Memoria histórica

La Plataforma por una Comisión de la Verdad denuncia la “gran vergüenza democrática” española

España es la “gran vergüenza democrática europea” en Derechos Humanos

Casi cuarenta años después de la muerte de Franco “todavía no se ha dado ningún paso” para reconocer los crímenes cometidos durante la dictadura y los derechos de las víctimas. Así lo ha recordado este miércoles la Plataforma por una Comisión de la Verdad coincidiendo con el Día InternacIonal de los Derechos Humanos.

El Gobierno de Mariano Rajoy no quiere hablar de los más de 150.000 desaparecidos durante el franquismo, ni de los miles de niños robados, ni de los más de 500.000 exiliados, ni de los miles de españoles que murieron en el campo de concentración de Mauthausen (Alemania).

"Los españoles llevaban el triángulo apátrida en los campos de concentración alemanes", recordó una de las víctimas del franquismo exiliada social, desde niña, en Francia. "Creemos que es importante que se conozca la historia tal como fue. Los jóvenes tienen derecho a conocer su historia".

La organización exige al Gobierno que escuche a los organismos internacionales, “cumpla sus obligaciones” y se ciña a las resoluciones que la ONU le ha trasladado desde hace años. “Somos la gran vergüenza democrática de Europa”, denunció Jordi Gordon, el responsable de prensa de la Plataforma por una Comisión de la Verdad.

La plataforma ha rememorado cómo se vulneraron todos los artículos de la Declaración de Derechos Humanos durante el franquismo y se cometieron “crímenes de guerra, genocidio y crímenes de lesa humanidad” que todavía siguen impunes.

La Asamblea General de Naciones Unidas calificó en 1946 la dictadura de Franco como “un régimen de carácter fascista, establecido en gran parte gracias a la ayuda recibida de la Alemania nazi de Hitler y de la Italia fascista de Mussolini”. Encubrir los crímenes del franquismo y no querer reconocerlos es una de las formas de seguir en un régimen fascista, según la Plataforma por una Comisión de la Verdad.

Naciones Unidas aprobó en diciembre de 1973 la resolución 3.074, que establecía que las personas culpables de crímenes de lesa humanidad “serán buscadas, detenidas, enjuiciadas y, en caso de ser declaradas culpables, castigadas”. El mismo documento dice que los Estados “cooperarán bilateral y multilateralmente” y “se prestarán ayuda a los efectos de la identificación, detención y enjuiciamiento” de los culpables de los crímenes.

En diciembre de 2005, la Asamblea dictó, en la resolución 60/147, que los Estados miembros tienen “la obligación de respetar, asegurar que se respeten y aplicar las normas internacionales de derechos humanos y el derecho internacional humanitario”. En la misma, se aprobó que entre los delitos “no prescribirán las violaciones manifiestas de las normas internacionales de derechos humanos ni las violaciones graves del derecho internacional humanitario”.

En 2013, el Comité de la ONU contra la Desaparición Forzada emitió un informe en el que expresaba su preocupación por la situación de desamparo en la que se hallan las víctimas del franquismo. Dicho informe instaba al Ejecutivo de Mariano Rajoy a “cumplir su obligación” y buscar a los desaparecidos durante la dictadura y la guerra civil.

Según la Plataforma por una Comisión de la Verdad, en la actualidad existen 2.382 fosas localizadas y sin exhumar, en las que se calcula que hay un mínimo de 45.000 personas.

Los tres modelos que pone Amnistía Internacional de cómo debe ser una comisión de la verdad

Los tres modelos que pone Amnistía Internacional de cómo debe ser una comisión de la verdad

Más sobre este tema
stats