x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
Lugares (imaginarios) para perderse

Elena Medel se refugia entre los versos de 'Pantalones de franela'

  • La escritora recuerda los veranos de adolescencia junto al poemario de Inmaculada Mengíbar, una visión feminista sobre los mitos románticos
  • En agosto, infoLibre pregunta cada día a un personaje del mundo de la cultura por un espacio ficticio en el que refugiarse

Publicada el 24/08/2015 a las 06:00 Actualizada el 25/08/2015 a las 10:41
La poeta Elena Medel.

La poeta Elena Medel.

Cristián Tena
Elena Medel recorre mentalmente su elenco de recuerdos asociados a las palabras "verano" y "escapada". Entre todas las posibilidades de una huida ficticia, la escritora se decanta por aquella que marcó algunos de los agostos de su adolescencia: "Si pienso en el verano pienso en Pantalones blancos de franela, el segundo libro de poemas de Inmaculada Mengíbar".

Elena Medel recupera el títuolo publicado en 1994, en un intento por rescatar el recuerdo de las escapadas adolescentes entre las páginas del libro, que se convertían entonces en refugio del calor estival. "Recuerdo ese libro rosa al borde de la piscina, salpicado por los chapuzones", cuenta.

Un libro “difícil de encontrar”, asegura la escritora, “pero que merece la pena”. Inmaculada Mengíbar escribe desde la sencillez de lo cotidiano, huye de lo metafísico, de las divagaciones simbólicas sobre lo abstracto, lo infinito y lo inexpugnable. Mengíbar aboga por una poesía que el lector sienta cercana gracias a la simplicidad estructural y sintáctica, que consigue recrear cada uno de los detalles extraordinariamente sencillos que componen la complejidad humana.

Pantalones blancos de franela es "un libro que funciona al mismo tiempo como reflexión sobre el amor y el desamor, y las relaciones de poder que tensan la pareja", recuerda la poeta. Asegura que la relectura del mismo supone para ella un análisis "de los mitos amorosos desde una óptica feminista". Un relectura que, de nuevo, sume a Medel en una escapada que funciona al mismo tiempo como abstracción y como un "emocionante tratado sobre el diálogo entre la vida y la escritura".

Y en la vida real…

Elena Medel (Córdoba, 1985) ha publicado varios título en el último año, por lo que asegura estar volcada en la lectura, "sin más". A pesar de ello, a finales de año saldrá en La Bella Varsovia, la editorial que dirige, la antología Cien de cien. Poetas españolas del siglo XX, "una versión ampliada y en papel" de su blog de Tumblr. En él recoge, cada día, un poema de una escritora.  

La poeta cuenta con una importante trayectoria a sus espaldas. Ha publicado los poemarios Mi primer bikini (2002), Tara (2006) y Chatterton (2014), ganador del XXVI Premio Loewe a la Creación Joven, así como los cuadernos Vacaciones (2004) y Un soplo en el corazón (2007). Ha reunido toda su obra en Un día negro en una casa de mentira (2015). Sus poemas han sido traducidos a una docena de idiomas, y también es autora del ensayo El mundo mago. Cómo vivir con Antonio Machado (2015). Actualmente dirige la revista Eñe y  La Bella Varsovia, editorial dedicada a la poesía.
Más contenidos sobre este tema




Lo más...
 
Opinión