14:44

    a los malos les basta con sembrar el "todos son iguales".
    Claro, si uno mira con lupa, efectivamente todos son iguales, todos SOMOS iguales. Todos somos seres humanos, con nuestros defectos y nuestros fallos. Errar es humano y hay que joderse. Los Santos no existen.

    Pero la supervivencia nos obliga a adaptarnos al medio, señores. Y la adaptación al medio exige usar la inteligencia.
    Si como humanos que son, "todos fallan", no hay más remedio que aprender a hilar fino en cada elección. Tristemente no hay más opciones donde elegir, pero queremos sobrevivir.
    No elegir inteligentemente es una aberración, es permitir que "el medio" nos venza, nos arrastre. Es permitir que el depredador nos cace y nos devore.
    Es ignorar la primera obligación impuesta por la mismísima Naturaleza al que pretende sobrevivir.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    6

  • MASEGOSO MASEGOSO 22/07/17 10:49

    2/2
    Hablar de Justicia en España es perder el tiempo. Inmemorialmente la Justicia ha estado subyugada a los gobiernos de turno y, haca tanto tiempo que eso ocurre que ya había dejado de ser noticia. Ahora los casos de tergiversación judicial son de tal calado que están en cualquier hoja de papel o telediario que te encuentres. El Caso de la Juez Rosell, quienes habitamos esta isla vimos, por conocer las partes, la infamia que el Fiscal de Las Palmas cometió en este caso y, sí, aunque se dude nos echamos las manos a la cabeza al oír la noticia del ascenso de García Panasco. Otra más, pensamos.

    Ud. relata la situación cada vez más obscura de la vida en este país al que califica de rancio y no, no es rancio, está absolutamente pútrido y, sinceramente, los de a pie, vemos que la única solución a este Estado execrable es salir a la calle, si es necesario, violentamente. Los jóvenes de 1975 tenemos ahora muchos años y, somos la generación que “trago-“ la Transición. Ya se ha acabado el tiempo de espera. Saludos

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 14 Respuestas

    0

    14

    • itnas itnas 22/07/17 11:13

      Excelente comentario el tuyo. Sólo matizarte que, como apunto en un comentario anterior, lo de echarse a la calle está bien (violentamente, de momento, no lo veo) si bien intuyo un problema: el neoliberalismo está organizado, tiene el poder, por ejemplo, el represor, y las gentes que fueramos a la calle seguramente careceríamos de una tan estudiada organización. En mi opinión, por tanto, conviene organizarse para dar la respuesta adecuada. ¿Vía? De momento, sólo veo a los partidos o estructuras similares. Saludos.

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 13 Respuestas

      1

      9

      • M.T M.T 22/07/17 13:08

        Muy buenos comentarios, Itnas y Masegoso. Os leo y comparto todo cuanto habéis dicho. Saludos muy cordiales.

        Responder

        Denunciar comentario

        Ocultar 12 Respuestas

        0

        3

        • itnas itnas 22/07/17 17:49

          Por cierto, http://www.ara.cat/es/ultima-caceria_0_1836416550.html?utm_medium=social&utm_source=twitter&utm_campaign=ara es un enlace que seguramente aclara los pormenores del suicidio de Blesa. Un hombre preocupado por su familia, al parecer.

          Responder

          Denunciar comentario

          0

          4

        • itnas itnas 22/07/17 17:45

          Gracias profesora. Abrazos.

          Responder

          Denunciar comentario

          Ocultar 1 Respuestas

          0

          0

          • M.T M.T 22/07/17 18:11

            Gracias Itnas por la recomendación de lectura. Hecho. Abrazos. Buen finde.

            Responder

            Denunciar comentario

            0

            3

        • Wildthing Wildthing 22/07/17 15:46

          Coincido con M.T. Los comentarios de MASEGOSO y itnas van más allá de la mera constatación de lo que está pasando. La cuestión es ¿cómo podemos reaccionar? ¿Cuáles son vuestras opciones para poner fin a esta situación insostenible? Saludos y gracias por entrar más al fondo.

