X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Justicia

Paco Sanz, 'el hombre de los 2.000 tumores', deberá indemnizar a los estafados solo con 37.000 euros de los 260.000 que pedía el fiscal

  • La Audiencia de Madrid condena al acusado como responsable de un delito continuado de estafa a la pena de dos años de prisión
  • Los magistrados se limitan a las cantidades que se han podido acreditar y no contempla las ganancias que se dejaron de percibir

Publicada el 19/02/2021 a las 15:21 Actualizada el 19/02/2021 a las 15:26
Francisco José Sanz González de Martos, a su llegada al juicio.

Francisco José Sanz González de Martos, a su llegada al juicio.

EFE

Paco Sanz, conocido como el hombre de los 2.000 tumores, su expareja y la madre de éste deberán indemnizar con casi 37.000 euros a los estafados, entre ellos numerosos rostros populares, frente a los 260.000 euros que pedía el fiscal.

Así consta en una sentencia, a la que tuvo acceso Europa Press, en la que los magistrados de la Audiencia de Madrid condenan al acusado como responsable, en concepto de autor, de un delito continuado de estafa, a la pena de dos años de prisión.

A Lucía Carmona Castaño, el tribunal le condena a una pena de un año y nueve meses de prisión, después de que ambos, al inicio del juicio, alcanzaran un acuerdo de conformidad con el Ministerio Público y asumieran su responsabilidad en los hechos.

El acuerdo de conformidad no incluía las indemnizaciones, sobre lo que ahora se pronuncia el tribunal. A Paco Sanz el tribunal le condena a indemnizar 36.978,86 euros a los damnificados por la estafa, cantidad por la que deben responder también conjunta y solidariamente la madre del condenado, María del Carmen González de Martos Mena, y Lucía Carmona.

 

Los magistrados se limitan a las cantidades que se han podido acreditar y no contempla las ganancias que se dejaron de percibir como fue el caso de Pedro García Aguado. El conocido presentador del programa Hermano Mayor reclamó unos 20.000 euros por la pérdida de dinero que dejó de ingresar al realizar todo sin ánimo de lucro a favor de una causa solidaria falsa.

"La existencia y cuantía de lucro cesante es necesario probarla. Las ganancias frustradas o dejadas de percibir han de presentarse con cierta consistencia y al tratarse de supuestos hipotéticos, la valoración de pruebas debe partir de la ponderación razonable de la probabilidad de que estos habrían tenido lugar no cabiendo incluir eventos de futuros acreditados llamados sueños de fortuna", sentencian los magistrados.

Por ello, concluyen que ninguno de los damnificados que solicitaron la devolución de este dinero dejado de percibir han acreditado cuáles han sido las ganancias que no ingresaron, limitándose a realizar meras manifestaciones sin apoyadura alguna".

En la vista oral, los rostros populares estafados relataron cómo fueron víctimas del engaño por parte del acusado para ayudar a difundir su historia a través de sus redes sociales reclamando ser indemnizados por los daños morales sufridos al afectar a su imagen pública.

Viajes a EEUU

El juicio quedó visto para sentencia el pasado 10 de febrero. En su declaración, Paco Sanz explicó que recibió un tratamiento experimental en Estados Unidos para tratar el Síndrome de Cowden que sufre, recibiendo ayudas de su familia, amigos y donaciones de terceras personas para sufragar los gastos de los viajes.

Frente a ello, los investigadores de la Policía Nacional constataron que de los doce viajes que realizó a EE UU solo en uno de ellos fue al hospital donde supuestamente recibió un tratamiento experimental de un ensayo gratuito mientras que el resto eran viajes de ocio con un crucero en uno de ellos.

Según el fiscal, Paco Sanz llegó a amasar hasta 260.000 euros a través de donaciones de hasta 14.000 personas, entre ellos numerosos personajes públicos que querían ayudarle a difundir su historia. La estafa se alargó durante siete años hasta que en marzo de 2017 fue detenido.

Más contenidos sobre este tema
Etiquetas




1 Comentarios
  • JIRS JIRS 19/02/21 18:17

    Afortunadamente nunca he tenido ningún pleito ni tema con la justicia; pero si algún día lo tuviera, a ver si tengo suerte y me toca un juez de estos que si robas o estafas 1.250.000 €, me condena a devolver sólo 37.000; y si me cae cárcel, que sea la justita (menos de 2 años), para que no sea necesario que entre en ella.
    De ese modo, quedaré en libertad, con casi un millón de euros de los estafados, para vivir como su fuese el presidente del CGPJ.
    Siempre oí decir que la Justicia era ciega, pero con esto de la democracia avanzada y apenas sin carencias, de que disfrutamos, y con los avances de la ciencia, se conoce que la Justicia ha recuperado la vista, pero que ahora mira para otro lado.
    ¡Vaya tela......!

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    1

Lo más...
 
Opinión