X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
14F | Elecciones en Cataluña

Casado se lanza a reescribir la relación del PP con Cataluña para frenar a Illa y competir con Vox

  • El líder de la oposición admite por primera vez que sin Cataluña nunca podrá ser presidente
  • Las referencias al ‘procés’, al 155, a la supuesta prohibición del castellano o al adoctrinamiento en la escuela pública desaparecen del discurso electoral de Casado
  • Publicamos esta información en abierto gracias a los socios y socias de infoLibre. Sin su apoyo, nuestro proyecto no existiría. Hazte con tu suscripción o regala una haciendo click aquí. La información que recibes depende de ti

Fernando Varela
Publicada el 30/01/2021 a las 06:00
El presidente del PP, Pablo Casado, se prepara para hacerse una foto en Barcelona junto a los cabezas de lista de su partido por las cuatro provincias en las elecciones catalanas del 14 de febrero.

El presidente del PP, Pablo Casado, se prepara para hacerse una foto en Barcelona junto a los cabezas de lista de su partido por las cuatro provincias en las elecciones catalanas del 14 de febrero.

Efe

El PP no es un “partido residual”. Representa “la moderación”. Y reivindica la Cataluña “olímpica que asombró al mundo en 1992”. Hace casi 30 años. “Yo no soy un tipo de Madrid que viene a Cataluña a decir a los catalanes lo que tienen que hacer”.

Quien escuchó estos días al presidente del Partido Popular en las intervenciones de precampaña que ha programado para tratar de impulsar las candidaturas conservadoras que se presentan a las elecciones del 14 de febrero no reconocerá el discurso sobre Cataluña de Pablo Casado. No al menos el que ha construido y defendido a lo largo de los últimos años y que, hasta que la pandemia se apoderó del debate político, era un lugar común de sus intervenciones en el Congreso.

Casado lleva 16 semanas visitando regularmente las cuatro provincias catalanas y tiene previsto estar presente en siete de las 14 jornadas de campaña electoral. Su objetivo inmediato: pelear con el PSC y su candidato, Salvador Illa, por los restos del naufragio de Ciudadanos, y quedar por delante de las candidaturas de Vox.

Como parte de su estrategia para conseguir ese doble objetivo, de las palabras pronunciadas por el presidente conservador durante sus cada vez más frecuentes visitas a Cataluña han desaparecido las referencias directas al procés, al 1 de octubre, a Oriol Junqueras o a Carles Puigdemont. No se ha referido ni una sola vez al artículo 155 de la Constitución, cuya aplicación ñor segunda vez para intervenir la autonomía catalana él mismo invocaba hace apenas un año. Y que era su principal estrategia para zanjar cualquier intento del entonces president Quim Torra de desafiar la integridad territorial de España.

Ni siquiera ha mencionado, al menos por ahora, la mesa de diálogo sobre Cataluña que el Gobierno de Pedro Sánchez aceptó crear para sentarse a hablar con el Govern de la Generalitat y tratar de encontrar una salida negociada al conflicto político catalán, atascado política y judicialmente desde que los soberanistas proclamaron unilateralmente la independencia de Cataluña el 27 de octubre de 2017.

Tampoco ha hablado de la supuesta prohibición del castellano en las aulas, algo que hasta el mes de diciembre era una referencia habituar de sus intervenciones públicas, al menos fuera de Cataluña, a pesar de que nada de eso se deriva de la nueva Ley de Educación. Es hora de “ver el catalán como una riqueza, no como una barrera”, repite ahora.

En plena precampaña del 14F, con un PSC al alza —según las encuestas— que trata de unificar bajo sus siglas a todo el voto no nacionalista y una ultraderecha a la que algunos estudios sitúan pisándole los talones, Casado ha optado por dulcificar su mensaje prescindiendo de la confrontación directa con el independentismo.

El líder del PP consume su tiempo hablando de creación de empleo, de reforzar la sanidad, de la seguridad en las calles, de la ocupación ilegal de pisos y de servicios sociales. Y sobre todo promete bajadas y supresiones de impuestos cuyos beneficios profetiza poniendo ejemplo de lo que, según él, ya está pasando en Madrid, en Andalucía o en Galicia.

“Nuestro proyecto es de largo recorrido”, se defiende de quienes le hacen ver la pequeñez de sus expectativas electorales: tiene cuatro diputados en el Parlament y, en el mejor de los casos, aspira a conseguir diez. “Esto no es un partido residual”, defendió el pasado fin de semana en un acto en Barcelona organizado para presentar sus candidaturas. Ni está “aislado”. “No es verdad”, aseguró. Ha ofrecido pactos al PSOE, ha “hablado” con alcaldes de Esquerra y se ha sentado a llegar a acuerdos en materia educativa con el PNV y con Junts, resaltó para probar la capacidad de diálogo del PP. Incluso con partidos independentistas, algo que cuando está en la tribuna del Congreso no duda en reprochar al presidente Pedro Sánchez.