          Responder

          Denunciar comentario

          Ocultar 8 Respuestas

          0

          3

          • paco arbillaga paco arbillaga 23/07/17 08:50

            Un inicio de cambio pudiera ser intentar vivir lo más aproximadamente posible con nuestra manera de pensar. También, además de contestar en los blogs a los comentarios con los que discrepamos dirigirnos a nuestros ayuntamientos, a la autoridad competente para exponer nuestras quejas ciudadanas ante las deficiencias o carencias en los servicios municipales, sanitarios, escolares. Igualmente, exponer nuestras reclamaciones ante las empresas o comercios que a veces nos engañan en nuestras compras o en el servicio que nos tienen que prestar; no me parece que debemos dejar todas las soluciones de nuestros problemas en manos de los políticos o de la Justicia. Osasuna2 salu2.

            Responder

            Denunciar comentario

            Ocultar 5 Respuestas

            1

            2

            • itnas itnas 23/07/17 17:23

              Una buena propuesta en un mundo como el de Huxley pero, yo al menos no puedo entender como, por ejemplo, denuncio una tropelía con los servicios públicos en el ayuntamiento A gobernado por el PP y los tomadores de la denuncia le dan curso si dicha tropelía atañe al modo de administrar los bienes públicos que tiene el partido. Honestamente, me parece inocente.

              Responder

              Denunciar comentario

              Ocultar 4 Respuestas

              0

              1

              • paco arbillaga paco arbillaga 23/07/17 19:06

                Pues yo tengo cursada una en mi Ayuntamiento y está en marcha. Y alguna otra que cursé en este Ayuntamiento con otra corporación se solucionó. ¡Pues será por la inocencia!, ¡el que no llora no mama! Osasuna2 salu2.

                Responder

                Denunciar comentario

                Ocultar 3 Respuestas

                0

                1

                • itnas itnas 24/07/17 16:33

                  ¿Desde cuando el caso particular hace la ley? ¿Empatamos si te digo que en mi caso, y el de mi cuñado, y el de mi amigo Pepe, y el de... no resultó efectivo?

                  Responder

                  Denunciar comentario

                  Ocultar 2 Respuestas

                  0

                  0

                  • paco arbillaga paco arbillaga 24/07/17 16:36

                    Por mí te puedes apuntar el tanto; no soy nada competitivo.

                    Responder

                    Denunciar comentario

                    Ocultar 1 Respuestas

                    0

                    0

                    • itnas itnas 24/07/17 17:00

                      Ya, pero la pregunta no estaba hecha con intención de competir, así que no veo el sentido de tu respuesta. En todo caso, ya comentaremos en otros lugares, si es el caso, ya que francamente las experiencias personales me parecen valiosísimas pero no concluyentes. Que tengas buen resto de día.

                      Responder

                      Denunciar comentario

                      0

                      0

          • MASEGOSO MASEGOSO 22/07/17 21:15

            Observarás que hablo de violencia, Itnas me dice qué violentamente es díficil. Tengo que darle la razón pero mi respuesta es ¿no podemos llamar violencia a la actitud de los políticos que miran solo los intereses de sus partidos y olvidan al pueblo? U opinar que esos intereses son en beneficio propio, es decir, acumular trienos en las poltronas. por tanto Wildthing, hay dos soluciones: hacerles ponerse las pilas rápido o salir a la calle. Cordiales saludos.

            Responder

            Denunciar comentario

            0

            3

          • itnas itnas 22/07/17 17:44

            En mi caso, de momento, UP creo que es la alternativa a apoyar vehementemente. 

            Responder

            Denunciar comentario

            0

            4

  • MASEGOSO MASEGOSO 22/07/17 10:48

    1/2
    Sra. Monge “franquismo sociológico” es un adjetivo que resulta excesivamente suave con referencia al franquismo. Si vamos repasando la Historia reciente de este país comprobaremos que la continuidad del franquismo está reflejada en cada una de las posiciones gubernamentales desde la Transición. ¿Somos tan ingenuos hoy como en 1975? No, sin embargo, nos tragamos la Transición conscientes de que no todo estaba muy claro. Se aceptó el Partido Socialista, se aceptaron partidos políticos de todos los colores y, casualidad, improvisación o predeterminación. Nunca sabremos si el Viernes Santo de 1977 la acepción del PCE se solventó pacifica o tormentosamente. Desde luego los arrastrasables no estaban de acuerdo.

