Convergencia

En Marea y En Comú Podem estudian presentarse con partidos instrumentales si hay elecciones

Podemos apela a la "remontada" en una campaña con rostro amable y duras críticas al PSOE

Las alianzas territoriales de Podemos trabajan ya con la vista puesta en la probable repetición de las elecciones generales. Tanto En Comú Podem como En Marea tienen claro que reeditarán su pacto si se vuelven a celebrar los comicios, y la alianza entre Podemos y Compromís en la Comunidad Valenciana también tiene visos de repetirse, si bien podría variar la fórmula jurídica con la que se presentarían los pactos, especialmente en Galicia y Cataluña: allí, las confluencias debaten la idea de conformar un partido instrumental para intentar garantizarse el grupo propio en el Congreso.

A apenas unos días de que termine el plazo para investir un presidente del Gobierno, parece lejana la posibilidad de alcanzar un acuerdo, toda vez que las bases de Podemos han rechazado rotundamente apoyar el pacto suscrito entre PSOE y Ciudadanos, que estas fuerzas se niegan a romper y al que los socialistas, además, no quieren sumar al PP. En público, tanto el partido morado como las confluencias aseguran que van a intentar hacer valer su propuesta de Gobierno de coalición hasta el último momento, pero en privado, sus representantes reconocen que ya se han puesto a trabajar para estar preparados si finalmente se hace efectivo el escenario de nuevas elecciones.

En Comú Podem y En Marea no dudan de que repetirían su alianza en caso de repetición de los comicios. Así lo aseguran varios de sus dirigentes, consultados por infoLibre, que además explican que lo que se discute en estos momentos no es tanto el qué sino el cómo, es decir, la fórmula jurídica que sería más efectiva para alcanzar el objetivo de constituirse como grupo parlamentario en el Congreso, una meta que quedó truncada esta legislatura por la negativa de la Mesa de la Cámara Baja.

El problema fundamental que encontraron las coaliciones es que no se habían enfrentado ante el electorado, un escollo reglamentario que podría quedar solucionado a través de los partidos instrumentales, que tendrían una personalidad jurídica diferente de la de Podemos o IU, partidos que integran estas alianzas. El reglamento del Congreso también establece que "en ningún caso pueden constituir grupo parlamentario separado diputados que pertenezcan a un mismo partido", una circunstancia que tampoco se daría.

En las pasadas elecciones, las tres confluencias acudieron como coaliciones a las urnas, pero eso podría cambiar. La fórmula del partido instrumental se perfila como una de las opciones más probables para reeditar la alianza catalana, explica un diputado de En Comú Podem, que señala que los partidos que integran la confluencia –ICV, Podemos, EUiA y Barcelona en Comú– tienen claro que conseguir grupo parlamentario separado es una prioridad de primer orden para la cual hay que dejar atrás las reivindicaciones partidistas.

"La idea no convence demasiado en algunos actores, pero hay que poner por delante" esa pretensión, sostienen las fuentes consultadas, que explican que Podemos es el partido que ve con peores ojos la posibilidad de utilizar el partido En Comú Podem, ya registrado en el Registro de Partidos Políticos, para presentarse a unas eventuales nuevas elecciones. "Creo que en Cataluña no habrá problemas en presentarnos con esta fórmula", confía el diputado, que no obstante admite que los letrados del Congreso de los Diputados tampoco garantizan que En Comú Podem pudiera obtener grupo propio aunque su fórmula jurídica fuera la de partido y no la de coalición.

En Marea, dividida con respecto a la fórmula jurídica

Ese es el mismo dilema que existe en En Marea, la coalición que reunió a Esquerda Unida –la rama gallega de IU–, Podemos y Anova en las pasadas elecciones generales. Todas las fuentes consultadas coinciden en que no hay ninguna duda de que se reeditará la alianza, pero discrepan en la fórmula a utilizar: mientras Anova ha expresado públicamente su intención de conformar un partido político para tratar de sortear los escollos de la Mesa del Congreso y configurarse como grupo propio, Podemos e IU rechazan esta opción.

"Queremos garantizarnos un grupo propio, y creemos que un partido instrumental sería la mejor forma de lograrlo", explica un dirigente de Anova, que sin embargo reconoce que, incluso a través de esa fórmula, no existiría la "seguridad absoluta" de que En Marea pudiese establecerse por separado en el Congreso. "Dejarnos sin grupo fue una decisión política clarísima, y si ya fue grave hacerlo cuando cumplíamos todos los requisitos, teniendo un partido instrumental sería mucho más grave", argumentan estas fuentes.

No obstante, un integrante de En Marea contrario a constituir un partido instrumental rechaza que cambiar de fórmula jurídica solucione el problema. "No podemos engañar a la gente diciéndoles que con un partido tendremos tendremos grupo seguro, porque no lo sabemos", considera este dirigente, que coincide con su compañero de En Comú Podem al argumentar que los letrados de la Cámara Baja no garantizan este extremo. "Anova está lanzando señuelos en clave nacionalista" para sus bases, sostiene esta fuente, que argumenta que, por el contrario, la clave no está en el modelo que se utilice sino en tener "la mayoría" en la Mesa del Congreso para poder decantar la balanza en su favor.

Compromís, pendiente del Bloc

La Comunidad Valenciana es el único de los tres territorios donde no está claro que la confluencia entre Podemos y Compromís vaya a reeditarse. Ese territorio fue el que tuvo más problemas para conformar la alianza para las pasadas elecciones del 20 de diciembre por la oposición de una parte del Bloc Nacionalista Valencià –el partido más grande de los que componen Compromís– al pacto, y es de nuevo un sector de esta formación la que duda de la conveniencia de acudir a las urnas junto a Podemos o hacerlo en solitario. La prioridad, en cualquiera de los dos casos, es obtener grupo parlamentario propio.

El actual líder del Bloc, Enric Morera –que no se presentará al próximo congreso del partido, que se celebrará a finales de mayo si no hay repetición electoral– apoya la opción de conformar una alianza con Podemos y también con IU, que en las anteriores elecciones generales se presentó en solitario. Así piensa también Joan Baldoví, actual portavoz de Compromís en el Congreso de los Diputados, que aseguró este lunes que su formación se encuentra "estudiando alguna fórmula posible para que esa voluntad de tener grupo propio sea una realidad y no pueda haber una interpretación malévola del reglamento" de la Cámara Baja.

La ejecutiva del Bloc se reunió este lunes y abordó el tema. Fuentes conocedoras de la reunión aseguraron que la postura mayoritaria es similar a la que defiende Baldoví: que lo más práctico y conveniente es buscar la colaboración con Podemos e IU. "Durante estos meses se ha demostrado que hemos mantenido nuestra independencia y también nuestra visibilidad", sostienen estas fuentes.

En Marea consultará a sus bases para decidir sobre el acuerdo PSOE-Ciudadanos

En Marea consultará a sus bases para decidir sobre el acuerdo PSOE-Ciudadanos

Más sobre este tema
stats