X

Accede a todos los contenidos de infoLibre durante 15 días por 1. | El periodismo tiene un valor

infolibre Periodismo libre e independiente

¿Quiénes somos? Sociedad de Amigos
Buscador de la Hemeroteca

Hazte socio
Iniciar sesión Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Has olvidado
tu contraseña?
Secciones

Regístrate en infoLibre Comenta las noticias y recibe las últimas novedades sobre nosotros.

Gracias por registrarte en infoLibre Si además de comentar noticias quieres hacerte socio, sigue este enlace: Hazte socio
Formulario de Registro
¿Qué es Nombre público?

Es el nombre que se mostrará cuando hagas un comentario en infoLibre.es




Fuera de foco

Luis Landero vuelve a la "vieja inocencia infantil" del verano

  • El escritor, que publicó su última novela en enero, disfruta de su estatus de jubilado "sin derecho a vacaciones"
  • ¿Es cierto que el creador no descansa nunca? ¿Es su oficio es más ocio que trabajo? En agosto, distintos artistas hablan con infoLibre sobre su relación con el descanso

Publicada 30/07/2017 a las 06:00 Actualizada 29/07/2017 a las 14:09    
Facebook Twitter Mas Redes

Envíalo a un amigo Imprimir Comentarios 1

El escritor Luis Landero.

El escritor Luis Landero.

María Antonia Landero
A Luis Landero (1948​, Alburquerque, Badajoz) no parece irle el escanso. El prolífico novelista, premio de la Crítica y el Nacional de Literatura por su ópera prima Juegos de la edad tardía (1989), ha publicado la friolera de cinco libros en los últimos diez años con títulos tan sonados como El balcón en invierno (2014).

Su última novela, La vida negociable (Tusquets), espera en nuestras librerías más cercanas desde enero de este año. En ella narra en primera persona al más puro estilo de la novela picaresca, con un particular humor cruel, la vida de su antihéroe, Hugo Bayo.

Mientras su obra nos aguarda, él confiesa que este verano esperará el fichaje de Mbappé por el Real Madrid. Dada su actitud reposada, aunque "sin derecho a vacaciones" por su condición de jubilado, reconoce que puede huir de los vecinos más eufóricos, pero nunca de sí mismo ni de la actualidad mediática. Para Landero, el dolce far niente no es un verdadero placer: más bien, le resulta "agotador". Por último, reivindica "la impunidad" como símbolo veraniego de nuestra pícara y a la vez inocente infancia perdida.  

Pregunta. ¿De qué huye estas vacaciones?

Respuesta. Los jubilados no tenemos derecho a vacaciones, y en cuanto a lo de huir, toda huida es en vano, porque allá donde vayas te encontrarás contigo mismo. Pero un buen proyecto de fuga, y de mucha salud mental, sería huir de la actualidad mediática.

P. ¿Viaja de vuelta a casa, o a algún destino desconocido?

R. Casi siempre de vuelta a casa. Como los gatos, me gusta tener mi territorio fijo. Pero como leo mucho, siempre viajo a algún maravilloso lugar desconocido.

P. ¿Qué libros, películas o discos huelen más a tiempo libre?

R.  Los novelones del siglo XIX, las grandes biografías, las películas del Oeste, el silbar un tango a media mañana, el canto de los mirlos...

P. ¿Y qué lectura le acompaña en la bolsa de playa?

R. La primera y última vez que leí en la playa fue hace más de treinta años, una novela de Cunqueiro. Desde entonces no he vuelto a intentarlo, entre otras cosas porque no hay modo de encontrar una posición cómoda para leer.

P. ¿El peor vecino de piscina que se pueda imaginar?

R. El eufórico. Odio la euforia veraniega. Y esas madres que se pasan todo el rato aconsejando o riñendo a los niños. Definitivamente, prefiero la ducha.

P. ¿Aprovecha estos meses para adelantar trabajo, o el descanso es sagrado?

R. No, yo no dejo nunca de trabajar, es decir, de escribir, o de cortejar algún proyecto literario. Yo descanso escribiendo o enredando con mis cuadernos y mis lápices, y el ocio, o mejor dicho, el no hacer nada, es lo que me agota. El día que no escribo, salvo excepciones, es un día perdido. No lo digo, claro está, presumiendo de una virtud, sino solo como constatación de una manía.

P. ¿De qué asunto o personaje estará pendiente aun estando de vacaciones?

R. De Mbappé, por si viene o no al Madrid. Por lo demás, sigo leyendo seis o siete periódicos cada día, sobre todo la política internacional. La nacional suelo saltármela.

P. Si le digo “verano de infancia”, ¿qué imagen se le viene a la cabeza?

R. Correr y correr por el campo sin cansarse nunca. Y, sobre todo, impunidad. En verano, incluso de mayor, hay algo que invita a liberarse de culpas, responsabilidades y prejuicios. Parece como que revivimos la vieja inocencia infantil.
 
Correo Electrónico


Hazte socio de infolibre



1 Comentarios
  • Juan Ferrera Juan Ferrera 30/07/17 11:06

    Su última novela me ha encantado. Nunca pierda las mañas, por favor, en estos tiempos asirocados. Gracias muchas!!

    Responder

    Denunciar comentario

    0

    3

Lo más...
 
Opinión
Oferta anticrisis
 
Sociedad de amigos

Ya puedes ser accionista de infoLibre

Cargando...
Cualquier ciudadana o ciudadano interesado en sostener un periodismo independiente como garantía democrática puede participar en la propiedad de infoLibre a través de la Sociedad de Amigos de infoLibre.
facebookLibre