x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




Educación

Los alumnos de entornos difíciles se concentran en la educación pública

  • Sólo un 8% de los alumnos de la privada y concertada viene de las zonas menos favorecidas, proporción que alcanza un tercio en la pública 
  • La Fundación BBVA y el Instituto Valenciano de Investigaciones Económicas indican que la composición social de las comunidades autonómicas influye decisivamente en los resultados en PISA 
  • El informe destaca el papel equilibrador de los sistemas educativos de Castilla y León, Navarra, Galicia, Aragón y la Comunidad Valenciana

Publicada el 26/06/2019 a las 20:16 Actualizada el 26/06/2019 a las 20:45
Facebook Whatsapp Whatsapp Telegram Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios

Imagen de niños en un aula.

Imagen de archivo de niños en un aula.

EUROPA PRESS
¿Cómo se reparte el alumnado que proviene de entornos socioeconómicos menos favorables? La respuesta la da un informe de la Fundación BBVA y el Instituto Valenciano de Investigaciones Económicas (IVIE), que señala que dicho reparto es “muy variable en las comunidades autónomas españolas” y que, dentro de ellas,“también hay gran diferencia entre los centros públicos y los privados”. La enseñanza privada, contando la privada y la concertada –privada financiada con fondos públicos–, atiende mayoritariamente a alumnos que cuentan con entornos socioeconómicos más favorables (el 65% de su alumnado) y participa poco en la formación de los alumnos cuyos entornos son desfavorables para la educación (8%). En cambio, esta última tipología de alumnos representa un tercio del alumnado de los centros públicos, porcentaje que alcanza el 50% en Extremadura, Canarias y Andalucía, señala el informe. “Esa distinta composición del alumnado influye en el rendimiento medio de los centros, que se refleja en sus tasas de repetición y las puntuaciones en PISA”, añade el documento, “lo que da como resultado centros públicos más debilitados por este motivo”.

Las características socioeconómicas del entorno del alumnado inciden en las condiciones en las que se desarrolla el aprendizaje, el ritmo de avance en las etapas formativas y los resultados educativos. Parece obvio, pero a veces se olvida, enterrada la realidad por el triunfante discurso meritocrático. El informe de la Fundación BBVA y el IVIE lo recalca. Porque esas características difieren entre los centros públicos y privados de las distintas comunidades autónomas. Los centros públicos forman al 70% de los alumnos del sistema educativo español y los centros privados, concertados o no, al 30% restante, señala el informe. Además de por el volumen de estudiantes atendidos, los centros públicos y privados se diferencian por el perfil socioeconómico medio de sus alumnos, recuerda el informe. “Si se distinguen tres escalones en las condiciones de entorno que ofrecen las familias para la educación —más favorable, medio y menos favorable—, en los centros públicos predominan los alumnos de entornos medios (60%), pero hasta un tercio de sus estudiantes provienen de entornos socioeconómicos menos favorables. Por el contrario, los centros privados atienden mayoritariamente (65%) a alumnos que provienen de entornos más favorables y apenas están presentes en ellos los alumnos de entornos menos favorables (8%)”, señala el documento, perteneciente a la serie Esenciales.

En las comunidades con porcentajes mayores de alumnos provenientes de entornos menos favorables —Andalucía, Canarias, Extremadura, Región de Murcia y Castilla-La Mancha—, “aumenta sustancialmente el peso de los mismos en los centros públicos”, señala el informe. En cambio, en el resto de regiones la importancia de los centros públicos que atienden a alumnos con estas características es muy inferior. Las diferencias regionales en los centros privados se establecen, fundamentalmente, en el peso de los alumnos provenientes de entornos más favorables. Sobresalen por encima de la media en este sentido algunas de las comunidades más ricas —Navarra, Cataluña y Madrid—, pero también Castilla-La Mancha, una comunidad con menos renta y escaso peso de la educación privada, pero en la que los centros privados se concentran mucho en los alumnos que provienen de entornos más favorables. En cambio, los centros privados del País Vasco —otra comunidad rica, pero con un amplio sistema de conciertos educativos— no sobresalen por su concentración en el alumnado de entornos socioeconómicos más favorables, siendo mayoritarios en ellos los de entornos medios. Lo mismo sucede en la Comunidad Valenciana, Baleares, La Rioja, Galicia y Extremadura.


El entorno, fundamental

Los entornos de los alumnos son relevantes para sus resultados formativos, tanto en términos de las competencias alcanzadas como del ritmo de avance en los estudios, señala el informe. La puntuación PISA promedio en Ciencias de un alumno que estudia en un centro de entorno más favorable supera en España a la de uno menos favorable en 67 puntos, lo que equivale a dos años de estudio.

Es decir, el alumno con un entorno menos favorable tardará más tiempo en adquirirlas, probablemente perderá algún curso, y tendrá un nivel más bajo de competencias al final de sus estudios obligatorios, señala el informa. Sin embargo, esas diferencias no son de la misma magnitud en los distintos sistemas educativos regionales, oscilando entre 37 puntos (Castilla y León) y 94 puntos PISA (Canarias). Ello indica que el funcionamiento de los centros y los sistemas educativos regionales puede contribuir a que el efecto del entorno socioeconómico se amortigüe, o se agrave.

