X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




En Transición

Necesitamos salir de Matrix

Publicada 16/10/2017 a las 06:00 Actualizada 15/10/2017 a las 19:24    
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios 19

Desde Platón hasta Matrix, la idea de cómo la percepción puede construir realidades paralelas ha sido un clásico en la historia del pensamiento. En su caverna Platón diferenciaba entre las sombras, perceptibles por los sentidos, y las ideas, a las que sólo se accedía mediante la razón. En Matrix son las máquinas las que controlan a los humanos para obtener energía, creando un mundo virtual donde hombres y mujeres son esclavizados mientras creen vivir en el mundo real.

Conforme la escalada de tensión vivida en Cataluña ha ido aumentando, hemos tenido la sensación de vivir en Matrix, o en la caverna platónica. Se llegó a crear la ficción de que el movimiento independentista se iría desinflando a medida que la presión del Estado se incrementara mediante el tradicional cambio de cromos fiscales o de competencias. De la misma manera que se pensó que una declaración de independencia, con más o menos solemnidad, desconectaría a Cataluña del resto de España y le llevaría a la tierra prometida.

Nada de esto ha sido así: el movimiento independentista no es el que era en la época Pujol. Se ha convertido en algo más plural y diverso, unido en torno a la idea catalana, con profundo arraigo social y un sentimiento de incomprensión que ha ido creciendo en los últimos tiempos. Por eso no se va a aplacar con una partida presupuestaria extra.

Tampoco la independencia puede proclamarse en estas condiciones. Como dijo Miquel Iceta haciendo gala de excelente ironía –que es el humor de la inteligencia–, que Puigdemont proclame a Cataluña independiente es como si yo (él) digo que soy guapo. Nadie se lo va a reconocer, luego igual da.

El punto álgido de este juego de ficciones construidas ha sido lo ocurrido la semana pasada en sendas comparecencias institucionales: Puigdemont no declaró la independencia en el Parlament aunque luego firmó un documento donde parecía que la declaraba, y Rajoy no nombró en su comparecencia el famoso artículo 155 de la Constitución, aunque el Consejo de Ministros había iniciado ya su tramitación con el requerimiento enviado al Govern de la Generalitat.

El gran problema de la creación de estas realidades paralelas cuando se construyen con todos los aparatos políticos y mediáticos es que acaban generando una ficción creíble para el conjunto de la población. Por algo se ha puesto de moda ahora el famoso Teorema de Thomas, que dice que si las personas definen las situaciones como reales, aunque no lo sean, éstas son reales en sus consecuencias.

Como una profecía autocumplida, y con el pánico desatado, estamos viendo a catalanes sacar el dinero de sus bancos y abrir cuentas corrientes en las comunidades vecinas, o a clientes de bancos catalanes cancelar sus cuentas y llevárselas a otras entidades. Puede que el volumen, de momento, no sea alarmante, pero el movimiento es altamente significativo de lo que está pasando y de lo que puede pasar.

Mucho más preocupante resulta el despertar de la extrema derecha en España, que nunca se había ido pero estaba adormilada. Ahora, en una situación que no se imaginaban ni en sus mejores sueños, se ven leyendo comunicados y dando mítines ante miles de personas que poco tienen que ver con sus proclamas, pero que van recibiendo progresivamente más mensajes guerracivilistas que siguen alimentando la ficción.

Es muy posible que ninguno de los actores de este juego pensaran nunca que llegarían hasta aquí, como lo es también que en estos momentos van siendo conscientes de que se les ha ido de las manos y no saben cómo pararlo. Eso explicaría la declaración de independencia en suspenso y la aplicación del 155 en diferido.  Pero me temo que esto valdrá sólo para unos días.

Cuando ustedes lean este artículo ya se conocerá la respuesta del Govern de la Generalitat al requerimiento del Gobierno español. Aunque todas las opciones están encima de la mesa, la de una nueva ambigüedad que vuelva a poner la pelota en el tejado de Rajoy es la que tiene a mi juicio mayores posibilidades.

