X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
El futuro de Cataluña

ERC y JxCat se reparten un nuevo Govern que devuelve a Cataluña al centro de la política española

  • El acuerdo priva a Puigdemont del control que buscaba sobre el nuevo gobierno pero no despeja las dudas sobre la estrategia del independentismo
  • La mesa de diálogo, los indultos y los acuerdos en el Congreso vuelven al argumentario de la derecha  
  • Las diferencias entre Esquerra y Junts siguen sin resolverse pero el temor a una repetición electoral forzó un acuerdo basado en el reparto de las carteras
  • Publicamos esta información en abierto gracias a los socios y socias de infoLibre. Sin su apoyo, nuestro proyecto no existiría. Hazte con tu suscripción o regala una haciendo clic aquí. La información que recibes depende de ti

Fernando Varela
Publicada el 18/05/2021 a las 06:00 Actualizada el 18/05/2021 a las 11:46
El secretario general de JxCat, Jordi Sànchez, escucha al coordinador nacional de ERC y candidato a la investidura, Pere Aragonès, durante el anuncio de acuerdo de gobierno entre ambas formaciones.

El secretario general de JxCat, Jordi Sànchez, escucha al coordinador nacional de ERC y candidato a la investidura, Pere Aragonès, durante el anuncio de acuerdo de gobierno entre ambas formaciones.

EFE

Casi al límite del calendario, como empieza a ser tradición en la política catalana, ERC y Junts aparcaron este lunes sus diferencias y alumbraron un nuevo Govern —esta vez con el apoyo de la CUP— que devuelve Cataluña al terreno de juego de la legislatura española.

El desenlace tuvo lugar este fin de semana después de 87 días de negociaciones. Y todo hace pensar que el riesgo de repetición electoral, para el caso de que Junts no apoyase la investidura del candidato de Esquerra, Pere Aragonès, acabó por derrumbar las líneas rojas de unos y de otros. Sobre todo las de Junts, a la vista de las encuestas —publicadas y no publicadas— que en caso de vuelta a las urnas anticipaban un fuerte retroceso de los de Carles Puigdemont y un refuerzo del PSC, que con Salvador Illa a la cabeza ya ganó las elecciones del 14 de febrero.

El acuerdo del independentismo reedita la coalición que en los últimos años ha dirigido la Generalitat, pero con los papeles cambiados. A Junts no le ha quedado más remedio que acabar aceptando que la presidencia le corresponde a Esquerra —algo que Puigdemont se resistía a aceptar alegando que la diferencia entre neoconvergentes y republicanos había sido mínima—. Y ha tenido que plegar velas en su principal demanda: que el Govern quedase supeditado al Consell de la República, la organización que lidera Puigdemont desde Bruselas y que la estrategia del independentismo fuese la de la ruptura.

Para superar ese escollo, ERC y Junts le han dado una patada hacia adelante a los puntos más conflictivos —Consell y estrategia del independentismo se dilucidarán más adelante: quedan en manos de un “espacio estratégico” participado por partidos y organizaciones sociales soberanistas— y se han centrado en el reparto del Govern.

El nuevo ejecutivo catalán tendrá 14 departamentos —siete para ERC y siete para Junts—, uno más que el de la última legislatura. Y en él los dos socios se intercambiarán algunas de las carteras. Vicepresidencia, Economía y Hacienda, que en las dos últimas legislaturas habían estado en manos de ERC, pasarán a estar en posesión de Junts y estará encabezada por la vicepresidenta de la formación, Elsa Artadi.

Esta conselleria asumirá la gestión de los fondos europeos, una de las principales disputas entre ambos partidos porque ERC prerendía crear un comisionado vinculado a Presidencia y Junts quería que estuviera vinculado al departamento de Economía, que es lo que finalmente ha ocurrido. Aunque supuestamente ambas formaciones tendrán capacidad de decisión sobre el dinero.

Junts también pasará a tener Acción Exterior, Salud y Justicia, hasta ahora en manos de ERC, y mantendrá Territorio, que perdería las competencias de sostenibilidad, pero asumiría las de Políticas Digitales.

En estas consellerias, Junts situará al diputado de Junts en el Parlament Josep Rius al frente de la cartera de Acción Exterior, mientras que visualizan una conselleria de Justicia encabezada por el exvidepresidente primero del Parlament, el jurista Josep Costa, o por el actual conseller de Interior, Miquel Sàmper.