Diferente nota a los sistemas educativos

Los sistemas educativos más equitativos logran minimizar el efecto del entorno en los resultados de los alumnos, especialmente de los que cuentan con condiciones familiares menos favorables para el aprendizaje. Su contribución se refleja en una reducción de la distancia entre los resultados de esos alumnos desfavorecidos y del promedio de alumnos españoles. En ese sentido, sobresalen los sistemas educativos de Castilla y León, Navarra, Galicia, Aragón y la Comunidad Valenciana.

Otros cuatro sistemas educativos regionales, en cambio, logran que los alumnos que cuentan con entornos socioeconómicos favorables destaquen más en sus puntuaciones: Navarra, Comunidad de Madrid, Cataluña y Canarias. Se trata de un resultado positivo desde la perspectiva de la eficacia formativa que no siempre va acompañado de una ampliación de la brecha con los alumnos que provienen de entornos menos favorables. Así, mientras en Cataluña y Canarias la brecha mencionada se amplía porque los resultados de los menos favorecidos se sitúan por debajo de la media española, en la Comunidad de Madrid y, sobre todo, en Navarra, eso no sucede.

Muchos repetidores

Uno de los rasgos más negativos en el caso español es el elevado porcentaje de repetidores, una práctica mucho más extendida que en el conjunto de la OCDE, pese a que la mayoría de evaluaciones concluye que repetir curso no mejora el rendimiento. La probabilidad de ser repetidor es mayor en los centros públicos y se multiplica por 5,5 entre los alumnos de entornos desfavorables. Influido por este hecho y por la composición del alumnado de los centros, el porcentaje de repetidores antes de los 15 años es mucho mayor en los centros públicos (37,7%) que en los privados (17,1%). De nuevo las diferencias regionales son notables: mientras en Andalucía las probabilidades de ser repetidor se multiplican por de 3,8 en los entornos desfavorables, en la Comunidad de Madrid aumentan 9,7 veces, a si bien hay que advertir de que existen otros rasgos diferenciadores de los sistemas educativos regionales que inciden en este resultado.

“Las políticas de igualdad de oportunidades educativas en España deben orientarse a apoyar especialmente a los alumnos que se enfrentan a mayores obstáculos derivados de su entorno socioeconómico y a los centros en los que estos se forman, así como utilizar instrumentos cuya eficacia esté evaluada”, indica el informe [ver aquí informe completo].
Más contenidos sobre este tema




Hazte socio de infolibre

4 Comentarios
  • CarlosP58 CarlosP58 28/06/19 00:39

    Gracias a Ángel Muñarriz por su artículo. Lo que dice es un reflejo de lo que vemos y nuestros políticos no resuelven, quizás por sus votantes.
    Tanto el artículo como el informe habría que mandárselo a todos los partidos políticos con representación parlamentaria estatal y autonómica.También a los medios de comunicación, para que cuando vuelvan a hablar de Pisa no olviden los entornos educativos y los manejos de los sistemas educativos privado y concertado.
    Tomarse esto en serio sería la primera preocupación, no de gobierno, sino de país y futuro.
    Todo lo grande está en medio de la tempestad, decía Heidegger. Por eso la educación es un temporal continuo y los docentes sus marineros para mantener la sociedad a flote.
    Respecto a inversiones, recordar: " El conocimiento es una riqueza que puede transmitirse sin empobrecer" de Nuccio Ordine.
    Y terminar con algo que ya deberíamos tener asumido como sociedad.
    "La enseñanza es al mismo tiempo la profesión más valiosa y la más infravalorada" David Armitage.
    Saludos y Periodismo Libre.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

  • senenoa senenoa 27/06/19 14:01

    Y seguro que para llegar a esa conclusión necesitaron un análisis profundo... El problema está en que la enseñanza privada concertada no se rige, de facto, por las mismas normas que la pública; y eso lo sabe cualquier inspector de cualquier consejería de educación de cualquier automía de este país. La ideologías franquista llega muy lejos y, a donde no llega, manda recado.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • M.T M.T 27/06/19 10:12

    De todos es sabido que el entorno sociocultural h socioeconómico de las familias influye en el desarrollo formativo y en el rendimiento académico de los escolares. El reforzar el valir de idiomas, deporte, música y arte, tecnología, por citar solo algunas áreas de refuerzo que exigen actividades extraescolares, tiempo, dinero y esfuerzo, sobre todo voluntad de esfuerzo... ¿ quién o quiénes se lo inculca a las familias y por ende a los escolares? ¿ a quién o a quiénes corresponde esta tarea? ¿ las diferentes políticas favorecen el bienestar sociocultual y socioeconómico de las familias para que este bienestar se refleje en un mayor cultura y formación de los escolares?
    En muchos casos observo que lo que se inculca sobremanera es la diversión y menos el esfuerzo. En este clima bajo mínimos educamos?
    Tengo serias dudas al respecto.
    Gracias al autor por su artículo.
    Saludos.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • PRey PRey 27/06/19 09:11

    ¿Alguien piensa a estas alturas que los problemas de los centros públicos de enseñanza pueden desligarse de nuestra realidad social? La educación es la punta del iceberg que visualiza los males de fondo: modelos sociales a seguir, negocios de la tecnología a cuenta de la salud mental de numerosos usuarios, fomento del individualismo, atender más a lo aparente que a lo profundo. Cada detalle se refleja de un modo u otro en los menores.
    ¿Y que importa esta noticia? A las intervenciones me remito. Nuestro futuro se cuece en las aulas, para bien o para mal.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.