x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Igualdad

El PSOE propone “equiparar” los permisos de paternidad y maternidad

  • Los socialistas incluyen en su documento sobre igualdad, que se debatirá este sábado en Sevilla, la medida de ampliar de 15 días a 16 semanas la baja que pueden cogerse los padres por tener un niño
  • También quieren que sea obligatoria la cuota de mujeres en las cúpulas de las empresas
  • El texto apunta hacia la modificación de la Ley Electoral para imponer las 'listas cremallera', con representación al 50% de cada sexo
  • Se plantea intensificar la lucha contra la violencia de género retocando la legislación y garantizar el derecho de las mujeres a decidir sobre su maternidad

Publicada el 05/06/2013 a las 06:00 Actualizada el 05/06/2013 a las 10:00
Facebook Whatsapp Whatsapp Telegram Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir

Elena Valenciano, Puri Causapié y Ángeles Álvarez con representantes de colectivos de mujeres en la presentación de la plataforma contra la reforma de la Ley del Aborto, el pasado 22 de mayo.

Elena Valenciano, Purificación Causapié y Ángeles Álvarez con representantes de colectivos de mujeres en la presentación de la plataforma contra la reforma de la Ley del Aborto, el pasado 22 de mayo.

INMA MESA
De 15 días a 16 semanas. La primera cifra es el tiempo de permiso de que pueden disfrutar los padres. La segunda es el objetivo al que quieren llegar ahora los socialistas: cuatro meses de baja por paternidad. Lo mismo que las madres. 

Ese salto es una de las medidas incorporadas en el documento Ganar el futuro con igualdad en Europa, el texto coordinado por el exministro Ramón Jáuregui que se someterá a debate este próximo sábado, 8 de junio, en Sevilla. Será en la quinta convención temática organizada por el PSOE en su camino de renovación ideológica, que culminará en la Conferencia Política de octubre. Este foro monográfico de igualdad no estaba previsto en la planificación inicial, pero el convencimiento de que las políticas "neoliberales y ultraconservadores" están poniendo "en grave riesgo" los "avances pendientes" y los logros conquistados. "Aplazar el impulso" de la igualdad "equivale a retroceder, porque no pueden aplazarse los objetivos para una igualdad real y efectiva, sin arriesgarse a retrocesos que costarán décadas volver a recuperar", sostiene el texto, de 68 páginas y colgado desde ayer martes en la web.

Los socialistas se remiten al permiso de paternidad en la parte dedicada a la conciliación de la vida laboral y familiar. El partido propone "revisar toda la normativa" relativa al mercado de trabajo "desde una perspectiva de una efectiva corresponsabilidad de mujeres y hombres en la asunción de las tareas de cuidado". Bajo esa premisa general, plantea primero que se levante la suspensión de la entrada en vigor de la baja de paternidad de un mes. Hay que hacer memoria. La Ley de Igualdad de 2007 ampliaba de dos a 15 días el permiso. Dos años después, en 2009, otra ley socialista extendió la baja a cuatro semanas, pero la entrada en vigor se fijaba para el 1 de enero de 2011. Nada. El Ejecutivo socialista primero, y el del PP después paralizó la aplicación de la norma, por falta de disponibilidad presupuestaria. Como segundo paso, el PSOE pide "incrementar" el permiso de paternidad "con el objetivo de equipararlo progresivamente a la duración del de maternidad", de cuatro semanas. 

También en los comités de empresa

Uno de los flecos que quedó desdibujado de la ley de 2007 fue la incorporación plena de las mujeres a las cúpulas directivas de las empresas. En aquella norma se indicaba que las sociedades mercantiles "procurarán incluir" en sus consejos de administración una presencia "equilibrada" de hombres y mujeres "en un plazo de ocho años". Ahora, el PSOE va un paso más allá: cree que España "debe introducir legalmente la obligatoriedad de las cuotas de representación de las mujeres en los consejos de administración de las empresas y también en los comités de empresa". Los socialistas juzgan asimismo "imprescindible" que cuaje un cambio en la cultura empresarial, para que se eliminen las "desigualdades de género en el acceso a los puestos de dirección y al resto de los puestos de trabajo".

Sobre listas electorales, la ley de 2007 ya introdujo un cambio sustancial: que cada sexo estuviera representado en al menos un 40% en el conjunto de la lista y en los tramos de cinco candidatos. En el texto se dice que se debe "dar un paso más para reforzar el principio de igualdad", garantizándolo "en todos los procesos electorales", lo que apunta, sin decirlo expresamente, a que el PSOE piensa en hacer obligatorias las listas cremallera, con un 50% de cada sexo y alternando hombre-mujer. Fuentes oficiales del partido señalaron que aún se está acabando de "cerrar" esta propuesta.