ERC mantienen Educación y Agricultura y Acción Climática —los republicanos querían crear un nuevo departamento sobre la lucha contra el cambio climático y las competencias sobre el medio ambiente estarán en esta Conselleria y no en Territorio como hasta ahora—, y también asumirán Presidencia, Interior y Cultura, hasta ahora en manos de Junts, y Trabajo y Empresa —dos departamentos hasta ahora separados que ahora se unirán—.

Los republicanos liderarán la nueva cartera de Feminismos e Igualdad, una de las promesas de la formación durante la campaña electoral, y tendrán el puesto de portavoz del Govern, del que se hará cargo la número dos de la lista de ERC a las elecciones del 14 de febrero, Laura Vilagrà.

La conselleria de Asuntos Sociales se llamará a partir de ahora conselleria de Derechos Sociales, pasará de ERC a Junts y la liderará la diputada de los de Puigdemont en el Parlament, Teresa Pallarès. Investigación y Universidades, que es un departamento de nueva creación, podría liberarlo el actual conseller de Empresa, Ramon Tremosa, según otras fuentes consultadas.

El acuerdo pone en marcha la legislatura catalana pero aparentemente está muy lejos de resolver las incógnitas que plantean las diferencias internas del independentismo, agravadas durante estos meses de negociación infructuosa, y las que afectan a la relación con el Gobierno de España. En particular qué estrategia acabará por imponerse: la ruptura que preconiza Junts y que busca un nuevo desafío a la legalidad vigente —la CUP se mueve en la misma línea— o el diálogo a través de la mesa creada el año pasado por el Gobierno de España y el Govern de la Generalitat con el objetivo de buscar una fórmula que reconduzca el conflicto social y político que estalló durante el último mandato de Mariano Rajoy. O si el desencuentro, como ya sucedió el año pasado, alcanzará tal intensidad que acabará provocando nuevas elecciones.

Esquerra, bajo la dirección de su líder, el todavía encarcelado Oriol Junqueras, más allá de la retórica republicana, quiere poner a prueba la voluntad de diálogo a través de la mesa, según las fuentes consultadas por infoLibre. No porque espere que Pedro Sánchez ceda a la demanda de un referéndum de autodeterminación sino porque confía en que la negativa a que el problema se resuelva en una votación acabará alimentando la mayoría social soberanista atrayendo hacia ella, entre otros, a los catalanes que hoy se sienten mejor representados por En Comú-Podem.

Junts, en cambio, no tiene ninguna expectativa con la mesa, una creación de ERC de la que los neoconvergentes nunca fueron partidarios. Y confía en que fracase a la primera de cambio y fuerce a ERC a volver a la estrategia de la confrontación.

En cualquier caso, la formación de gobierno en Cataluña abre la puerta a que la mesa vuelva a reunirse —sólo lo hizo en una ocasión, justo antes de la pandemia—, algo a lo que el presidente Pedro Sánchez se ha comprometido en varias ocasiones. Sánchez sigue creyendo que el diálogo es una buena estrategia para contribuir a la normalización de la vida política en Cataluña y alejar cualquier posibilidad de un nuevo intento de gestionar unilateralmente la independencia. como sucedió en 2017.

La vicepresidenta Yolanda Díaz, que con toda probabilidad será ahora la representante de Unidas Podemos en la mesa de diálogo, hizo saber su decepción porque el nuevo Govern no vaya a reflejar la mayoría progresista votada por los catalanes el 14 de febrero. “Quiero poner en valor el trabajo de Jessica Albiach y En Comú Podem que hasta el último minuto han trabajado por un Gobierno progresista comprometido por el diálogo. Por ahora no ha sido posible, pero estoy convencida de que el cambio que Cataluña votó en las urnas será una realidad más temprano que tarde”, dando a entender que la coalición ERC-Junts no tiene futuro.

La decepción también fue la nota dominante en el PSC de Salvador Illa, que ve desvanecerse definitivamente el sueño de intentar una investidura después de conseguir que devolver a los socialistas al pódium electoral catalán. Es un “intento de repetir un fracaso” para Cataluña, declaró Illa a la cadena COPE, propiedad de la iglesia católica. Dos partidos que llevan cinco años gobernando han tardado tres meses en alcanzar un preacuerdo que ni siquiera se atrevió a dar por definitivo: “Vamos a ver en qué acaba”, señaló.

Nadie en el PSC, en el PSOE o en el Gobierno de España cree que la coalición ERC-Junts vaya a ser estable. Una cosa es activar la legislatura y repartirse el Govern y otra muy distinta, aseguran las fuentes consultadas por infoLibre, hacer que el ejecutivo dure. Las relaciones entre Junts y Esquerra nunca han estado peor. Y no parece, según fuentes de Esquerra, que vayan a mejorar fácilmente.