El suyo, repite estos días de precampaña electoral, es un partido que representa “la casa común del constitucionalismo”, la “moderación” y “el seny”. “No somos un partido de extremos; somos un partido europeísta, autonomista, moderado, central”.

Él mismo, señaló hace unos días reivindicándose en un acto con empresarios, representa “la reforma, la convivencia, la igualdad, el progreso y la libertad”. En contraposición, claro, “a la ruptura, el enfrentamiento, el privilegio, la parálisis y el sectarismo”.

Necesita Cataluña para ser presidente

En una reciente entrevista concedida al diario La Vanguardia, Casado ni siquiera negó que su estrategia en estos momentos suponga una enmienda a la totalidad da la estrategia del Gobierno de Mariano Rajoy. “No lo sé”, respondió cuando le preguntaron. “Quiero ser presidente del Gobierno y Cataluña es clave. No se puede tener un proyecto en España sin entender las necesidades y problemas de Cataluña”, añadió admitiendo por primera vez algo que a menudo le ha reprochado Sánchez: el PP no puede tener un proyecto nacional siendo una “fuerza residual” en Cataluña o en Euskadi.

Atrás queda la recogida de firmas contra la supuesta prohibición del castellano en las aulas que según el PP se deriva de la nueva ley de Educación y que, según los conservadores, es una concesión a Esquerra a cambio de su respaldo a los Presupuestos.

La de ahora es, según sus propias palabras, “una apuesta personal”. “Estoy comprometido personalmente con Cataluña. Comprometido en tratar de hacer visible un cambio de actitud” porque “probablemente hemos cometido el error de hablar de Catalunya solo en términos del procés” y “los catalanes tienen otras prioridades: el empleo, la sanidad, la seguridad o elegir la educación de sus hijos. Mi actitud no es revanchista. Vengo a escuchar y a ser útil. Reconozco que hasta ahora no lo había conseguido trasladar”, aseguró en la misma entrevista a modo de autocrítica.

En el análisis que comparte estos días de precampaña, Casado asegura que “en Cataluña los errores políticos en la gestión del malestar social” de las primeras décadas de este siglo “supusieron perder muchas oportunidades”. Aunque no reconoce expresamente ninguno por parte de su partido. El problema comienza, según él, en “la exclusión del PP del diálogo político en Cataluña” con el Pacto del Tinell, el acuerdo de 2003 que dio origen al tripartito presidido por el socialista Pasqual Margall y que el PP siempre cita como un cordón sanitario organizado contra ellos.

Según Casado, “de los silencios y las complicidades con quienes” suscribieron aquel acuerdo “vienen no pocos de los problemas de hoy. Vetar al PP fue un error porque es parte indispensable de cualquier pacto político de relevancia en Cataluña, en España y en la UE”, sostiene.

Cero referencias al procés y ninguna referencia de brocha gorda contra el independentismo. Y sí un reconocimiento implícito de que quizá Cataluña lleva años sufriendo las consecuencias de una financiación por debajo de lo que le corresponde. “Lo que propongo al Gobierno es sentarse a negociar una financiación que responda a las necesidades de Cataluña”.

Por no hablar del conflicto con el independentismo. Casado niega expresamente la existencia de un problema de convivencia entre soberanistas y unionistas —algo que sí sostiene Sánchez— y ni siquiera relaciona la huida de empresas de 2017 con el intento de sucesión, sino con la falta de seguridad jurídica y de medidas favorables a la creación de empleo.

En su apuesta por Cataluña, Casado hace una elipsis para reivindicar el tiempo anterior al dominio soberanista. “La España real palpitaba en esa Cataluña que acabó siendo olímpica y que asombró al mundo en 1992”, una fecha que cita con frecuencia como un símbolo “añorado”.

“Durante tres décadas”, subrayó en una conferencia la semana pasada, “aparcamos las identidades. Nos centramos en las personas. Nos dedicamos a los empeños comunes”. Lo que falló, desde su punto de vista, no fue el peso político de Cataluña porque en esa etapa que echa en falta, “fue determinante el papel de CiU o de Esquerra”.

En ese afán, casi didáctico, al que se ha aplicado para redefinir la relación de su partido con Cataluña en plena precampaña, Casado afirma que el partido que preside “quiere ser parte indispensable de la solución”. Para los problemas que sufre Cataluña.

“Hoy la política catalana y la española adolecen del mismo problema: falta de ambición en los objetivos compartidos y el incumplimiento de las reglas. Es hora de pasar página de esa política de bloques. Hay que superar las fracturas políticas, sociales e incluso generacionales. Hay que trabajar por la convivencia dentro de la ley”, proclamó recientemente repitiendo, de nuevo, uno de los mantras de Sánchez sobre Cataluña.

