X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Plaza Pública

¿Por qué salen gratis las mentiras?

Publicada el 22/04/2020 a las 06:00

Les importa un pito el sufrimiento de la gente. Y también les importa un pito que la gente se esté muriendo en los hospitales, en las casas, en las residencias, en cualquier sitio donde la pandemia llega y asienta implacable la desdicha. Les da igual que el desasosiego ocupe las horas solitarias del confinamiento. Y que los balcones se llenen de solidaridad hacia quienes se están dejando la vida en el trance insoportable de tantas y tantas muertes más o menos anunciadas.

Siempre hemos sabido que hay gente y gentuza, personas buenas como decía Antonio Machado y criminales que sólo necesitan, para hacer daño, un ordenador, una tertulia radiofónica o televisiva y el altavoz que les supone disponer de un escaño en alguna sede parlamentaria, autonómica o municipal. Siempre hemos sabido que la mentira emborrona la realidad, pero aún es peor cuando se convierte en el alimento principal del cinismo, de ese cinismo que demuestran quienes disfrutan expandiéndola sin sordina allá donde alcanzan sus poderosos medios de contaminación informativa: como si la verdad y la mentira sirvieran lo mismo para explicar lo que nos pasa. La crisis que estamos padeciendo es también, como la económica de 2008, una crisis moral. Veo las caras de la mala gente y me enrabieta el temple firme de su facilidad para la mentira. No hay nerviosismo cuando salen en la tele o en las redes sociales y se ponen a soltar auténticas bombas de relojería para socavar las raíces más profundas de lo que estamos sufriendo.

Lo que persigue esa marabunta de iniquidades a destajo no es aliviar ese sufrimiento, sino convertirlo en bayoneta calada contra el corazón de un país que está intentando salir de una situación infelizmente extraordinaria. Sólo pretenden, esos del cinismo y la mentira, cambiar el gobierno elegido democráticamente (con todos sus aciertos y sus errores en la gestión de la pandemia) por otro que sea de su cuerda, que les devuelva el cadáver nada exquisito de su pasado vergonzoso, que nos convierta, a quienes no pensamos como ellos, en una simple excusa para que puedan mearse burlonamente en nuestra cara. Los bulos lo están acaparando todo. Y cuesta mucho desbaratarlos, descubrir a sus autores porque las redes sociales tienen también la obscena contrapartida del anonimato. Pero, si no a todos, sí que tenemos bien a la vista a muchos de esos que mienten más que respiran. Y que, con nombres y apellidos, se enorgullecen de esas mentiras.

Seguimos viendo cómo esos disparates no tienen interés para la justicia, que nunca les pasa nada a los mentirosos, que disfrutan, esos mentirosos, de una más que extraña impunidad. Desde el PP y Vox salen cada día baterías bien pertrechadas de bulos para convertir el dolor en algo secundario, cuando el dolor lo que necesita no son precisamente mentiras, sino la verdad y el respeto que se merece la sociedad entera, y más que nadie quien lo está sufriendo con una crueldad que se nos hace insoportable. No es eso que exhiben libertad de expresión sino su turbadora pestilencia. Hablan de patriotismo y lo que quieren en realidad –permítanme la palabra tan de moda– es poner a la democracia en cuarentena. Hacer ese tipo de oposición al gobierno, cuando la muerte lleva tantos días convirtiendo los sueños en la más goyesca de las pesadillas, es de una indecencia que asusta. Se sabe que mienten, que presumen grotescamente de su indecencia, de esa ruindad que lo convierte todo –hasta la vida misma– en un campo minado para la esperanza.

Lo que no saben es que, como dice Marguerite Duras en El dolor, un libro impresionante, es que el dolor que nos provoca lo que está pasando lo tenemos “implantado en la esperanza”. Con los dos andamos en estos días llenos de tristeza. Pero también, no lo podemos olvidar, de esa música que cada tarde sale a los balcones para decir bien alto que hay otra patria distinta a la que predican los de las mentiras. La patria del bien común, de la solidaridad, de la urgente y apasionada defensa de lo público como patrimonio colectivo. Con esa patria nos encontramos todos los días a las ocho de la tarde. Y ahí vamos a seguir, porque a veces, a pesar de los tiempos difíciles y como cantaba Luis Eduardo Aute, “la vida te espera con los brazos abiertos y el firme deseo de hacerte feliz”. El camino será largo, y tortuoso como también cantaban los Beatles. Pero esos de las mentiras no van a salirse con la suya. Seguro que no. Seguro.

_____

Alfons Cervera es escritor. Su último libro publicado es Claudio, mira (Piel de Zapa, 2020).

Más contenidos sobre este tema




8 Comentarios
  • GRINGO GRINGO 22/04/20 21:29

    Las mentiras salen gratis, porque el sistema está controlado en España por algunos de los herederos de la T78, y siempre ha sido difícil, por no decir imposible, que los afectados puedan exigir responsabilidades a los autores, porque eso cuesta mucho dinero y nadie está dispuesto a perder su vida y su dinero para terminar enredado en las redes "legales"....

    Por eso un Estado Social fuerte debería ser la garantía para defender a esa gran mayoría de ciudadanos, esa que no se puede permitir pleitear en contra de los llamados "poderes fácticos", y conseguir que nuestra sociedad sea más justa y equilibrada.