Los indultos

La formación de Govern devolverá la situación en Cataluña al centro del debate político en España, un lugar de privilegio que perdió con la pandemia coincidiendo con el debate sobre los indultos a los dirigentes políticos y sociales condenados por el fallida declaración de independencia de octubre de 2017. En los próximos días el Supremo tendrá que pronunciarse.

A partir de ese momento será el Gobierno de Pedro Sánchez el que tendrá que decidir si anula la sentencia para facilitar la normalización política catalana. O si recurre a la reforma de los delitos de sedición y rebelión en el Código Penal que, al reducir las penas, con toda probabilidad también sacaría de prisión a los dirigentes del procés que permanecen en ella.

El líder del PP, Pablo Casado, consciente de que una gran parte de la pugna entre su partido y Vox por el voto conservador depende de este asunto, adoptó este lunes un tono grave para anunciar que “si Sánchez acepta indultos, la legislatura habrá acabado”. Aunque no explicó cómo va a suceder tal cosa, porque sólo Sánchez puede convocar elecciones.

En el Gobierno tenían grandes esperanzas en que un Govern liderado por Esquerra pusiese a Cataluña en el carril de la normalidad política, pero no está claro que los acuerdos con Junts vayan a permitirlo.

Lo que si mantienen los republicanos es su independencia de criterio en el Congreso: no habrá unidad de acción del independentismo en la Cámara baja, como exigía Puigdemont en un intento de someter a Esquerra a las exigencias del soberanismo más radical, que le sigue siendo mayoritariamente fiel. Así que el Gobierno podrá seguir ensayando acuerdos con ERC, con el añadido de que ahora Esquerra tiene también la presidencia de la Generalitat.

Suscríbete a infoLibre, forma parte de un periodismo honesto

Creemos en la información. Queremos que tú seas su dueño para que no dependa de nadie más. Por eso, nuestro proyecto se basa en la existencia de socias y socios comprometidos que nos permiten investigar y contar lo que pasa sin ataduras. Si eres uno de ellos, gracias. Sabes que puedes regalar una suscripción haciendo click aquí. Si no lo eres y quieres hacerte con una, este es el enlace. La información que recibes depende de ti.

 

Más contenidos sobre este tema




18 Comentarios
  • luzin luzin 18/05/21 14:02

    Los racistas supremacistas siempre se ponen de acuerdo para repartirse el botin ...

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 2 Respuestas

    11

    7

    • BardenFrente BardenFrente 18/05/21 15:00

      Si se refiere a los españolazos de Madrid, estoy de acuerdo

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 1 Respuestas

      7

      8

      • Isabelle006# Isabelle006# 18/05/21 19:30

        No se esmere este es un lector de Vozpòpuli y de la basura que lanzan la caverna mediática, es más nunca vota en las elecciones pero pone a parir a los votantes de izquierda, a todos los dirigentes de UP, sus votantes son nazionanistas y falsos rojillos, pero tiene para todos y todas.

        Responder

        Denunciar comentario

        5

        11

  • CinicoRadical CinicoRadical 18/05/21 13:37

    PSOE y ERC, la misma izquiedecilla es
    A ver si maduran

    Responder

    Denunciar comentario

    3

    4

  • BardenFrente BardenFrente 18/05/21 13:12

    Gobierno antifascista. No como lo que hay en Madrid.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    10

    10

    • Isabelle006# Isabelle006# 18/05/21 19:37

      ¡Enhorabuena! los de aquí bastante esperpénto nos ha caído con la purrela del Madrid-es-españa-y-españa-es-madrid.

      Responder

      Denunciar comentario

      7

      5

  • Romerales Romerales 18/05/21 11:42

    Esquerra a lo mejor es republicana,  pero  seguro que no es  un partido de esquerra.
    A las pruebas me remito. Peso del gobierno en manos de los post-convergentes.
    Y las políticas sociales? Ni van a estar ni se las espera.
    Podían haber conformado un gobierno netamente de izquierdas, pero con la excusa de "mayoría independentista" gobernará el "expartido" del Sr. Mas.
    Qué bien lo hizo cuando se envolvió en la bandera para disimular todos sus recortes y corruptelas.
    Que parezca que todo cambia para que nada cambie. 