Sea como fuere, las soluciones que se vayan planteando deberían ayudarnos a romper las ficciones, calmar los ánimos y debatir sobre premisas reales con consecuencias reales, creíbles, viables y efectivas. La convocatoria de elecciones en Cataluña –que probablemente vendrá dada por la ruptura del Govern, salvo que Puigdemont haga una DUI clara y rotunda–, es necesaria e imprescindible, pero por sí misma no solucionará el problema. Si las encuestas no se equivocan la correlación de fuerzas en el Parlament no cambiará mucho, aunque sí la posición de cada fuerza dentro de cada bloque, dando una previsible mayor ventaja a ERC dentro del sector independentista. Algo similar ocurre con la reforma constitucional, urgente y ampliamente demandada por amplios sectores, pero que debería incluir tanto el modelo territorial del Estado como otros asuntos. ¿O es que, a fuerza de hablar del 155, nos hemos olvidado del 135? Y esa reforma constitucional, que debería ser pieza esencial en la imprescindible relectura del pacto del 78, ¿se va a hacer con la actual correlación de fuerzas en el Parlamento español?

Ojalá me equivoque, pero tengo la sensación de que vamos a instalarnos en Matrix una temporada. A menos que tengamos la valentía de dejar en segundo plano las emociones que tanto nos gustan y con las que construimos esos relatos épicos tan propios, y nos dispongamos a salir de la caverna para ver las figuras tal cual son, porque por muy feas que sean –Matrix es un gran exponente de la distopía–, son las que son.


Hazte socio de infolibre



18 Comentarios
  • unlector unlector 16/10/17 17:16

    esto es Matrix desde que gobierna un partido que gana elecciones con campañas dopadas, con votos de ancianos seniles y censos fraudulentos, que dificulta el voto rogado, que miente 100% en su programa, etc.
    No esperemos que alguien así obre de buena fe ni con ganas de arreglar nada.
    Como las máquinas en Matrix, falsean la realidad para sorbernos hasta los tuétanos.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    1

    6

    • HEREJE HEREJE 16/10/17 17:38

      Sin duda, los ciudadanos les importamos lo mismo que a las máquinas de Mátrix. Solo producimos dinero para nutrir su codicia.

      Responder

      Denunciar comentario

      1

      1

  • Jose Velasco Jose Velasco 16/10/17 17:14

    Muy buen artículo. Pero cada vez estoy más convencido de que Matrix existe, aunque no está controlado por máquinas y que no es con la intención de obtener energía sino para divertirse de lo estúpido que es el ser humano ¿será Dios el que se estará partiéndose de risa?

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    1

    • HEREJE HEREJE 16/10/17 17:33

      No me fastidie, como exista dios me joroba el chiringuito.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      0

  • HEREJE HEREJE 16/10/17 13:06

    Cada vez me gusta más lo que escribes, Cristina. ¿Has pensado alguna vez en dedicarte a esto del periodismo?. Muchas gracias por escribir así. Eres como un remanso en este torbellino de estupidez institucional y social.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

  • ArktosUrsus ArktosUrsus 16/10/17 10:41

    Excelente artículoCristina. Y me sumo a lo que cuentan otros compañeros comentaristas sobre las consecuencias en Cataluña. Hay gente muy estresada, gente que se siente marcada (y gente que lo es) y gente que me ha pedido que abra una cuenta a su nombre en mi localidad. Y alguno más la ha abierto en bancos online.
    Terrible cómo la estupidez y la codicia de algunos puede afectarnos a todos.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • Silk Road Silk Road 16/10/17 09:09

    Para bien o para mal, los diferentes relatos SON la realidad. Platón no tenía ni idea de lo que hablaba. Las sombras son la realidad y las ideas sólo fruto de la imaginación humana. No hay que buscar la Verdad, sino aprender a respetar las diferentes verdades y a mirar la verdad propia con la ironía del que sabe que la suya no es la única.

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    5

  • aguililla aguililla 16/10/17 08:32

    Me ha gustado!! Y para cuando,oposiciones para elegir a los mejores políticos?

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    0

    • frikeldon frikeldon 16/10/17 11:15

      Bueno, así funciona la democracia: un cargo público es elegido por sorteo, entre los posibles candidatos, que previamente han aprobado unas oposiciones. El problema es que nuestro sistema no es una democracia, es una monarquía parlamentaria representativa.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      2

  • paco arbillaga paco arbillaga 16/10/17 08:12

    Un aspecto que no se está resaltando en el problema catalán es cómo está afectando en la salud de algunos catalanes. Ayer hablaba con gente de Barcelona y me comentaba que están dejando de ver y leer ciertas informaciones sobre el conflicto porque con tanta repetición y tanto cambio de opinión están empezando a notar que su salud se resiente ante las dudas que les están creando sobre su futuro.

