x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
CAM (Caja de Ahorros del Mediterráneo)

Condenados a entre dos y cuatro años de cárcel cuatro exdirectivos de la CAM por falsedad contable y de información

  • La Audiencia Nacional los condena por los delitos de falsedad contable y falsedad en la información

Publicada el 17/10/2017 a las 11:24 Actualizada el 17/10/2017 a las 14:02
Roberto López Abad, exdirector general de la CAM.

Roberto López Abad, exdirector general de la CAM.

EFE
La Sección Cuarta de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional ha condenado a penas que van de los dos años y nueve meses y los cuatro años de cárcel a cuatro exdirectivos de la Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM), entre ellos los los exdirectores generales Roberto López Abad y María Dolores Amorós, por falsear presuntamente las cuentas relativas a los ejercicios 2010 y 2011.

La sentencia de la Audiencia Nacional los condena por los delitos societarios de falsedad contable y falsedad en la información a los inversores por contribuir estos directivos a "vulnerar el principio de imagen fiel de la CAM en momentos de grave crisis económica y financiera".
Más contenidos sobre este tema




6 Comentarios
  • librepensador librepensador 18/10/17 01:24

    Es absolutamente impresentable esta sentencia. Un ejemplo del doble rasero de la Justicia, que deja muy a las claras para quien trabajan los jueces. La información no lo cuenta, pero al parecer la Audiencia Nacional los exonera de responsabilidad alguna en al pésima gestión de la caja, que supuso una inyección de cinco mil millones de dinero público (irrecuperable), además de mantenerles las millonarias indemnizaciones que se autoadjudicaron antes del rescate. Esto sólo pasa en España. Qué país de mierda!

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    3

    • La mosca La mosca 18/10/17 10:06

      Amigo Librepensador, nuestro querido digital adolece con frecuencia de graves carencias, yo lo señalo con o sin acierto, que no lo sé, siempre que lo detecto, en mis comentarios. A veces pienso si no me he equivocado al suscribirme, sobre todo por sesgo de algunas columnas y porque otras inanes permanecen en portada por meses mientras algunas molestas con instituciones y gente poderosa, iglesia, etc... pueden desaparecer como un rayo sin dejar ni rastro de como encontrarlas. Y ahora, además, me falta el señor Monzón, mi columnista de referencia o al menos una explicación oficial de porqué no publica ¿Quizá los tiempos que corren no son propicios para publicar lo que piensa?

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      1

  • gallego6 gallego6 17/10/17 20:05

    Están los jueces por el distrito de Justicia de Madrid gritando : Barato, barato, vendo barato.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • gallego6 gallego6 17/10/17 20:05

    Están los jueces por el distrito de Justicia de Madrid gritando : Barato, barato, vendo barato.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • La mosca La mosca 17/10/17 14:10

    ¿Y ya está? ¿Cuando un tribunal dicta sentencia contra estos delincuentes tiene en cuenta el daño social y el dinero contante que nos está costando a los ciudadanos las fechorías de estos pájaros? Claro está que rebaja mucho la pena cometer delitos con maletín, corbata y traje Armani. Lo vemos a diario, se guardan las penas máximas para la mujer que utiliza una tarjeta robada para dar de comer a sus hijos. Lo dicho ley y justicia, dos cosas divergentes.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    3

  • senenoa senenoa 17/10/17 12:30

    Entre dos y cuatro años de cárcel... está claro que tenemos una legislación hecha a la medida de los corruptos. Maldito país.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    6

Lo más...
 
Opinión