    Eso lo dejaremos para el siglo XXV.......

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

  • Ayla* Ayla* 22/04/20 17:32

    "Desde el PP y Vox salen cada día baterías bien pertrechadas de bulos para convertir el dolor en algo secundario,".
    Discrepo, no convierten el dolor en algo secundario, sino en la base de sus ataques al gobierno, que ya son expertos, lo hicieron con las víctimas de eta. Se la trae al pairo el dolor de las personas.
    Lanzan su argumentario del odio con ayuda de la "presunta prensa" de la caverna y la televisión de los obispos que pagamos todos.
    Lo hicieron en la crisis económica anterior (que caiga España que ya la levantaremos nosotros) y lo hacen siempre que no tienen el poder.
    Y SIEMPRE echan en cara a los demás lo que están haciendo ellos.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    4

  • kneter kneter 22/04/20 15:31

    Pero esos golpistas se ponen la corbata negra para sacar rédito electoral.........
    Como dijo, creo, Juan José Millás, “donde hay muertos aparecen los buitres carroñeros”

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    3

  • Mirandero Mirandero 22/04/20 09:01

    Los bulos se pueden combatir con información, pero ¿cómo se combate la intencionalidad y a quienes emiten o propagan los bulos? Hace pocos días Unidas Podemos denunció a un cargo de Vox y un policía por la difusión de bulos donde se injuriaba a las instituciones del Estado; además, el PSOE ha denunciado ante la fiscalía al partido de extrema derecha por difundir bulos que pueden incitar al odio y querer crear una sensación de inseguridad, miedo y desconfianza entre la ciudadanía; también se ha sabido que Manuela Carmena demandará a Alvise Pérez, exasesor del diputado por Ciudadanos Toni Cantó, por difundir un bulo en el que acusaba a la exalcaldesa de haber recibido en su domicilio un respirador para «evitar acudir a un hospital público». En manos de la Justicia está castigar o perdonar estos hechos tan graves, pero antes hay que denunciar, y no tenemos información de que haya tantas denuncias como mentiras circulan por la red.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    4

    • Prometeo46 Prometeo46 22/04/20 10:29

      Lo ideal sería que esas denuncias llegaran a buen fin, en el sentido que tuviesen consecuencias incluso penales en algunos casos, porque si no se llega a eso este asunto se convertiría en una guerra de acusaciones mutuas de mentir, pues aunque muchos estemos de acuerdo en que los que se dedican a difundir bulos, se "enorgullecen de sus mentiras" como se dice en el artículo, los políticos que de alguna forma les apoyan, su estrategia precisamente es la de acusar de mentir sobre todo al Gobierno.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      3

  • Canija Canija 22/04/20 08:53

    Esperemos que tengas razón y que esos de las mentiras no se salgan con la suya, sería demasiado doloroso y nos condenaría a un futuro sin esperanza 

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • Alfonso J. Vázquez Alfonso J. Vázquez 22/04/20 08:38

    Estos PATRIOTAS GOLPISTAS que se dedican a desprestigiar al Gobierno porque está remendadno su latrocinio "legalizado" de la Sanidad Pública para beneficio de chiringuitos privados en forma de hospitales y residencias financiadas con los PGE viven en la más absoluta impunidad porque el Ministerio Fiscal lo permite. Es fáci lidentificar a estos violadoes del derecho constituiconal a recibir INFROMACION VERAZ (art. 201 d) CE78) . Y a eso deberían dedicarse los agents de las FCSE y no a denunicar a una persona que "salío a pasear una gallina" - ¿acao alguna ley le otorga más derechos a un perro? - o al único paseante en una playa que tenía al próximo ser humano situado a más de 1 km de distancia. Priemro Dios y después los santos " dice un refrán. Primero los holpistas, los vasores fdiscales y los "leglizdos" FONDOS DE INVERSION que es el eufemismo que tiene muchas "sociedades creadas paa delinqjuir legalente". Si el Ministerio Fiscal QUISERA podría identificar los autores de todas esas cuentas de twitter y facebook, etc., desde las que lse emite INFORMACION FALSA que también se emite desde RADIOS; TELEVISIONES Y PERIÓDICOS DIGITALES Y EN PAPEL. Los ciudadanos tenemos el DERECHO A RECIBIR INFORMACIÓN VERAZ, lo que equivale al DERECHO A NO RECIBIR INFORMACIÓN PREMEDITADAENTE FALSA de los ETERNOS GOLPISTAS de la ETERNA ANTI-ESPAÑA. ¿No es parte del Orden Público la protección de los derechos fundamentales?

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • Robertodelbarrio Robertodelbarrio 22/04/20 00:17

    Gracias, Alfons, perfectamente expresado. Este debía ser el mensaje de los que hemos de levantar la voz ante tanta miseria humana, tanta maldad y tan ausente de patriotismo verdadero. No olvidemos ahora, llegarán las ur más y ahí les combatiremos con la voz ,con argumentos, con la fuerza de la dignidad de un pueblo que resiste y recuerda con emoción a sus muertos.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

Lo más...
 
Opinión