Suscríbete a infoLibre, forma parte de un periodismo honesto

Creemos en la información. Queremos que tú seas su dueño para que no dependa de nadie más. Por eso, nuestro proyecto se basa en la existencia de socias y socios comprometidos que nos permiten investigar y contar lo que pasa sin ataduras. Si eres uno de ellos, gracias. Sabes que puedes regalar una suscripción haciendo click aquí. Si no lo eres y quieres hacerte con una, este es el enlace. La información que recibes depende de ti.

 

Más contenidos sobre este tema




29 Comentarios
  • Paco b. Molina Paco b. Molina 31/01/21 16:48

    A ver si va a ser que le pasa igual que a Aznar, que en la intimidad tambien habla catalán.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    3

  • GRINGO GRINGO 31/01/21 10:53

    "Es que no nos entendisteis bien", no gritábamos "a por ellos, oe oe oe", era, "amo a ellos, oe oe oe", ya sabéis que muchos ejjjjpañoles no pronuncian demasiado bien....

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    2

  • guilemm guilemm 30/01/21 20:38

    Los PPeros son residuales en Cataluña desde siempre, así mismo son residuales en El País Vasco y tienen que ir en coalición con la Dcha. Navarra en Navarra. Ellos que son tan españoles y que tienen la exclusividad de la españolidad y que se jactan de discernir entre quien es patriota y quien no....pues resulta que en estos tres territorios con economías potentes y fuertemente desarrollados económicamente y socialmente, con sociedades muy plurales .... pues da la casualidad y de forma tozuda que no pintan nada para bien del resto de España y para las sociedades Catalana, Vasca y Navarra. Si en el resto de España cundiera el ejemplo, nos libraríamos de tanta cutrez, indolencia, maldad, chulería, malversación y corrupción, que haría que España por fin pudiese descollar.
    Pero la realidad tozuda es que la ciudadanía de otros territorios no está por la labor (p.ejm. Madrid cuyos votos por la cantidad de gente que la habita son decisivos para que la cutrez persista).
    Cuando los entrevistan no he oido a ningún periodista decirles a la cara ¿Como van Vds. de tan españoles si en los tres territorios más desarrollados de España Vds. pintan poco....acaso esto no les hace reflexionar?. ¡Qué cruz con esta gente no aportan mas que desidia y sufrimiento!.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 2 Respuestas

    0

    6

    • paco arbillaga paco arbillaga 31/01/21 07:17


      guilemm: El PP no cuenta nada en Navarra porque aquí tenemos un partido, UPN, que es tan o más de derechas que el PP, y que son los herederos ideológicos de la Navarra que apoyó al dictador en la guerra incivil.

      Ese partido casi siempre ganas las elecciones, y para que no gobierne se tienen que aliar los partidos que no son de su cuerda, como ha ocurrido en las dos últimas legislaturas en el Gobierno Foral. A tener en cuenta que en los dos mayores ayuntamientos de Navarra, Pamplona y Tudela, gobierna esa derecha que aquí sufrimos, y en Pamplona lo hace con el apoyo del PSN (los socialistas navarros).

      Así que en cuanto a partidos de derecha yo no tomaría a Navarra como ejemplo para el resto de España. Porque sea «nuestra» derecha, derecha extremosa, no es mejor que la pepera.

      Me parece que en otras autonomías hay derechas autóctonas que ya, ya, aunque algunas se camuflen diciendo que son independentistas. Osasuna2 salu2.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      2

    • Isabelle006# Isabelle006# 30/01/21 21:53

      "Cuando los entrevistan no he oido a ningún periodista decirles a la cara ¿Como van Vds. de tan españoles si en los tres territorios más desarrollados de España Vds. pintan poco....acaso esto no les hace reflexionar?. ¡Qué cruz con esta gente no aportan mas que desidia y sufrimiento!."

      No puedo estar más de acuerdo con lo que argumenta en todo su comentario, lo calca. En la CAM los gobiernos reforzados por sus medios de desinformación escritos y audiovisuales, han colaborado durante años en inocular el mayor retraso sociocultural, el nacionalcatolicismo, el servilismo obsesivo a los propios hagan lo que hagan, prevariquen, roben, despilfarren de las arcas publicas y la desafección absoluta frente al sufrimiento que provocan en sus conciudadanos. Soy madrileña, yo también quiero la independencia de esta España mamarracha.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      4

  • Isabelle006# Isabelle006# 30/01/21 19:36

    Cuando no solucionáis las Infames situaciones de la Comunidad de Madrid que presidís, Ayuso, Casado, Arrimadas y Abascal ¿pretendéis engañar también a los catalanes con promesas falsas que no habéis cumplido en vuestra Comunidad? Sois todos unos sinvergüenzas, mentirosos y golfos, en Madrid habéis dejado abandonados a su suerte a miles de vecinos que siguen afectados por el corte de luz en el asentamiento irregular más grande de Europa. El conflicto ha llegado a los tribunales, desde donde se investigan posibles delitos cometidos por Naturgy y la Comunidad de Madrid. Han muerto ya cinco personas de frío y desolación como el anciano de 74 años, una mujer de 54 años que sufría una cardiopatía, un varón cuya patología previa era la diabetes, mas tres drogodependientes.

