x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




Caso Gürtel

La Audiencia certifica que el PP valenciano recibió "sobornos en diferido" de contratistas públicos

  • Correa, condenando a cinco años y 3 meses; Crespo, a cinco años, y Álvaro Pérez, a seis años y 9 meses
  • El fallo impone a Ricardo Costa una pena de 4 años de cárcel y absuelve al exvicepresidente Vicente Rambla

Publicada el 11/06/2018 a las 12:28 Actualizada el 11/06/2018 a las 21:32
Facebook Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios

Ricardo Costa

Ricardo Costa, ex secretario general del PP de la Comunitat Valenciana.

El Juzgado Central de lo Penal de la Audiencia Nacional ha impuesto penas que van desde los cuatro meses de cárcel a los seis años y 9 meses para 18 de los 20 acusados en el juicio de la rama valenciana del caso Gürtel, al considerar acreditada su participación en la financiación ilegal de las campañas electorales del PP de la Comunidad Valenciana (PPCV) en las elecciones municipales y autonómicas de 2007 y en las generales del 2008. La sentencia destaca que el hecho de que distintos empresarios que eran grandes contratistas de la Generalitat financiaran gastos electorales del PP es una especie de "soborno en diferido". 

El juez José María Vázquez Honrubia argumenta así esa afirmación: "Pagan hoy campañas electorales y mantienen u obtienen mañana contratos administrativos". Esos empresarios –agrega la resolución– se colocaban en una posición "de privilegio por no decir monopolística". En este caso, una condena penal al PP habría sido imposible dado que el Código Penal no preveía en el momento de los hechos la opción de que un partido fuese procesado. Tampoco ha sido declarado beneficiario económico ni responsable civil directo o subsidiario porque ninguna de las acusaciones lo solicitó. Según la Fiscalía, la naturaleza de los delitos enjuiciados imposibilitaba asignar responsabilidades de índole civil al PP.

Según el magistrado, las declaraciones de los acusados, junto con los informes y documentos que obran en la causa, permiten establecer “que el PPCV financió sus campañas electorales de los años contemplados de manera tan absolutamente irregular que fue delictiva”.

La sentencia del magistrado Vázquez Honrubia ve la luz apenas tres semanas después de la derivada de la pieza troncal del caso, cuyo contenido desencadenó la moción de censura que derribó al Gobierno de Mariano Rajoy. Esa primera sentencia no solo considera al PP beneficiario económico de la trama sino que certifica la existencia de la caja B, cuestiona la credibilidad del testimonio prestado por Rajoy y describe un "sistema de corrupción institucional".

En la sentencia, relativa a las piezas separadas de Valencia 1, 2 y 6 del caso Gürtel, se condena a los a acusados por delitos electorales, falsedad documental continuada y contra la hacienda pública. El fallo detalla las penas y los delitos a los que son condenados los acusados.

La pena impuesta al líder de la trama, Francisco Correa, es de cinco años y 3 meses, a su mano derecha, Pablo Crespo, de cinco años de cárcel, y a Álvaro Pérez, de sis años y 9 meses. A todos ellos, en determinados delitos, se les aplica la atenuante de confesión o colaboración activa y a Correa, además, la de reparación del daño por haber permitido la repatriación de más de dos millones de euros que tenía en una cuenta en Suiza. También dentro del denominado Grupo Correa, a Cándido Herrero se le impone la pena de 5 años y 1 mes de cárcel y 3 años al asesor financiero Ramón Blanco Balín.

Entre la antigua cúpula del PPCV en la época de los hechos, la Audiencia condena al exsecretario general Ricardo Costa a 4 años de cárcel al aplicar el juez las atenuantes de colaboración activa o confesión. La exgerente Cristina Ibañez resulta condenada a 3 años y 4 meses; el exvicesecretario de la formación David Serra, a 3 años y 8 meses, y la extesorera Yolanda García, a 4 meses. Por contra, el Juzgado Central de lo Penal absuelve al exvicepresidente de la Comunidad Valenciana Vicente Rambla.

