x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Acuerdo en Bruselas

El acuerdo europeo allana el camino a los Presupuestos sin cuestionar el pacto de Gobierno de PSOE y Unidas Podemos

  • El presidente del Gobierno ya tiene lo que necesitaba para poner en marcha el proyecto: la certidumbre de que en los próximos años España recibirá aproximadamente 140.000 millones de euros de los que 72.700 serán en transferencias y el resto en préstamos
  • La condicionalidad se limitará a que los fondos se dedique a la transformación digital, a la transición ecológica y a la educación, objetivos todos ellos que ya estaban en el programa de la coalición

Publicada el 21/07/2020 a las 12:04 Actualizada el 21/07/2020 a las 12:10
El presidente Pedro Sánchez conversa con el primer ministro holandés, Mark Rutte, en un descanso de la cumbre de Bruselas. A la derecha, la presidenta de la Comisión, Ursula von der Leyen.

El presidente Pedro Sánchez conversa con el primer ministro holandés, Mark Rutte, en un descanso de la cumbre de Bruselas. A la derecha, la presidenta de la Comisión, Ursula von der Leyen.

Efe

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ya tiene lo que necesitaba para poner en marcha el proyecto de presupuestos: la certidumbre de que en los próximos años España recibirá aproximadamente 140.000 millones de euros de los que 72.700 serán en transferencias y el resto en préstamos. Una suma de dinero que, como él mismo se encargó de subrayar en rueda de prensa nada más finalizar la cumbre más larga de la historia europea y antes de viajar a España para presidir el Consejo de Ministros, representa el 11% del PIB español de 2019.

No es todo el dinero que España reclamaba, pero sí la mayor parte. Tiene dos elementos muy importantes para el Gobierno: la transferencia de fondos que no habrá que devolver y la decisión de que ese dinero salga, por primera vez en la historia, del endeudamiento de la Unión Europea. Y, lo que para Sánchez es igualmente importante, permite tener a día de hoy la cifra que necesitaba para empezar a trabajar en los que, si consigue el apoyo de la mayoría del Congreso, serán sus primeros Presupuestos Generales del Estado después de dos años en la Presidencia del Gobierno.

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, estaba a la espera del resultado de la cumbre para avanzar en el borrador de esas cuentas que, además de ser las primeras que expresen la política de la coalición PSOE-Unidas Podemos son especialmente relevantes porque sobre ellas deberá edificarse la recuperación económica que el Gobierno quiere hacer realidades año que viene tras el hundimiento provocado por la pandemia de la covid-19.

Sánchez regresa de Bruselas sin otra condicionalidad en el uso de esos fondos que su aplicación en los programas de de digitalización, educación y transición ecológica que ya estaban en el núcleo del pacto de coalición. Y sin nada concreto que le ate en relación con aspectos clave del programa de gobierno que comparten PSOE y Unidas Podemos como la modificación de reforma laboral, la sostenibilidad de las pensiones o la política fiscal.

“No hay nada nuevo”, declaró en Bruselas al término de la cumbre. Las recomendaciones por países de la Unión Europea para 2019 y 2020, recordó, “que son a las cuales se van a referir los planes nacionales de reforma y también la negociación que vamos a tener con la Comisión Europea y su aprobación ulterior en el Consejo Europeo”, hablan “de transición digital, de una política económica inclusiva, que fomente la cohesión social, de la transición digital”. La agenda de la Unión Europea y la de España, subrayó, “están en sincronía absoluta”.

El resultado de la cumbre despeja cualquier duda sobre la estabilidad de la coalición. El vicepresidente segundo y líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, lo dejó claro a primer ahora de la mañana a través de Twitter. “El acuerdo alcanzado esta madrugada en Europa no va todo lo lejos que a algunos nos gustaría, pero va en una dirección diametralmente opuesta a lo que vimos en la última década” y “tiene un alcance histórico y sin precedentes en la UE: el conjunto de los países que componen la Unión se endeudará conjuntamente para financiar un estímulo fiscal de una dimensión muy importante”. “No solo no impedirá que el Gobierno de coalición continúe aplicando su programa, sino que significará un enorme estímulo para continuar con las transformaciones”, subrayó.

Lección aprendida

En opinión de Iglesias “la UE parece haber aprendido las lecciones tras la crisis anterior: en esta ocasión no tendremos austeridad, sino un ambicioso plan de estímulos fiscales; en esta ocasión no tendremos hombres de negro visitando los países, sino planes de inversión negociados”. Con este dinero será posible, destacó, “impulsar la recuperación de nuestra economía y propiciar la transformación de nuestro modelo productivo, avanzando hacia la transición ecológica, la digitalización, la movilidad sostenible y el desarrollo de la economía de cuidados”.

A partir de ahora el Gobierno se centrará en los Presupuestos. Y eso significa también explorar con qué socios trata de sacarlos adelante o, lo que es lo mismo, decidir si busca un acuerdo por la izquierda con ERC o por la derecha con Ciudadanos.