    Responder

    Denunciar comentario

    6

    12

  • ACistero ACistero 18/05/21 11:30

    En el fondo, no podían dejar que otro ocupara los casi 500 cargos pendientes (40 millones en sueldos). ¡Qué vivo sigue el clientelismo!
    Lo analizo en VENITE ADOREMUS: https://www.reivindica.com/venite-adoremus/politica/

    Responder

    Denunciar comentario

    7

    12

  • Mdeo Mdeo 18/05/21 10:36

    Esto sera el principio de un matrimonio infernal. Y lo pagaran los ciudadanos catalanes para variar. Que pena.

    Responder

    Denunciar comentario

    6

    8

  • Jigsaw Lo Jigsaw Lo 18/05/21 10:17

    Bueno, pues ya esta.....
    Un gobierno de coalición entre un partido de centro derecha light , y uno de izquierdas, ahora a ver que tal les va y si se entienden y gobiernan para la gente, a ver si los de Sanchez y Yolanda Diaz se ponen de acuerdo..... ¿ NO ?, ¿ pero...no hablábamos de España?... ¿ no hablábamos de que el partido de izquierdas español, ( U.PODEMOS) se esta tragando todos los sapos habidos y por haber para gobernar con el partido de centro derecha de Margarita Robles, Nadia Calviño, Escrivá, o de derecha ultra de Gonzalez, Leguina, Lamban, Bono, y cia el del Psoe Nacional español?.

    Bueno pues perdón por la confusión, es que los catalanes con eso de estar alienados con trastocamos fácilmente,
    Primera consideración, a las palabras de mi adorada y admirada Yolanda Diaz, Catalunya NO ha votado ningún cambio, 52% independencia, el resto Unionismo.
    en Cat. sencillamente los ciudadanos españoles que viven en Catalunya y no quieren sentirse catalanes, ni que lo Catalanes de nacimiento lo sean, han votado en masa al Delegado del Gobierno español, Sr. Illa en vez de a " la montapollos" de C's. los de la sucursal catalana de Podemos, han sacado menos votos que VOX o Las CUP .
    pregunta para los españoles honestos, ¿Por qué los votos de los ciudadanos que votan opciones indepes. son votos de tontos, alienados, ilusos, borregos o gentes que no sabe lo que hace, y los de los que votan opciones Españolistas o Madrileñistas en Catalunya, son gentes progresistas, serias y sensatas?...

    Finalmente, una mínima consideración referente al Gobierno de Disneylandia, donde todo es maravilloso, y los políticos Sí son decentes ( no como los catalanes) si la cosa sigue como sigue, el PP liderando todo el bloque de ultra derecha y fascismo puro, y el bloque de derecha light hasta izquierda española liderado por Psoe-U.Podemos, vais de cabeza a las DOS ESPAÑAS, y quienes decidirán hacia donde se Gobierna en vuestro pais, será La Tercera Via, es decir, CATALANES Y VASCOS , ( los que rompen España) así es que a vuestros políticos igual les interesa dejar de cagarse en la boca de los catalanes y vascos y empezar a tener algo de consideración.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    15

    7

    • Hammurabi Hammurabi 18/05/21 13:58

      Has montado un poco de revuelo, es lo que tiene ir pisando callos.

      Responder

      Denunciar comentario

      2

      5

  • Angel10 Angel10 18/05/21 09:47

    Ayer escuché a Jordi Sánchez decir que van a gobernar para todos, pero que no va a defraudar al 52% de independentistas.

    Lo primero que veo es que arrima el ascua a su sardina, aplicando el porcentaje de escaños, que no el de votos, si aplicáramos este último quienes deberían estar desengañados son los votantes de izquierdas que son los que suman mayor número de votos y escaños, pero no gobiernan.

    En segundo lugar, entiendo que de no defraudar a los independentistas significaría que van a conseguir sus fines y creo que pueden darse por defraudados, eso no se puede hacer por las buenas sin cambiar las leyes y no cuentan con votos ni escaños suficientes en las Cortes españolas, por tanto o defraudan a los independentistas o incumplen la ley con las consecuencias por todos conocidas.

    De lo que está pasando hoy en Cataluña tengo que culpar a ERC y lo lamento, porque son un partido de izquierdas y por tanto, los siento compañeros de trinchera, pero considero una lástima que pueda mas el concepto burgués de nación que el concepto de clase.