Un apartado medular del texto es la intensificación de la lucha contra la violencia de género. Sin embargo, la mayor concreción no está en este documento, sino en la proposición de ley orgánica específica que el Grupo Socialista registra esta semana en el Congreso y que busca reforzar la protección de los menores a través de modificaciones de varias leyes (Código Civil, Enjuiciamiento Criminal, Código Penal...). Entre otras cuestiones, la iniciativa parlamentaria pide que los jueces puedan suspender la guardia y custodia y el régimen de visitas de los hijos a los padres imputados o incursos en procedimientos penales por violencia de género. También se prevé que se pueda adoptar esa suspensión cautelar si se aprecian indicios suficientes de que se pueda estar ante un caso de violencia machista en procesos de separación, nulidad o divorcio. Y se propone, como explicaba ayer en el Congreso la portavoz, Soraya Rodríguez, que el juez tenga conocimiento del quebrantamiento de las condenas de los maltratadores" y se proteja de manera "efectiva" a las mujeres que solicitan ayuda a los poderes públicos. 

Eliminar la desigualdad salarial

Ferraz no podía olvidar, lógicamente, la "contrarreforma" de la Ley del Aborto prevista por el Gobierno, una "vulneración de los derechos fundamentales de las mujeres a la vida, la libertad, la salud y la dinidad". El PSOE reitera que se opondrá "a cualquier modificación" que suponga volver a situar la interrupción voluntaria del embarazo "en el limbo de la inseguridad jurídica y física". Además de "combatir" cualquier paso atrás, los socialistas piden que se desarrolle la Ley de Plazos de 2010 para "garantizar el derecho a decidir" de las mujeres, para blindarlo. 

El documento comprende muchas más medidas, algunas de ellas todavía difusas y genéricas en este primer borrador inicial. Las más significativas son las siguientes:

  • Puesta en marcha de un plan "urgente" de igualdad, que contemple la "recuperación de políticas activas de empleo específicas para mujeres", "constante evaluación" de los planes de igualdad de género en las empresas y la "incentivación de la actividad empresarial" por las mujeres, facilitando su acceso al crédito. 
  • Generar "demanda de mujeres" científicas, ingenieras y tecnólogas. 
  • Desplegar un plan especial para borrar la desigualdad salarial de hombres y mujeres. Un dato que recoge el PSOE en su informe: el sueldo de ellas es un 22,5% inferior al de sus compañeros, según la Encuesta Anual de Estructura Salarial de 2010
  • "Universalizar" la educación de 0 a 3 años
  • Respetar los "derechos de conciliación" que ejerzan los trabajadores. Los socialistas recuerdan que la reforma laboral dinamita en la práctica la conciliación al permitir al empresario la modificación sustancial de las condiciones de trabajo, muchas veces unilateralmente. 
  • Desarrollar el Estado del bienestar con servicios de atención a los dependientes. Una red de servicios que, para el PSOE, debe "garantizar los tiempos suficientes" de atención para permitir la "conciliación a las familias". Asimismo, se propone un "marco de relaciones familiares que favorezca el reparto equilibrado del trabajo" y se trabaje la "corresponsabilidad" de hombres y mujeres en las tareas de cuidado. 
  • Defender el acuerdo entre los cónyuges como el "mejor mecanismo para el establecimiento de regímenes de custodia compartida". 
  • Implementar un plan de ayuda a las familias monoparentales sin recursos mediante la garantía de un ingreso mínimo, una renta básica
  • Revisar el sistema fiscal "desde una perspectiva de género", para cazar cualquier incentivo que genere discriminación. También se pide "mejorar la progresividad" de las desgravaciones por hijos. 
  • Incorporar los derechos de las mujeres y la "promoción de la igualdad entre mujeres y hombres en el marco de las prioridades de las relaciones internacionales tanto bilaterales como multilaterales". 
  • Garantizar a todas las mujeres la atención ginecológica y la prevención del cáncer de mama. El PSOE pide incorporar a la cartera de servicios comunes del Sistema Nacional de Salud los "anticonceptivos de última generación", hoy excluidos. 
  • Recuperación de la asignatura de Educación para la Ciudadanía, suprimida por el Gobierno de Mariano Rajoy. 
  • Supresión de los conciertos para los centros con educación segregada por sexos, que el Ejecutivo quiere prorrogar con su ley Wert
  • ¿Y prostitución? Los socialistas no entran de lleno en el debate. Lo que sugieren en su texto es "no eludir la reflexión sobre la conexión entre la demanda de la prostitución y la trata de personas" con fines de explotación sexual. Señalan que las condiciones para que las mujeres se vean "abocadas" a ejercer de meretrices son la desigualdad de sexos, la pobreza, la migración, el racismo y el "colapso de la estabilidad económica". 
Sevilla copará el debate central. Pero como ocurrió en los foros anteriores –Europa en febrero, economía en marzo, fiscalidad en abril y democracia en mayo–, todavía se introducirán modificaciones para el Comité Federal de julio y en la propia Conferencia Política de octubre. Igualdad es un tema menos polémico, pero sí capital para el PSOE, pese al enorme tropezón que supuso el caso Ponferrada. Ya lo volvió a repetir el pasado lunes Elena Valenciano, la vicesecretaria general, para advertir del momento trascendental en que se encuentran las mujeres: "En el camino de la igualdad cuando uno deja de pedalear lo que sucede es que retrocede con muchísima velocidad".


Más contenidos sobre este tema




Hazte socio de infolibre

 
Opinión