La sentencia impone penas de cárcel que llegan hasta 1 año y 9 meses de cárcel a los nueve empresarios que reconocieron los hechos: Antonio y Alejandro Pons, de Piaf SL; Enrique Gimeno, de Facsa y Aguas de Castellón; Rafael y Tomas Berna, de Grupo Vallalba, CHM Obras e Infrestructuras SA y Padelsa Infrestructuras SA (Pavimentos del Sureste SA); Gabriel Alberto Batalla, de Luis Batalla SA y Lubasa Desarrollos Inmobiliarios SL; Enrique Ortiz y José Beviá del Grupo Ortiz e Hijos, y Vicente Cotino, de Sedesa Obras y Servicios S.A.

El Juzgado sustituye dichas penas por multas, que llegan hasta los 154.500 euros, al aplicarles a todos ellos también la circunstancia atenuante de colaboración activa y haber ingresado ya las cuantías reclamadas para garantizar las responsabilidades pecuniarias derivadas de los hechos. Las cantidades ingresadas/avaladas por estos condenados ascienden en total a 1.057.101 euros. Uno de los empresarios, José Enrique Fresquet, resulta absuelto al haberse retirado la acusación.

Los hechos probados de la sentencia se remontan a los años 2003-2005, cuando los acusados que integraban el llamado “Grupo Correa” diversificaron su actividad con nuevas sedes en Madrid y Valencia. La expansión del negocio del grupo en Valencia, según relata la sentencia, “ tenía como finalidad aprovechar las posibilidades de negocio mediante el acceso a determinadas personas que desarrollaban su actividad política en el ámbito de aquella comunidad, con el objetivo de conseguir una posición ventajosa en la convocatoria y adjudicación de contratos relativos a eventos que pudieran ser organizados por el propio partido político, por órganos de la Administración autonómica valenciana y por entidades públicas dependientes de la misma”. La sentencia distingue a los acusados en tres grupos: los que forman el denominado “Grupo Correa”, los integrantes del llamado “grupo político” y, por último, el grupo de los nueve empresarios.

La sentencia explica que “con el propósito de obtener mayor despliegue en el proceso electoral, tanto en las elecciones de 2007 como en las de 2008, los acusados integrados en el PPCV, cada uno con distintas funciones, contrataron a la mercantil Orange Market SL servicios que abonaron de modo irregular, en parte en efectivo y en parte a través de terceros”.

Para organizar las campañas de 2007 y 2008 el Partido Popular de la Comunidad Valenciana contrató a la mercantil del Grupo Correa, llamada Orange Market SL. Para desarrollar el plan de campaña, los acusados no tuvieron en cuenta la cuantía máxima admitida de gasto electoral prevista por la ley y recurrieron a empresarios, infringiendo la genérica prohibición legal de abono de los gastos de los partidos políticos por terceras personas: “quienes abonaron a Orange Market SL parte de esos servicios eran grupos empresariales que por tener contrato con las Administraciones Públicas no podían hacer donaciones al Partido Popular. Por ese motivo, los pagos que hicieron a Orange Market SL. de la deuda con dicha sociedad que tenía el partido político por su trabajo en Valencia, se materializaron como pagos por supuestos servicios que había prestado Orange Market SL a aquellas, pero que realmente no se había producido”.

La sentencia cifra en 175.000 euros la única cuantía declarada por la sociedad Orange Market SL y por el PPCV por la organización de actos con motivo de los procesos electorales de 2007 y 2008, “sin embargo- señala el juez- fue muy superior el servicio que encargó y recibió de Orange Market SL”.

Dos millones de financiación opaca y paralela

La resolución judicial cuantifica en más de dos millones la financiación opaca y paralela de que se valió el PP valenciano en las elecciones de 2007 y 2008. En concreto, la sentencia cifra en 1.155.231 euros el dinero que no fue objeto de facturación y contabilización en relación con los actos ejecutados para las elecciones autonómicas de 2007, así como 78.878 euros por las autonómicas de ese año. Con motivo de las elecciones de 2008, el juez cifra en 801.810 euros por los servicios prestados por Orange Market SL y que tampoco fueron objeto de facturación y contabilización.

La sentencia detalla las actuaciones de los empresarios condenados que, en connivencia con los acusados vinculados al PPCV y a los responsables de Orange Market, financiaron una parte del gasto comprometido por los cargos políticos acusados. Asumieron el pago que dicha formación política debía a la mercantil, haciéndolos aparecer como si fueran servicios prestados por Orange. Esta mercantil les facilitaba facturas correspondientes a supuestos servicios que en realidad no habían sido prestados.

