x

Nos gustaría enviarte notificaciones de las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
X

La buena información es más valiosa que nunca | Suscríbete a infoLibre por sólo 1 los primeros 15 días

Buscador de la Hemeroteca
Regístrate
INICIAR SESIÓN
¿Olvidaste tu contraseña?
infolibre Periodismo libre e independiente
Secciones
La cultura te hará libre

'Rebellion', "un caleidoscopio de contradicciones" para Xosé Manoel Núñez Seixas

  • El historiador gallego ha aprovechado el confinamiento para "atacar la montaña apilada de lecturas pendientes", entre las que tenía Calle Este-Oeste
  • Políticos, periodistas y politólogos recomiendan en infoLibre algunas obras culturales en las que refugiarse en este extraño verano

Publicada el 14/08/2020 a las 06:00
Cartel promocional de la serie 'Rebellion'.

Cartel promocional de la serie 'Rebellion'.

IL

"Nada como un confinamiento para atacar la montaña apilada de lecturas pendientes", explica el catedrático de Historia Contemporánea Xosé Manoel Núñez Seixas, quien en los meses de encierro ha viajado a varios puntos del mapa, y de la historia, gracias a las tres recomendaciones que invita a descubrir en la sección La cultura te hará libre, en la que periodistas, políticos y politólogos comentan varias obras culturales para este verano.

"Alejada de cualquier maniqueísmo y de los moldes de la narrativa patriótica irlandesa desde 1930, Rebellion es un ejemplo de cine de tema histórico, en el que se abordan temas de candente actualidad, desde el feminismo a los abusos de la Iglesia católica, pasando por los dilemas entre emancipación social y nacional", detalla el historiador gallego sobre la miniserie producida por la televisión irlandesa RTÉ, y distribuida por Netflix. El Alzamiento de Pascua de 1916, cuando los independentistas irlandeses proclamaron la República Irlandesa, es el marco de esta ficción calificada por Núñez como "un caleidoscopio de contradicciones".

Las ciudades de Belfast, Dublín y Londres son los lugares por los que los personajes de la serie irán desarrollando sus vidas. "Ante el espectador desfilan figuras históricas del panteón de padres de la patria irlandesa, como Pádraig Pearse, James Connolly o Michael Collins. Pero también personajes de ficción, que sin duda son los que más miga le dan al relato", alaba el historiador y destaca que hay que tener en cuenta las licencias argumentales propias de los creadores.

En cuanto a literatura, el autor de textos como Los colores de la patria y El frente del Este, opta por Calle Este-Oeste. Sobre los orígenes de "genocidio" y "crímenes contra la humanidad" de Philippe Sands: "Un fascinante libro, mezcla de ensayo jurídico, de investigación microhistórica sobre los orígenes familiares y de crónica de un tiempo difícil, el que va de 1918 a 1945, desde Centroeuropa a los Estados Unidos".

Sands explora este período histórico a través de sus personajes: su abuelo materno, los abogados judíos Lemkin y Lauterpacht, que ejercieron en el juicio de Núremberg, y un criminal nazi. El escritor y abogado británico-francés, en un intento de plasmar todas las realidades de lo sucedido, se entrevistó con el hijo del criminal nazi. "El viaje le lleva a descubrir personajes novelescos, desde una filántropa religiosa británica que acompañó a su madre, aún una niña, hasta el mejor amigo de juventud de su abuelo, que quizá fuese su amante", relata Núñez.

“Las peripecias vitales truncadas por años de cárcel, a veces por transgresiones tan nimias como hacer un chiste sobre el régimen o sugerir que los productos de otro país eran mejores, son impactantes en su sobriedad”. Estas experiencias, recogidas en el libro de testimonios Barro más dulce que la miel. Voces de la Albania comunista de Margo Rejmer (La Caja Books), han impresionado a Núñez. En su obra, la periodista polaca intercala personajes afines al régimen del socialista Enver Hoxha con hombres y mujeres represaliados por la dictadura albanesa. "Todo eso en un pequeño país donde todo el mundo se conoce, y donde represores y víctimas pueden coincidir en un café, en un torneo de ajedrez o en un autobús", remarca el historiador gallego y añade: "La conclusión, pese a todo, es que aún queda esperanza. Siempre hay un mañana, incluso en un país machacado por la historia".

Más contenidos sobre este tema




 
Opinión