X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Derechos humanos

Cae casi a la mitad la llegada de inmigrantes en 2019, pero sube el riesgo del viaje y cada vez hay más menores

  • La ONG Apdha, que estudia el fenómeno migratorio en la costa española, alerta contra el recrudecimiento de la represión
  • El número de llegadas pasa de 64.120 en 2018 a 33.261 en 2019, cuando la ONG contó 585 muertos o desaparecidos
  • Los menores suben un 128% en dos años y son casi el 30% de los llegados por mar
  • Las rutas canarias y de Alborán son las más peligrosas, según el balance Frontera Sur

Publicada el 03/02/2020 a las 12:00 Actualizada el 03/02/2020 a las 12:34
Veintidós inmigrantes llegaron el martes al Puerto de Tarifa (Cádiz) tras ser rescatados por Salvamento Marítimo en tres pateras.

Llegada de inmigrantes a Tarifa (Cádiz).

EFE

La ONG Asociación Pro Derechos Humanos de Andalucía (Apdha), atenta observadora del fenómeno migratorio en las costas españolas, lanzó este lunes un duro mensaje contra las políticas llevadas a cabo por el Gobierno en 2019. Según esta ONG, que hizo público su informe anual Frontera Sur, un balance migratorio sobre 2019, el Ejecutivo logró un descenso de casi el 50% en el número de personas llegadas a España por la llamada "frontera sur", que abarca todo arco litoral desde Huelva hasta Valencia y también incluye Canarias y Baleares, así como Ceuta y Melilla. El número de llegadas pasó de 64.120 personas en 2018 a 33.261 en 2019. Esto supone 30.859 llegadas menos y un retroceso de un 48,12%. La cifra vuelve a acercarse a la de 2017, cuando fueron 28.707. La serie de Apdha, que desvela que casi un 30% de las llegadas por mar fue de menores de edad, indica que 2018 fue un año de llegadas masivas. Pero el precio de este retroceso, señala la ONG, fue elevado. 

Según Apdha, se debió a "un refuerzo de políticas que vulneran gravemente los derechos humanos, y que se fundamentan en la subcontratación de la represión por parte de Marruecos y el despliegue de la Agencia Europea de la Guardia de Fronteras y Costas, Frontex". Este fenómeno se da, señala la ONG, mientras el número de menores de edad que llegan a las costas ha subido más de un 128% en dos años.

La ONG critica el apoyo de la UE a Marruecos con 140 millones de euros "para el control migratorio, la financiación para la compra de centenares de vehículos todoterreno y la instalación en el lado marroquí de la frontera de una triple hilera de concertinas". También carga contra las prácticas del país norteafricano contra la población subsahariana, por la "prohibición de residir en las ciudades del norte de país y las continuas redadas de deportación tanto en campamentos como en viviendas particulares". El reforzamiento de Frontex, según Apdha, ha traído como consecuencia la "militarización de los rescates y la merma en las funciones de Salvamento Marítimo, un servicio público que tenía como objetivo garantizar el derecho a la vida". Ello se ha producido mientras, según la ONG, se dejaba en manos de Marruecos el rescate de embarcaciones en su zona SAR (Search and Rescue) “en condiciones absolutamente precarias”.

El número de pérdidas humanas, entre fallecidos y desaparecidos, baja. En 2018 fueron 1.064. En 2019, 585. No obstante, Apdha llama la atención sobre el hecho de que, comparativamente, haya más muertos con respecto al número de llegadas en 2019 que en 2018. En 2019 el porcentaje de pérdidas humanas con respecto al de llegadas fue del 1,75%, frente al 1,66% de 2018. En 2019 hubo, además, más del doble de muertos que en 2017, cuando se produjeron 249 con 28.587 llegadas. En los tres últimos años, según la monitorización realizada por esta ONG, han muerto o desaparecido 1.898 personas, más de 630 al año.