    Después de esta conversación, en el telediario de las 14 h de la Cuatro salieron unos médicos catalanes hablando de lo que está repercutiendo el lío político en la salud de algunas personas y han repetido síntomas que me habían contado en la conversación telefónica. ¡Qué locura!, hacer una movida social para perjudicar más que beneficiar a la gente. Osasuna!

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 2 Respuestas

    0

    3

    • Silk Road Silk Road 16/10/17 09:04

      Cierto. Yo pensaba que no era para tanto, pero unos parientes que tengo en Barcelona me dicen que han domiciliado sus cuentas bancarias en sucursales en Aragón y que hay muchos días en los que la ansiedad no les deja dormir.

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 1 Respuestas

      0

      1

      • paco arbillaga paco arbillaga 16/10/17 09:16

        De esos mismos síntomas de ansiedad me hablaron a mí. Osasuna2 salu2.

        Responder

        Denunciar comentario

        0

        1

  • Pulitzer Pulitzer 16/10/17 07:34

    Quizá lo más grave de todo el asunto es que refleja una realidad que no se puede obviar: la educación en este país no ha conseguido que sus ciudadanos sean seres pensantes. Es inexplicable que algunos mensajes calen en la población, mensajes claramente falsos o tendenciosos. Olvidamos lo importante para centrarnos en lo urgente o inmediato. Es como cuando sale el nuevo Iphone y ya se nos olvida que llevamos un mes con el horno averiado. Hay ocasiones en las que un tertuliano dice poco menos que tonterías y lo peor es que pienso que habrá mucha gente que lo creerá. Esto es aplicable al procés y el mundo feliz. Lo peor es que hay quien lo cree igual que hubo quien se tragó el Brexit.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    4

    • paco arbillaga paco arbillaga 16/10/17 08:26

      Pulitzer: «… la educación en este país no ha conseguido que sus ciudadanos sean seres pensantes», dices, y acabas tu comentario diciendo: «Lo peor es que hay quien lo cree igual que hubo quien se tragó el Brexit.» Viendo cómo se vota en EEUU o en Europa, ¿te parece que las personas en Inglaterra, en Francia, Alemania, o ayer en Austria, están mejor educadas para votar que aquí en España? ¿No será que en esta civilización capitalista dominada por las multinacionales nos estamos convirtiendo, o creyendo que lo somos, en la peor versión de la burguesía?

      ¿O pudiera ser, Pulitzer, que: «… la educación en este país no ha conseguido que sus DIRIGENTES sean seres pensantes»? Osasuna2 salu2.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      14

  • Independiente Libre Alaia Independiente Libre Alaia 15/10/17 22:32

    Este mundo de hormiguitas en una mota de polvo que es la Tierra en relación al Universo, da risa y efectivamente vivimos en una Matrix, o Despertamos a la Realidad que somos y cual es el sentido de esta existencia en lo personal y colectivo o seguiremos en peleas infantiles donde la mediocridad, ineptitud y estupidez seguirá su interminable curso de sufrimiento, esclavitud e ignorancia basados en la manipulación y el miedo de las gentes

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    8

  • Laila Laila 15/10/17 22:31

    El principal problema es que una gran mayoría de españoles y catalanes no quieren salir de la matrix, no quieren ver las cosas tal cual son. No quieren ver que el rey va "desnudo", y por rey me refiero tanto a Rajoy, como a Felipe, como a Puigdemont. Se sigue anclado en un pasado de luchas y guerras, y casi nadie piensa en hacer un futuro mejor para todos los españoles. Y es que las élites que de verdad mandan son muy buenas engañando y tergiversando a su favor; llevan siglos haciéndolo. Y el síndrome de Estocolmo de los españoles, es increíble.
    Que en lugar de a reaccionar a los recortes sociales, al latrocinio institucionalizado y a la mentira continua, los españoles y los catalanes solo reaccionen frente a un trapo de colores, es bastante deprimente.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 2 Respuestas

    1

    24

    • Ayla Ayla 16/10/17 06:26

      Exactamente, llevo ya tiempo pensando que si nos movilizaramos por nuestros derechos como lo hacemos por un trapo, otro gallo nos cantaría

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      10

    • Sancho Sancho 16/10/17 02:29

      ¿Para qué dar una opinión si lo que has dicho me parece perfecto y resume tan bien lo que pienso? Pues eso, que totalmente de acuerdo. Ya podían arrimarse a lo que has expresado algunos de los compas del partido, Podemos, y evitar que se tomen la pastilla azul...Salud.

      Responder

      Denunciar comentario

      2

      7



 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.