Sociedad de Amigos de infoLibre - Cabecera
Ilustración titulada ''infolibre''
Ilustración Juan Genovés

Características de la obra.

Edición realizada con la técnica de giclée (estampación digital) en papel Hahnemüle William Turner, 310 g/m2 de 55 x 40 cm. Mancha 40 x 27 cm.

Tirada de ciento diez ejemplares más diez Pruebas de Autor, firmadas y numeradas por el artista, 1/85 hasta 85/85 para la edición venal, I/XXV hasta XXV/XXV para una edición especial y 1/10 hasta 10/10 para las Pruebas de Autor.

Se ha utilizado una impresora micro piezo con tintas pigmentadas de larga duración (permanent print). Huella (gofrado calcográfico) realizada posteriormente coincidiendo con la mancha.

El artista Juan Genovés participa en la Sociedad de Amigos de infoLibre, para la que ha realizado una obra gráfica titulada 'infoLibre' que refleja su personal estilo de composiciones de multitudes y que está realizada con una técnica de estampación digital. Con una tirada inicial de 110 ejemplares y unas medidas de 55x40 centímetros, esta obra de Genovés se convertirá en el símbolo o anagrama de la Sociedad de Amigos. Editada por el artista entre marzo y abril de 2013, ha contado con Leonardo Villela para el tratamiento de la imagen y la impresión. Juan Genovés (Valencia, 1930) figura ya en la historia del arte por su cuadro 'El abrazo', pintado en 1976 y luego trasladado a una escultura que preside la céntrica plaza madrileña de Antón Martín. La obra pertenece a la colección del Museo Reina Sofía y se convirtió en un símbolo de la transición a la democracia, de la reconciliación entre individuos y colectivos en tiempos difíciles. Pero la obra de Genovés va mucho más allá del símbolo y abarca más de medio siglo de una producción artística expuesta tanto en los principales museos de España, como en pinacotecas de Estados Unidos y de Europa, entre ellas en centros tan prestigiosos como el Museo de Arte Moderno de Nueva York.

Con la figura humana como eje de su pintura y con un enfoque fotográfico de sus cuadros, el artista valenciano ha tejido una obra que ha combinado la innovación con el compromiso cívico. Genovés ha criticado siempre una cultura que fomenta la competitividad y la pérdida de valores sociales y ha apostado por un arte al servicio de las causas colectivas, por una pintura y una escultura expresionistas y provocadoras. De este modo, la soledad del individuo frente a la multitud impregna una obra singular muy premiada desde los años juveniles del pintor, cuando Genovés formaba parte de grupos artísticos como Parpalló, hasta la actualidad.