Corrupción

Rajoy sostiene que la comisión de investigación sobre el PP "no aporta nada" en la lucha contra la corrupción

Javier Maroto, Mariano Rajoy y Fernando Martínez-Maillo, este lunes en el Comité Ejecutivo del PP.

El presidente del Gobierno y del Partido Popular restó peso este lunes a la comisión de investigación sobre la presunta financiación ilegal de su partido que arrancó este lunes con la comparecencia de Luis Bárcenas. Lo hizo a puerta cerrada ante el Comité Ejecutivo Nacional de su formación. Una cita que se solapó con el el tiempo con el citado órgano parlamentario.

Fuentes conocedoras del contenido de la intervención de Rajoy confirman que el presidente del Gobierno, que también tendrá que pasar por esta comisión al haber sido llamado por los grupos de la oposición, subrayó que este órgano parlamentario "no aporta nada" en la lucha contra la corrupción. Lo que aporta, dijo, son las medidas que se tomaron, a iniciativa de su grupo parlamentario en la X Legislatura.

Rajoy, según las mismas fuentes, interpretó que el objetivo de los partidos promotores de esta comisión es "sacar provecho político" y mantenerla en el tiempo el máximo tiempo posible.

"Las conclusiones", sostuvo, "están redactadas". 

El jefe de los conservadores hacía estas declaraciones al mismo tiempo que Luis Bárcenas se negaba en el Congreso a contestar el grueso de las preguntas que le lanzaron los diferentes portavoces parlamentarios.

Posteriormente, el vicesecretario de Comunicación del PP, Pablo Casado, insistió en estos mismos argumentos en rueda de prensa. Además, subrayó que el jefe del Ejecutivo había mostrado su confianza en que "cuanto antes" se pueda volver a las "cosas importantes". Y citó cinco puntos. Uno: que no hay alternativa al PP, tal y como quedó demostrado en la moción de censura contra Rajoy planteada por Unidos Podemos. Dos: que hay que hacer "esfuerzos" para seguir "hablando y pactando". Tres: que la imagen de España en el exterior es "magnífica" y que hay que trabajar para que esto ocurra también puertas adentro. Cuatro: que el escenario económico es "muy favorable". Y cinco: que, desde septiembre, el PP se tiene que poner a trabajar para ganar todas las citas electorales de 2019.

Casado censuró que los partidos de la oposición sólo estén interesados "en el pasado" y dijo que el partido, en esta cuestión" está este lunes "igual de tranquilo que hace una semana".

Pese a las críticas por parte del PP a esta comisión, no pasa inadvertido que es uno de los puntos que acordaron con Ciudadanos, su socio de investidura, a cambio de que la formación naranja apoyase a Rajoy como presidente del Gobierno.

Recurso al Constitucional

Hasta la fecha, el PP ha intentado, sin éxito, frenar el arranque de esta comisión. Primero presentó un escrito a la Mesa del Congreso, el órgano de gobierno de la Cámara, para que se paralizaran los trabajos de este órgano hasta que el letrado de la comisión emitiera un informe jurídico que clarificara su ámbito de trabajo. El PP considera que no se pueden investigar asuntos que atañan a otras legislaturas y cree que esta comisión, como mucho, no debe retrotraerse más allá de 2012. Tras este primer escrito, el Grupo Parlamentario Popular presentó otro de reconsideración a la Mesa para establecer unos límites con claridad. Además, piden que se acote la materia a abordar y la administración que puede ser investigada. 

En todo caso, la comisión de investigación arrancó sin que la Mesa haya decidido. Y, ante una previsible derrota, la dirección nacional del PP estudia en coordinación con la dirección del Grupo Parlamentario Popular en el Congreso llevar el caso al Tribunal Constitucional.

Rajoy almuerza con Rivera, un día antes de que el líder de Ciudadanos se vea con Sánchez

Rajoy almuerza con Rivera, un día antes de que el líder de Ciudadanos se vea con Sánchez

Más sobre este tema
stats