x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Educación

50 millones de niños no tienen acceso a la educación en el mundo

  • Profuturo se marca como objetivo "aprovechar la tecnología para cerrar la brecha de la educación"
  • "La revolución tecnológica va a ser más importante que la revolución industrial", declara César Alierta

infoLibre
Publicada el 19/09/2016 a las 13:07 Actualizada el 20/09/2016 a las 13:31
Dos niños entre los escombros de una ciudad siria.

Dos niños entre los escombros de una ciudad siria.

Europa Press
El presidente de Fundación Telefónica afirmó ayer, ante 400 líderes religiosos de todo el mundo, que "la tecnología tiene el potencial para reducir la desigualdad y mejorar las condiciones de vida de más de 50 millones de niños en el mundo que no tienen acceso a ningún tipo de educación y que se la merecen". "La educación es la clave para el progreso de la sociedad, el instrumento más poderoso para reducir la desigualdad", afirmó Alierta.

Estas palabras fueron el preludio de la presentación, a nivel global, de ProFuturo, el gran proyecto de educación digital auspiciado por Fundación Telefónica y Fundación Bancaria La Caixa, en el encuentro interreligioso Sed de paz: religiones y culturas en diálogo en la ciudad de Asís (Italia). Según expuso Alierta, "la revolución digital que estamos viviendo va a ser más importante que la revolución industrial, ya que nunca antes una generación ha experimentado el cambio de nivel que estamos presenciando".

El presidente de Fundación Telefónica recordó que gracias al esfuerzo de estos últimos años "a finales de 2015, ya conseguimos llevar la educación a 2 millones de niños y niñas en zonas de América Latina y África", y recalcó que el reto de ProFuturo es "llegar a educar al menos a 10 millones de niños y niñas en situación de riesgo en sólo 5 años".

César Alierta recordó ante los 3.000 asistentes, 400 de ellos líderes mundiales de todas las religiones, cómo pudo comprobar durante los años que fue presidente de Telefónica "el enorme impacto que tiene la educación en la vida de la gente". "La educación tiene el poder de transformar, de marcar la diferencia", subrayó.

"Hoy en día, –aseguró– es posible ofrecer a todos los niños la misma experiencia en educación. El objetivo de ProFuturo es aprovechar la tecnología para cerrar la brecha de la educación". ProFuturo seguirá aumentando su alcance geográfico y pondrá especial atención en los refugiados.

El presidente de Fundación Telefónica e impulsor de ProFuturo junto a la mano de Fundación Bancaria la Caixa y su presidente, Isidro Fainé, recordó que este es un programa abierto a terceros. "Necesitamos el apoyo de más colaboradores en todo el mundo, por eso estamos hoy presentando esta iniciativa, abierta a quien quiera unirse a ella, sea cual sea su convicción religiosa", apeló.

"Estamos convencidos de que tenemos una oportunidad única para valernos de la tecnología y acelerar el desarrollo y el bienestar social a través de la educación digital", concluyó Alierta.
Más contenidos sobre este tema




Lo más...
 
Opinión