x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Financiación autonómica

Los barones del PP acaban con la unidad de discurso del partido

  • Los presidentes autonómicos del PP llevan semanas exhibiendo discursos contrapuestos a cuenta de la financiación autonómica
  • Por un lado, la dirección nacional del partido hace un llamamiento al orden. Por otro, dice enteder que los barones defiendan "los intereses de sus ciudadanos"

Publicada el 21/05/2013 a las 06:00 Actualizada el 20/05/2013 a las 23:07
Facebook Whatsapp Whatsapp Telegram Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir

Rajoy junto a los barones del PP en una imagen de julio de 2012.

Rajoy junto a los barones del PP en una imagen de julio de 2012.

PACO CAMPOS
El PP lleva muy a gala ser un partido nacional. Sus dirigentes presumen siempre de un discurso único, y no de 17, en alusión a las comunidades autónomas. De decir siempre lo mismo en toda España. Se trata de una máxima que se ha puesto a prueba en los últimos días a cuenta de la financiación autonómica. Y que no tiene visos de solución inmediata. Desde que el líder del PP y presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, se mostrara a favor de fijar objetivos de déficit diferenciados para las comunidades autónomas, sus barones están en pie de guerra. Hasta el punto de que el próximo lunes, día 27, la cúpula del PP almorzará en Madrid con sus presidentes regionales a fin de poner algo de orden. Sobre la mesa: los polémicos objetivos de déficit y el debate sobre un nuevo modelo de financiación autonómica.

El pasado fin de semana el PP celebró en Salamanca una reunión interparlamentaria. Todos los miembros de la dirección del partido que tomaron la palabra fueron muy insistentes en la necesidad de mantener el discurso único que está en el ADN del partido. Pero no tuvieron mucho éxito. Apenas dos días después de que Rajoy clausurara las jornadas el presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, protagonizaba este lunes un acto en Madrid en el que, con contundencia, se opuso al 'déficit a la carta' y abogó porque todas las comunidades autónomas tengan el mismo déficit.

"No cabe cambiar independencia por financiación", aseguró González en clara alusión a una sospecha que comparten otros barones del PP: la de que la disposición de Rajoy a un déficit diferenciado es una concesión a Cataluña. A pocos metros de él, la número dos del PP, María Dolores de Cospedal, y la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, escuchaban atentamente. Era lunes. El sábado Cospedal había advertido de que apoyar a Rajoy "no es negociable".

Junto Madrid, las comunidades de Extremadura, Aragón o La Rioja, también en manos del PP, se oponen a que se fijen objetivos de déficit diferenciados. Creen que es una forma de premiar a quienes no han hecho los deberes y de castigar a quienes siempre cumplen y hacen enormes esfuerzos para ello.

Valcárcel insiste en su reivindicación


Casi a la misma hora que González decidió retar de nuevo al presidente del Gobierno, Ramón Luis Valcárcel, presidente de Murcia, Ramón Luis Valcárcel, se manifestaba en sentido contrario a su compañero de Madrid. Y más cercano, por tanto, a las tesis de Mariano Rajoy. Valcárcel insistió en reivindicar que "se mantengan unos objetivos de déficit diferenciados en función de la realidad objetiva de cada región". Y se jactó de que sea lo que finalmente "se va a hacer", informa Europa Press.

Lo ocurrido este lunes –la sucesión de declaraciones y posturas que chocan en el seno del PP– lleva siendo una constante en la última semana. Da igual que Rajoy saliese a asegurar que no se va a castigar a nadie pero que había que ser "generosos". También da igual que el presidente insinuara que si no hay acuerdo, el Ejecutivo impondrá una postura. Los barones del PP están inquietos porque el de la financiación autonómica es un tema en el que se juegan mucho. Temen que, junto a la crisis económica y a las políticas adoptadas por el Gobierno, su poder se vea amenazado en las próximas elecciones autonómicas. "Es una gota más que puede colmar el malestar ciudadano", resume un dirigente regional.

Cospedal no ve contradicciones

En este contexto, la secretaria general del PP salió este lunes a calmar a aquellos sectores del PP–integrados sobre todo por los más veteranos– molestos con la ruptura de la unidad de discurso. Cospedal, también presidenta de Castilla-La Mancha, sostuvo que "una cosa es que un partido que gobierna en la mayoría de las comunidades autónomas y que gobierna en España y en muchos ayuntamientos tenga un discurso único, básico en toda España y otra cosa es que los presidentes de las comunidades autónomas donde gobierna el Partido Popular no puedan hacer un ejercicio de hablar por sus gobiernos o or los ciudadanos que viven en sus respectivas comunidades autónomas".

A juicio de Cospedal. el Gobierno de España "presentará un proyecto que establecerá unos parámetros equilibrados y justos para todas las comunidades autónomas, que de ninguna marera perjudicarán a aquellos que han cumplido y que actuará de manera responsable, sensata y equilibra con todas las comunidades autónomas".
Más contenidos sobre este tema




Hazte socio de infolibre

Lo más...
 
Opinión