Además del papel de los cargos políticos, empresarios y responsables del Grupo Correa, la sentencia describe la función ejercida por los asesores fiscales José Ramón Blanco Balín y Cándido Herrero en la confección de las facturas, así como en las declaraciones ante la Agencia Tributaria que fueron confeccionadas en el despacho de Blanco Balín. El sistema diseñado para los pagos era a través de facturas correctas, otras facturas eran falsas y también con pagos en “B”.

La sentencia ha tenido en cuenta para rebajar las penas a los nueve empresarios acusados que antes del juicio reconocieron y consignaron las cuantías reclamadas para garantizar las responsabilidades pecuniarias. Por las mismas razones se aplica también atenuante a Francisco Correa que en su caso, además, depositó 2.060 748 euros, el importe en el que se cuantificaba lo que Orange Market había defraudado a Hacienda.

El juez se ha basado en las declaraciones autoincriminatorias realizadas durante el juicio no solo por Francisco Correa, sino también por Pablo Crespo, Álvaro Pérez y Ricardo Costa que, aunque tardía, según el juez, “acaba de completar el mosaico del entramado formado por el PPCV para financiar sus elecciones en la Comunidad Valenciana”.

El juez también se ha basado en los informes de la UDEF, de importancia capital para definir los hechos y que han sido elaborados por funcionarios que han desarrollado, según el magistrado, una labor de una minuciosidad y laboriosidad de extraordinario mérito ya que “la UDEF ha tenido la singular perseverancia, de especial mérito, dada su complejidad de cruzar y recruzar las mismas para obtener un tan sólido basamento probatorio que ahorraría mayores consideraciones”.

En la misma línea, el magistrado destaca la “alta consideración” que se merece la labor desarrollada por la AEAT en el presente caso visto los informes periciales y vistos y oídos los peritos en juicio, cuyo informe definitivo, según el juez, es bastante para fundamentar la condena por los delitos fiscales.

Tanto en el caso de Costa como el de Correa, el juez reconoce que sus confesiones han sido tardías y provocadas por las de los empresarios. Pero no por ello dejan de ser relevantes para confirmar los indicios que existían y para orientar y coadyuvar en   otros procedimientos aún pendientes en relación con el caso Gürtel. El juez concluye que procede aplicarles también atenuantes a la pena en tanto que puede ser ejemplarizante “que se conozca que la colaboración activa con la Administración de Justicia, veraz y relevante, puede suponer para todos los implicados o que puedan estarlo en casos análogos de corrupción, en términos generales, sobornos, una disminución de la pena si efectiva y realmente cooperan para restaurar el orden jurídico violentado. En definitiva, que la minoración de la pena sirva de acicate o estímulo a colaborar”.

El juez explica que el delito electoral que se debe aplicar porque estaba vigente cuando ocurrieron los hechos es el del artículo 149 de la Ley Orgánica del Régimen Electoral (Loreg), que establece la prisión menor y multa y no el artículo 304 bis introducido en 2015 porque impone penas más elevadas y por tanto no puede aplicarse con carácter retroactivo.

Así, el artículo que se aplica es un delito de mera actividad que no exige resultado alguno, se considera como un delito de riesgo y si como en todos estos delitos se adelanta la barrera de protección jurídica, sin necesidad de resultado, “parece evidente que el bien jurídico protegido es de forma inmediata tratar de mantener la pureza de los procesos electorales, en definitiva, el “juego limpio” electoral”.

El peligro del dopaje electoral

Además del objetivo inmediato de  garantizar que los contendientes electorales dispongan exclusivamente de los medios legales para sus citas electorales, la sentencia añade otro objetivo mediato que es el de prevenir un riesgo abstracto,  “ preservar la neutralidad y objetividad del Estado en el que se incluyen la administración local y autonómica frente a supuestos como en el presente caso en que dicha neutralidad y objetividad de las administraciones se ve seriamente cuestionada cuando los financiadores de la campaña electoral son, exacta y precisamente, adjudicatarios y/o concesionarios de obras, servicios o suministros contratados por la Administración cuyos representantes políticos han sido elegidos apoyándose en una campaña financiada ilegalmente”.

Se trata en definitiva -sostiene el juez- de un delito de riesgo, un peligro futuro pues “en síntesis se podría hablar de un soborno en diferido: ciertos empresarios pagan hoy campañas electorales y mantienen u obtienen mañana contratos administrativos”.