    Lo del futbol se venía viendo llegar. Quienes en radio y tv tenemos que tragar más horas de información futbolera que de cultura o situación real del país recordamos que hace tiempo nos la estaban dando con una de las armas de franquismo sociológico: el futbol como deporte de masas. El pan y circo que Ud. menciona, ideario del Imperio Romano; reimplantado por Mussolini en la Italia fascista, copiado por todos los países, cualquiera que fuese el ideario de sus gobiernos, nos lleva a estas circunstancias. La perpetuidad, 29 años en el cargo, corrompe
    2/2

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    8

  • Safem Safem 22/07/17 10:17

    Y lo peor de todo es que creo que nos vamos acostumbrando a este hedor, a tanto hedor. Y lo digo porque a pesar de que hoy en día vivimos en una sociedad superinformada (en otras épocas había censura sobre los medios de comunicación); digo que a pesar de ello, la mayoría de la sociedad permanecemos impasibles. Los de la tramoya, a través de sus voceros, nos han “vacunado” para que aceptemos el hedor de la corrupción, el hedor de la mayoría de los políticos, como algo normal.
    No hay más que echar un vistazo a los diferentes medios de comunicación, o las tertulias (tan de moda), dos o tres, no hace falta que sean todos, para percibir el constante intento de manipulación de la realidad, para tratar de convencernos y de adoctrinarnos en un sentido concreto, y se nos presentan ante la sociedad argumentando que sólo hay dos alternativas: o el hedor de la corrupción o el caos.
    ¿Y cual es el problema? Pues sencillamente que la mayoría de la sociedad cerramos las orejas cuando alguien nos plantea que existen otras alternativas, y para ello están ahí, al quite, los de siempre. Cada vez que se hacen planteamientos diferentes los de la tramoya sueltan sus perros, sus voceros, se echan encima y lo desvirtuan todo. Les vale todo con tal de mantener su “statu quo”.
    Jamás se me había pasado ni por la imaginación que fuera esta la España que nos esperaba para el Siglo XXI. Es repugnante.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 2 Respuestas

    0

    12

    • itnas itnas 22/07/17 11:05

      Perdone veo una ligera contradicción entre ser una sociedad superinformada y la presión de los de la tramoya (excelente decisión por este término la suya) que sesga dicha información. Lleva razón, pero yo diría 'superinformada y sesgada' al aludir a esta sociedad. Valorar la información se hace, ya lo creo, por el poder: una vía es el periodismo, otra la educación. De esta última no es necesario a estas alturas, creo, subrayar la correlación lineal perfecta y negativa entre inversión en educación y neoliberalismo (a más neoliberalismo, menos inversión). Saludos.

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 1 Respuestas

      0

      9

      • Safem Safem 22/07/17 12:14

        Nada qué perdonar, y muchas gracias por su comentario, el cual comparto al 100%. Efectivamente, el sistema educativo es el otro gran bastión utilizado por los de la tramoya. Al emplear el término sociedad superinformada pretendía referirme a que tenemos muchos medios a nuestro alcance para informarnos, y algunos de ellos independientes.
        Un saludo también para Usted.

        Responder

        Denunciar comentario

        1

        4

  • Ayla Ayla 22/07/17 08:33

    Porqué no le van a dar el merecido ascenso?. Ha cumplido con su trabajo, otra cosa es que a cualquier persona decente le repugne que se pueda realizar un montaje para perjudicar a alguien, se demuestre y aquí no pase nada.

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    6



Lo más...
 
Opinión
  • El vídeo de la semana Juan Ramón Lucas Juan Ramón Lucas

    De calle

    Es previsible que sigan las manifestaciones y algaradas, igual que es previsible que la justicia siga actuando, y unos y otros se alimenten en el bucle que con tanto acierto había calculado el independentismo.
  • Muy fan de... Raquel Martos Raquel Martos

    La política de hartura

    Pensando en el 'monotema' del 1-O, me pareció envidiable la imagen de los peces esperando a que amaine el temporal para poder volver a practicar natación y disfrutar de la sal de la vida.
  • La Mirada Internacional Fernando Berlín Fernando Berlín

    Cambiar de interlocutores

    Fernando Berlín explica cómo ve la prensa internacional la escalada de tensión entre la Generalitat y el Gobierno central.
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.
facebookLibre