x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Violencia machista

Una de cada cuatro mujeres continúa una relación pese a sufrir violencia de género

  • El 12,5% de las mujeres españolas mayores de 16 años ha sufrido violencia de género alguna vez en su vida y el 2,7% lo ha padecido en el último año
  • Entre las jóvenes, la tasa sube: el 25,4% de las mujeres ha padecido violencia de género, frente al 21,9% que afirma haber sufrido violencia emocional y el 10,8% que identifica violencia económica

Publicada el 30/03/2015 a las 14:48 Actualizada el 30/03/2015 a las 19:23

Una de cada cuatro mujeres españolas –23,8%– no finalizan su relación pese a sufrir violencia de género. Por contra, el 67,4% sí pone "conscientemente" fin a la relación por esta causa, mientras que el 3,45% falleció. El resto, no sabe o no contesta. Estos son algunos de los datos que refleja la macroencuesta que el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad ha encargado al Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS).

El estudio, presentado este lunes por el ministro, Alfonso Alonso, y la delegada del Gobierno para la Violencia de Género, Blanca Hernández, parte de una muestra de 10.171 mujeres –2.000 entrevistas más que en la anterior macroencuesta de 2011– de 16 o más años que han sido preguntadas por aspectos concretos de la violencia dentro y también fuera de la pareja.

Para la realización de las entrevistas, destaca el Ministerio, se ha formado a las encuestadoras, ya que "su actitud es fundamental para lograr que las mujeres cuenten la violencia que sufren". Así, señalan, "no se pregunta a las mujeres directamente si se sienten maltratadas, sino que se les pregunta por actos concretos y muy bien definidos de cinco tipos de violencia". Estos son: física, sexual, psicológica de control, psicológica emocional y económica.

De esta encuesta trasciende, por ejemplo, el 12,5% de las mujeres mayores de 16 años ha sufrido violencia física o sexual por parte de su pareja o expareja –casi 10 puntos por debajo de la media de la Unión Europea, 22%– a lo largo de toda su vida, mientras que un 2,7% la sufrió en el último año, frente al 4% de la media de la UE.

Por otro lado, el 25,4% de las mujeres declara haberse sentido controlada por su pareja o expareja en algún momento, 10 puntos por debajo de la media de la UE. En cuanto a la violencia emocional –es decir, insultos, amenazas y vejaciones, principalmente–, el estudio revela que el 21,9% de la ha sufrido; también a 10 puntos de distancia respecto a Europa.

En el apartado en el que menor distancia se muestra respecto a la media de la UE –aunque se sigue estando 1,2 puntos por debajo– es en la violencia económica. Este aspecto de la violencia de género recoge situaciones como que la pareja se niegue a colaborar económicamente en los gastos del hogar –y tenga dinero para otras cosas–, impida tomar decisiones en la economía familiar o dejar a la mujer que trabaje o estudie fuera del hogar. Un 10,8% de las mujeres españolas mayores de 16 años asegura haber sufrido este tipo de violencia de género.

Otro dato destacado que revela la macroencuesta es que el 13% de las mujeres tiene miedo –o ha tenido– de alguna su pareja actual o alguna de sus anteriores.

La cifra implica un aumento frente al 10,9% que declaró haber padecido violencia machista en 2011. No obstante, aquella encuesta preguntaba por los últimos 10 años y solo sondeaba a mayores de edad, mientras la actual ha preguntado a menores de 16 y 17 años abordando la violencia en toda una vida. De hecho, entre las jóvenes, la tasa sube: el 25,4% de las mujeres ha padecido violencia de género.
Más contenidos sobre este tema




1 Comentarios
  • Copito Copito 31/03/15 12:55

    El problema de porque vuelven con sus parejas, es más que un problema económico,es  un trastorno psicológico de dependencia con el maltratador, de falta de autoestima y de una educación muy machista mantenida por muchos hombres y por muchas mujeres, desde que se es niño. Afortunadamente hemos evolucionado mucho en este país, pero aún queda mucho por hacer y por prevenir bien.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

Lo más...
 
Opinión