    Desde el Centro de Asesoría y Estudios Sociales (CAES) os han puesto sendas denuncias en los Juzgados de la Plaza Castilla, tanto a Naturgy como al gobierno de la Comunidad de Madrid, por delito de coacciones, trato degradante y negación de socorro.

    NO LOS VOTÉIS CATALANES, SOLO ECHAN VENENO.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    0

    8

    • GRINGO GRINGO 31/01/21 10:53

      SON VENENO.

      Responder

      Denunciar comentario

      0

      1

  • HEREJE HEREJE 30/01/21 19:21

    Está tan desorientado como cuando le tocaban exámenes finales en el CEU y no conocía ni las pastas de los libros. Solo que entonces no se presentaba y argüía que estaba muy liao con las juventudes facciosas. El problema ahora es que no tiene excusa y va a hacer el ridículo más espantoso.

    Tal vez si se contagia del covid pueda salvar su culito moreno.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    4

  • Zulma Zulma 30/01/21 18:31

    El Sr. Casado, en su pluripersonalidad funcional de poder, elecciones y "arañar votos" a la desesperada....no ha aprendido el significado de...credibilidad, veracidad y coherencia .

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    5

  • jagoba jagoba 30/01/21 15:32

    Arratsaldeon.
    Están troleando al PP.
    Lo estan arrasando en sus principios más básicos , férreos y franquistas.
    Esta dando tumbos. Lo mismo le besa el trasero a Abascal, que lo guillotina en la moción, que se hace supermonarquico, que busca lo mejor para los autónomos, a los que desprecia,que se caga en el 8M, que abandera la lucha feminista franquista de doña Carmen Polo...
    Hasta aquí lo normal para alguien que ha estudiado poco y ha aprobado mucho.
    Pero...quién coño le está escribiendo eslóganes en catalán? Hijos de perras. ¿Le están haciendo al PP catalán una inmersión lingüística?
    No sólo es un inútil indocumentado, es ridículo y patético.
    El gilipollas del josemari y su catalán íntimo. Que daño ha hecho a los principios del movimiento.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    7

  • Decrepitus Decrepitus 30/01/21 14:33

    Este espécimen que ha sido (imagino)bautizado como Pablo Casado,es según la segunda acepción de la palabra patético:penoso,lamentable,ridículo.Es lamentable desde luego en el congreso,oír sus declaraciones,verle en esa tierra de nadie que va de la extrema derecha de Vox a la otra menos extrema del Pp,si yo fuese votante del Pp,me preguntaría ¿que es lo que ha hecho o dicho(que sea eficaz)para resolver el problemón de la pandemia? ¿que ha aportado de positivo ha día de hoy semejante individuo?.Este tipo es una lacra para cualquier partido sea de izquierda,derecha o de centro,sólo sabe destruir,criticar,y mentir,no es el único en el panorama político que tenemos,pero desde luego es el más 
     llamativo.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    8

  • elcapitantan elcapitantan 30/01/21 13:45

    Toda esta troupe de payasos que viajan de Madrid a Barcelona y de Barcelona a Madrid en funcion de la basura que han dejado en la anterior ciudad y del puestecillo de trabajo bien remunerado que buscan freneticamente, deberian desaparecer ya del panorama politico español porque son INSUFRIBLES.
    Hablo de Cayetana la marquesa, Arrimadas, Girauta, Ribera el naranjito, Casado, Ayuso que tambien ha decidido ir a Bercelona a soltar mierda y tanta fauna miserable que se mueve por la vida politica española. De VOX no hablo.
    Por favor, ¡¡que alguien les calle la boca, YA!!.

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    9

  • LuisM7 LuisM7 30/01/21 13:01

    La verdad es que viendo a este elemento no me extraña que en Cataluña quieran ser independientes o formar parte de Papua Nueva Guinea. ¡Ojo, que los personajes como este Casado, no son privativos de otras tierras, en Cataluña !también están bien servidos! Sean de donde sean lo que hay que hacer es identificarlos y excluirlos. Hay que modificar el sistema para que mangantes e inútiles no puedan llegar al poder. Lo lamentable es que no se sabe como hacerlo, porque de repente te aparece un pamplinas como Trump y ahí lo tienes, ¡votado por un montón de millones de estadounidenses!

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    6



 
Opinión