El juez concluye que afecta a los intereses generales que los financiadores sean o vayan a ser adjudicatarios de obras o servicios públicos y empaña de una manera “absoluta” la repetida neutralidad y objetividad.
Además de los intereses generales el juez destaca los intereses concretos que también están en juego y que son los de los empresarios que no participan en la financiación irregular, “pues es fácilmente inducible que tendrán enormes dificultades cuando no serán inmediatamente excluidos para ser adjudicatarios de obras o servicios de una administración cuyos ocupantes sean de un partido al que no han querido financiar”.

La responsabilidad de los empresarios que aportaban fondos al PP es según el juez la clave del asunto pues además de la financiación ilegal al partido se colocaban en situación privilegiada, ventajosa, “por no decir monopolística” para mantenerse como contratistas de la administración regional.

Respecto a la responsabilidad de los políticos, la sentencia sitúa a Costa según doctrina del TS, como “el hombre que está atrás” en tanto que tuvo el dominio funcional del hecho delictivo respecto a la financiación ilegal de las sucesivas contiendas electorales. El juez reconoce como cierto que respecto a los políticos “ni se acredita indiciariamente ni se contempla ni se acusa de ninguna clase de enriquecimiento personal” sus actos, según el magistrado se cometieron “por pura ambición política de alcanzar y permanecer en el Poder”.
Respecto a las imputaciones realizadas por otros acusados a Víctor Campos y Francisco Camps, el juez recuerda que comparecieron como testigos aunque su declaración fue totalmente infructuosa porque en relación con los hechos “nada saben, nada recuerdan, nada reconocen” y que aun considerando que han sido designados como artífices del mecanismo defraudatorio, tienen derecho a no declarar contra sí mismos y a no declararse culpables.

En el caso de Vicente Rambla resulta absuelto porque no hay prueba directa, ni indiciaria de calidad y cantidad bastante que permita concluir que sea autor de los delitos imputados, “Es posible que haya cometido los delitos pero existe la probabilidad razonable de que no lo hiciera”.

 
Más contenidos sobre este tema




Hazte socio de infolibre

15 Comentarios
  • Jooheras Jooheras 12/06/18 00:51

    Sobornos en diferido? En serio? Jamás pensé que mis ojos verían un puntazo así. Solo puedo decir del juez, "puto amo", es un jefazo

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • pep48 pep48 11/06/18 22:32

    Un  partido que ha actuado como una organización criminal, eso no se ha visto nunca en ningún país con Estado democrático, claro, el partido que nos gobernaba no era democrático, este era el problema.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    3

  • POZO POZO 11/06/18 18:44

    Nueva demostración de la calaña que hemos tenido en el Gobierno. "Rajoja", el promotor y ahora encubridor de toda la trama, "El Arenitas", "La caspedal", "El Ansar", "El chorras", "El ojosverdes", todos participaron y cobraron de la caja B , sobres y no sobres. Todos, siguen ahí, encubriendo el flagrante delito sin que nadie lo remedie.

    "El Campos", "El Mala mata", "El Canalillo", "La ezpe"....eran solo los capos regionales que se corrompían y escondían los dineros en paraísos fiscales y aún hoy, siguen encubriendo los delitos a pesar de que todos sabemos que era imposible que no los conociesen.

    Los cientos de millones de euros defraudados a través de los concursos públicos amañados y el fraude electoral ya no lo podremos recuperar. Nos hemos comido el marronazo gracias a ese electorado fiel al partido popular, que en contra de lo que se comenta, también encubren la trapaza y votan, sin importarles, a los mismos
    delincuentes. Son igual o peor, defienden con cinísmo infinito.

    Tampoco la Iglesia del "Dios Macho" hace el mas mínimo comentario de todo lo acaecido y de los constantes quebrantos del 7 º mandamiento. Cambian cromos con el PP y sus jueces. Nosotros no decimos ni pío de toda esta estafa y vosotros nos perdonais los pecadillos de pederastia y sempiterna lascivia. El Dios Macho os absuelve, aquí no hubo pecado.