"La ruta canaria es una de las más peligrosas. Se ha cobrado la vida de 200 personas. Especialmente dolorosos fueron para la organización los naufragios del 16 y 17 de mayo, con 23 personas muertas; la muerte el 8 de mayo de una bebé de poco más de un año llamada Sephora; o la muerte de 37 personas el pasado 28 de septiembre, cuyos cadáveres fueron apareciendo poco a poco en las costas de Mohammedia, en Marruecos. No obstante, la ruta más mortal de todas es la de Alborán, que ha llegado a cobrarse la vida de 262 personas", señala Apdha.

Llegadas por mar

Del total de 33.261 entradas, un total de 26.916 accedieron por vía marítima, mientras que 6.345 lo hicieron por vía terrestre, es decir, a Ceuta y Melilla. Las llegadas por tierra bajan de 1.930 a 1.361 a Ceuta y suben de 4.643 a 4.984 a Melilla.

El informe se centra especialmente en el mar, que es la vía utilizada por el 80,92% de los inmigrantes. Los meses con más llegadas por vía marítima fueron enero (3.771), octubre (3.679) y julio (2.937). Los meses con menos llegadas por vía marítima fueron marzo (540), febrero (1.059) y abril (1.261).

La provincia que más inmigrantes recibe por mar es Almería, con 6.498, que adelanta a Cádiz (5.805). Es muy significativa la bajada en Cádiz, que en 2019 recibió 20.084 llegadas por mar. Después van Granada (4.128) y Málaga (3.819), también con importantes caídas.

Se aprecia una considerable subida en Canarias, que pasa de 1.425 a 2.918, lo que contrasta con la bajada generalizada. En Huelva, por donde Apdha no contabilizó ninguna entrada en 2018, entraron 57 personas por mar en 2019.

Es a Cádiz donde llegaron más embarcaciones, 276, por delante de Almería, 267.

Menores

El 54,65% de los llegados por vía marítima son subsaharianos. El 41,18%, norteafricanos. El 87,37% son personas de sexos masculino.

El número de menores crece. Si en 2017 llegaron 3.147, en 2018 pasaron a 7.053 y en 2019 a 8.066. El incremento en dos años es del 128,15%. Los menores suponen ya el 29,96% de las llegadas por vía marítima. El porcentaje se dispara con respecto a 2018, cuando fue del 12,26%.

Transparencia

Apdha exige “cambiar sobre unas políticas destructoras de derechos humanos, que obligan a que cientos de personas pierdan la vida cada año debido a la ausencia de vías seguras para migrar, con condiciones infrahumanas, sin posibilidad de cerrar nunca el ciclo de la tragedia”. Es un sufrimiento, añade la ONG, "que se prolonga más allá, evidenciado en la imposibilidad para los familiares de despedir con un mínimo de dignidad a sus seres queridos, se topan con trabas burocráticas infinitas y la falta de coordinación entre administraciones".

La ONG critica la falta de transparencia del balance quincenal del Ministerio del Interior, "un análisis simplista y confuso, caldo de cultivo para los discursos de odio, el racismo y la proliferación de estereotipos, en especial con la infancia migrante que viaja sin referentes familiares adultos”. Esta denuncia coincide con las conclusiones de la encuesta oficial Opiniones y Actitudes de la Población Andaluza ante la Inmigración, que desvela un endurecimiento de las posiciones de los andaluces en relación con la inmigración, como avanzó infoLibre [ver aquí].

La investigación de la Apdha se sustenta en el monitoreo, recogida, verificación y análisis de los datos, así como en la observación de realidades sobre los flujos migratorios”, por lo que, "debería ser fácil realizar una comparativa con los datos oficiales", señala la ONG. Pero no es así, señala Apdha: "Los obstáculos y la falta de metodología y rigor del ministerio [del Interior] lo impiden”. La Apdha muestra su preocupación por el "apagón informativo decretado en enero del pasado año que afecta a los rescates de pateras y que provoca que las personas rescatadas y fallecidas queden invisibilizadas". Se refiere Apdha a la menor información sobre rescates ofrecida actualmente en redes sociales por Salvamento Marítimo, antes una fuente de referencia continua.

Más contenidos sobre este tema




Lo más...
 
Opinión