Los socialistas son muy conscientes de las limitaciones de una colaboración con la formación naranja, cuyo programa económico, declaradamente neoliberal, está en las antípodas del Gobierno, pero en Moncloa saben también que la comunicación con Ciudadanos le resulta muy útil en relación con dos escenarios tan diferentes como complicados. El primero, según fuentes del Gobierno consultadas por infoLibre, está conectado con la derecha económica y mediática y, en especial, con la patronal. Porque desactiva los mensajes exagerados del PP y de Vox que tratan de retratar al Gobierno como un gabinete radical incapaz de abrir espacios de diálogo. El segundo, porque envía a los socios preferentes del Ejecutivo, PNV y Esquerra, el mensaje de que si en algún momento presionan demasiado, a diferencia de lo que ocurrió en febrero de 2019 esta vez Sánchez tiene un plan B para sacar adelante los Presupuestos. La expectativa de un pacto con Cs “centra” la imagen del Gobierno en un momento en el que los llamamientos al diálogo constructivo consumen su argumentario.

Los socialistas mantienen que su prioridad a la hora de sacar adelante los presupuestos del año próximo es llegar a acuerdos con los partidos que hicieron posible la investidura, pero a pesar de las quejas de PNV y Esquerra, se niegan a cerrar la puerta a Ciudadanos.

No obstante, en el PSOE saben que una cosa es pactar con Ciudadanos el estado de alarma y otras medidas relacionadas con la excepcionalidad de la pandemia y otra muy distinta los Presupuestos para 2021 y en especial la política fiscal. A pesar de ello, en Moncloa quieren dar margen a la negociación aunque eso suponga hacer alguna cesión a las demandas que en su momento plantee Arrimadas. Y Unidas Podemos también tendrá que asumirlo, asegura una fuente del Gobierno próxima a los socialistas. Exactamente igual que se hace, remarcan, cuando se habla con el PNV o con otros grupos políticos del Congreso.

Unidas Podemos no cree posible un acuerdo presupuestario con Ciudadanos, pero desde el principio Pablo Iglesias ha decidido no poner pegas a que Sánchez explore esta posibilidad. No obstante están convencidos de que, al final, será necesaria la colaboración de ERC, lo que a la postre puede obligar a retrasar la tramitación del proyecto a la espera de que se despeje el futuro de las elecciones en Cataluña.

Más contenidos sobre este tema




3 Comentarios
  • KAESAR64 KAESAR64 21/07/20 19:04

    Ahora nos deberíamos acordar de cuando eramos los reyes del mambo, porque construíamos 500000 viviendas al año ( una burbuja de manual) pero en plena fiesta, a ver quien era el chulo que quitava la musica, y al final llegó el desastre porque eso se mantenia con dinero fàcil y ahí EEUU es quien mas grande la tiene ( la cuenta o maquina de hacer billetes) mal pensados, y cuando exploto .... la historia la sabemos todos, desgraciadamente.
    Que hicimos con el dineral que estábamos sacando: hospitales, escuelas contratando personal etc, pues no. Siguiendo con las cosas del tamaño se dedicaron nuestros dirigentes a medírsela, la cartera... haciendo trenes AVE, aeropuertos del abuelo sin aviones, autopistas al lado de otra autopista, y ciudades monumentales de todo tipo: de la ciencia, de la cultura, del circo, de la justicia y ahí me quedo
    Ahora llega un virus que no es la amenaza de Andromeda sino peor, entre otras cosas porque esta, la de andromeda es un libro o película, muy buena por cierto, y el libro mejor, sino una real como la vida misma y de presumir que crecíamos mas que nadie en Europa, que la crisis estaba mas que superada y resulta que llega el enemigo microscopico de andromeda y nos pilla con los pantalones bajados y con los bolsillos vacíos. Entonces con la mirada de reojo y con el rabo entre las piernas se va a la desunion europea a pedir pasta y ocurre lo que todos presumíamos, que los que han hecho los deberes pero que aquí se les trata, al menos alguna prensa, de los malos de la película, intentan poner algo de suspense y cantarnos las cuarenta a s-pain que presumia de ser the best. la compasión y la lastima y la temperatura que hace aquí todo el año, yo que se, ha hecho que se les ablande el corazón a los "malotes" y nos lancen alguna botellita de oxigeno, veremos¡¡, como dice un buen amigo mio. continuará

    Responder

    Denunciar comentario

    1

    0

  • W. SMITH W. SMITH 21/07/20 18:35

    España recibirá el 19 % de estos fondos cuando nuestro PIB es el 9 % de la UE27, de lo que se deduce que el Covid-19 no ha provocado un impacto simétrico a lo largo y ancho de la UE tal como sugería Sánchez el pasado marzo, “es una crisis simétrica que afecta al conjunto de la UE” (El País 23 de marzo de 2020). Al contrario, porque el impacto de la pandemia está siendo muy asimétrica España recibirá el doble de fondos que su peso en PIB en la Unión. Harina de otro costal será comprobar como y quién va a a pagar al final todo esto (tanto los prestamos como los recursos para subvenciones) desde España. De momento caution con los depredadores nacionales ... y que no haya que volver al estado de alarma y tener que solicitar una segunda ronda.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    0

  • Isabelle006# Isabelle006# 21/07/20 17:14

    ¿Y qué tiene Bruselas que cuestionar del pacto PSOE UP?

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    4

Lo más...
 
Opinión