    Turbio panorama que empeorará con las nuevas sentencias. Cuanta cobardía de Rajoja de ver como sus ayer miembros de la banda hoy entran en prisión con largas penas. El se fuma un puro.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    9

  • Ambón Ambón 11/06/18 18:40

    Srs. dirigentes del PP ¿Y ahora qué?, entiendo que es duro perder el pesebre, pero si estás comiendo pienso robado y quieres seguir diciendo que eres honrado algo se debería hacer, denunciarlo, dimitir, pedir perdón, porque lo de devolver la pasta, es difícil ya se la gastó el bigotes en trajes y caviar.

    Srs. militantes del PP ¿Y ahora qué?, Estoy seguro que entre los miles de militantes del PP hay gente honrada, pero ¿Es compatible seguir siendo honrado y pertenecer a una institución organizada para delinquir como afirman las sentencias? Quienes sigan en el saco de mierda que no se quejen si decimos que huelen mal.

    Srs. votantes del PP. ¿Y ahora qué? ¿Alguno de ustedes elegiría a un ladrón para presidente de su comunidad de vecinos? A menos que también trinquen, no conozco a nadie que hiciera eso. No les pido que renuncien a sus ideas, pero si entre sus ideas está la de un gobierno honrado, busquen ustedes en otro lado.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    18

    • micanuto micanuto 11/06/18 20:07

      Seguro que hay votantes del PP honrado, pero ¿cuantos hay: honrados e inteligentes o honrados y valientes o inteligentes y valientes o honrados y valientes e inteligentes?.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      4

  • losdel38 losdel38 11/06/18 17:45

    ... Y a los Sres. del Juzgado Central de lo Penal de la Audiencia Nacional hay que decirle....Ya es hora de que empezaran a trabajar .

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    8

  • Helio Helio 11/06/18 17:23

    Creo que hay que enviarle con urgencia esta sentencia al presidente del Parlamento de Galicia. Por aquello de la mordaza y tal.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    7

  • luzin luzin 11/06/18 14:41

    ¿Y los empresarios que han robado a degüello sólo con mínimas penas económicas?

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 3 Respuestas

    0

    16

    • Helio Helio 11/06/18 18:34

      De los empresarios no se acuerda nadie, pero para que alguien se venda tiene que haber un comprador. Si hubiesen imputado a todos los que aparecen en los Papeles de Bárcenas, podría desinfectarse el país, aunque el palco del Bernabéu se quedaría vacío. Pero eso no va a pasar, son los que mandan.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      9

    • charopa69 charopa69 11/06/18 16:25

      ¿Y los jefes de filas?

      Ninguno se enteraba de cómo financiaban las campañas electorales

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      8

    • Stín Stín 11/06/18 14:48

      Hombre, hay que ser condescendientes: ¿cómo se PPuede decir eso desPPués de... toooodos los PPuestos de trabajo que han creado?.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      13

  • Veletri Veletri 11/06/18 14:08

    De esa manera han ido ganando las elecciones: dopándose en las campañas electorales y gracias a su control de la inmensa mayoría de medios de comunicación, que en España se han convertido en auténticos medios de desinformación masiva e intoxicación. Y lo peor es que todavía disponen de millones de votantes zombies dispuestos a respaldarles pase lo que pase.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    14

  • Domingo Sanz Domingo Sanz 11/06/18 13:54

    Probada la financiación ilegal del PP y, por tanto, la alteración de los resultados en sucesivas elecciones, procede que los gobiernos actuales reclamen al PP la devolución de las subvenciones electorales recibidas injustamente y, de no devolver ese dinero, además de reclamarlo judicialmente, retener los pagos de las subvenciones de futuras elecciones, tal como se está haciendo en Mallorca.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    26

    • luzin luzin 11/06/18 14:40

      Todo sería más fácil si se eliminan las subvenciones a todos los partidos políticos, sindicatos, empresarios, iglesia, ... y si el gasto en cada campaña electoral este limitado y absolutamente controlado

      Responder

      Denunciar comentario

      13

      9

  • Stín Stín 11/06/18 13:13

    No les imPPorta ni afecta en lo más mínimo y lo asumen. Se organizaron en el franquismo, continuaron, siguen y se mantendrán siemPPre en el único objetivo que justifica su existencia: el robo y el exPPolio (PPor cualquier PProcedimiento) del dinero y patrimonio públicos que construyen y constituye el bienestar de la mayoría del pueblo honesto y trabajador.
    Y si no... PPensad en el PPrecio que le hicieron PPagar al Juez Garzón PPara vergüenza del PPoder Judicial y de este país.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    22

 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.