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 2 Respuestas

    4

    8

    • Jigsaw Lo Jigsaw Lo 18/05/21 10:31

      a lo mejor amigo Angel, si TODA la izquierda española desde hace 80 años, NO hubiera renegado y ninguneado a un partido Catalan de izquierdas con 90 años de historia de luchas de clases, como ERC no dándoles en tu pais, ni el más mínimo crédito. ....

      al igual que ahora en que el Psoe o incluso los Comuns prefieren pactar con la derecha o la ultra derecha de C's o Ciu ( Colau pacto con C's para tener el ayuntamiento de Cat. y el Psoe con JuntxC para tener la diputacion).

      Sobre lo de la independencia todos los catalanes somos conscientes que es muy difícil, porque nosotros jamás usaremos la violencia, jamas. y en frente el Estado Español esta dispuesto a defender el Unionismo con todo, la violación de derechos, la guerra judicial, las cloacas del Estado, el relato calumnioso y catalanofobico de los medios, y sobre todo la violencia armada, ( policía, guardia civil, ejercito ) que como ya se demostró están dispuestos a llevar hasta la masacre o exterminio, si es necesario.
      Será difícil, pero algún día, dentro de diez o mil años, habrá Catalanes que por fin serán libres de ser y sentirse Catalanes, soberanos, e independientes de escoger su destino, el que les de la gana.

      Responder

      Denunciar comentario

      Ocultar 1 Respuestas

      13

      7

      • Angel10 Angel10 18/05/21 12:04

        Amigo Jigsaw Lo

        La izquierda española no ha ninguneado a ERC, incluso ha formado gobierno con ellos, recuerda el tripartito, precisamente para oponerse a las derechas de CiU, esa con la que ahora pacta anteponiendo el sentimiento burgués nacionalista al sentido de izquierdas de pertenencia a una clase.

        El PSC o Los Comuns son izquierda catalana, aunque colaboren con partidos españoles, lo que no son es independentistas y supongo que respetas las opciones ideológicas o de pertenencia de cada ciudadano.

        Ada Colau no pactó con C's, lo hizo con Vals, que fue el único dirigente de ese partido que estuvo contra la foto de Colón, creo que hay diferencias, o al menos, matices.

        Respecto al maniqueismo de catalanes buenos, Estado español malo, te recuerdo que el estado es la suma de todos sus ciudadanos y los catalanes independentistas, quieran o no, son ciudadanos del Estado español y entre TODOS tenemos la obligación de mejorarlo y si no lo conseguimos padecerlo. También te recuerdo que el independentismo catalán ha tenido opciones violentas, por ejemplo Terra Lliure.

        Respecto a que dentro de mil años los catalanes se gobernaran a si mismos, te diré "cuan lejos me lo fiáis" todos los imperios, todos los estados nacen, se desarrollan y desaparecen o se trasforman, a mi, desde luego me gustaría pensar que el Reino de España actual se transforma en la República Federal Ibérica y esta en una Federación o Confederación Europea y que las Naciones Unidas lleguen a tener poder real y democrático, pero ya sabes, "los sueños, sueños son" y mientras tanto prefiero que me gobiernen las izquierdas que representan mis ideas y mis intereses mejor que las derechas.

        Saludos y agradezco el debate argumentado aunque no comparta algunos de tus argumentos.

        Responder

        Denunciar comentario

        5

        12

  • Pepa Rosado Pepa Rosado 18/05/21 09:17

    Ojalá encuentren el centro de gravedad permanente que no varíe lo que ahora pienso de las cosas, de la gente (con ERC estoy un poco mosqueada).... hoy ha muerto Franco Battiato.

    https://youtu.be/004_rTSYyHU

    Responder

    Denunciar comentario

    Ocultar 1 Respuestas

    2

    5

    • MIglesias MIglesias 18/05/21 09:32

      Lo he visto. Otro referente de una época que se va. DEP.
      Andará haciendo transbordos por la Vía Láctea.

      Responder

      Denunciar comentario

      2

      7

  • paco arbillaga paco arbillaga 18/05/21 07:54


    Así que en Catalunya la derecha sigue participando del gobierno. Parece que ahora la palabra independencia iguale a todo el mundo, como si con ella desaparecieran las clases sociales. En las pasadas elecciones catalanas ganaron las elecciones la suma de los votos de los partidos de izquierda y sin embargo la «eterna» derecha de Pujol no abandonará la Generalitat.

    Ojalá que ese acuerdo sirva de verdad para mejorar la vida del pueblo catalán, y no solo aumentar el ego de unos cuantos políticos (en el artículo se habla de políticos, de reparto de puestos, pero nada de políticas para la ciudadanía). Salut.

    Responder

    Denunciar comentario

    3

    11



Lo más...
 
Opinión